arrow

El lugar que nos prometimos (2004)

El lugar que nos prometimos
Trailer
6,1
1.184
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Durante la II Guerra Mundial, Japón quedó dividida en dos partes. En el Aomori, controlado por las fuerzas de EE.UU. viven dos jóvenes, Hiroki y Takuya, siendo sus mayores intereses una chica, Sayuri, y una gigantesca y misteriosa torre visible en el horizonte de Hokkaido, bajo el dominio de la Unión Soviética. Un día deciden construir su propio aeroplano y volar hasta la torre, pero antes de que puedan empezar, Sayuri y Hiroki son transferidos a diferentes colegios en el distante Tokio. Tres años después, Sayuri entra en un estado de coma profundo y ellos entienden que la única manera de ayudarla, y probablemente de incluso salvar el mundo, es cumplir la promesa de cuando eran chicos. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
Año / País:
/ Japón Japón
Título original:
Kumo no Mukô, Yakusoku no Basho
Duración
91 min.
Guion
Makoto Shinkai
Música
Tenmon
Fotografía
Animation
Productora
ADV Films / CoMix Wave
Género
Animación Ciencia ficción Drama Romance Amistad Aviones
Premios 0
6
Extremadamente preciosista relato sobre amistad atemporal
No conocía a Makoto Shinkai hasta que me he puesto a ver esta película, y sin duda estaba cometiendo un gran error omitiendo a este director de mis listas prioritarias de gente a seguir. Después de disfrutar "The Place Promised in Our Early Days" no me cabe duda de que le tendré el ojo echado encima. Y es que si bien esta cinta no acaba de ser realmente destacable a nivel general, sí que consigue que entren ganas de ver algo más salido de las mismas manos. Prodigiosas manos, cabe añadir.

El punto fuerte de esta película es su animación, muy por encima de casi cualquier cosa que pueda encontrarse actualmente en anime: No tiene tantísimos personajes a la vez como "El Viaje de Chihiro" ni la imaginería de cintas como "Paprika", pero cuenta con unos fondos impresionantes, detalladísimos, y unos efectos de luz realmente sublimes, espléndidos. Esto es animación 2D en "alta definición", y lo demás, tonterías.

Desgraciadamente no acompaña el guión. O quizá sí, depende de lo que uno busque. La historia es bastante simple: tres jóvenes hacen una promesa, la de volar hacia una preciosa torre en un avión que ellos mismos han construido. No importa cuándo, ni cómo. La cosa es cumplir la promesa. Pasan los años, y se distancian. La promesa se va olvidando, pero sueños que se repiten en la cabeza de uno de ellos le impulsan a volver a su pueblo natal, contactar con uno de sus amigos e intentar volver a cumplir el sueño.

"The Place Promised in Our Early Days" es una película muy íntima, con un mensaje bonito, una poesía a nivel visual que se funde con las frases que sueltan los tres personajes principales. Pero tiene un fallo y es su narración, muy confusa, que no acaba de perfilar bien nada: ni el elemento de ciencia-ficción, ni la historia de "amor", ni a los personajes. La historia ligeramente atropellada, haciéndose muy lenta en algunos pasajes sin apenas escenas que hagan subir el ritmo, puede además llegar a ser realmente pesada.

Sea como fuere, y pese a que no estamos ante una de las Obras Maestras del género -al menos en mi humilde opinión-, merece la pena verla aunque sea por su prodigioso apartado técnico. De verdad: Impresionante. Y la BSO... indescriptible. Si podéis perdonar que se quede a medias a nivel de narración, no os arrepentiréis. Ahora, a por "Voices of a Distant Star"...
[Leer más +]
33 de 38 usuarios han encontrado esta crítica útil
5
Petulante
Es tan bonito, está tan bien hecha, todos los detalles están tan cuidados, los diálogos están estudiados milimétricamente. Es todo tan perfecto, tan bonito que incluso da un poco de repelús. Makato Shinkai se pasa de poético, es bonito, tan bonito que resulta un poco empalagoso. Creo que las personas que rebosan amor pueden encotrar esta película fascinante, yo no soy así, y tanta ñoñería me parece casi un insulto, dicho sea de paso, un insulto hermosísimo.

La historia es una dulce fantasía, pero sus diálogos, y sobretodo la voz en off de los personajes tienen una función simplemente decorativa. Es como echarle ambientador a una flor, no era necesario adornar lo que ya es visualmente tan precioso. Si algo destaca en el film de Makoto Shinkai es su dibujo, el mejor que yo he visto hasta la fecha. Los fondos, paisajes y hasta el más mínimo detalle como nubes, reflejos, y objetos varios, están dibujados con una maestría asombrosa.
[Leer más +]
34 de 49 usuarios han encontrado esta crítica útil