arrow
Crítica de Celestrodorm
Palma de Mallorca, España
8
Han Solo: Una historia de Star Wars
Han Solo: Una historia de Star Wars (2018)
  • 6,1
    17.342
  • Estados Unidos Ron Howard
  • Alden Ehrenreich, Emilia Clarke, Woody Harrelson, Donald Glover, ...

Que no cunda el pánico

24 de 43 usuarios han encontrado esta crítica útil
Menos de medio año después, aquí estamos de nuevo, ante una nueva película de Star Wars, o como muchos auguran, ante un nuevo producto de la fábrica Disney, como si realizar una película fuera tan fácil y superficial como producir un juguete.

Voy a romper una lanza a favor de Disney. Sí, me voy a lanzar al vacío. Recordemos que la tan criticada Disney es también responsable de proyectos como Capitán América: Civil War y Los Vengadores: Infinity War. Tan mal no lo hará si entre las películas más taquilleras del año se encuentran filmes como Black Panther o, relacionándolo con la película que nos atañe y por mucho que a muchos les duela, Star Wars VII: El despertar de la fuerza y Star Wars VIII: Los últimos jedi.

El cine es una factoría en si, no es nada nuevo decir que desde siempre, el objetivo de todas las productoras ha sido generar dinero. Esto no es exclusivo de Disney. Sino, que se lo digan a los responsables de La Momia del Dark Universe de Universal o La Torre Oscura de Columbia, otros ejemplos de películas que querían recaudar lo máximo posible y se la pegaron. Y para que no se diga que voy a atacar lo fácilmente criticable, pondré otros ejemplos. Que le pregunten a James Cameron si su objetivo con Avatar era hacer la película más taquillera de la historia o no. Quizá no se lo esperaba, pero seguro que en la Fox daban saltos de alegría. Poco tardaron en anunciar 4 películas más. ¿Acaso eso no es prueba de que buscan hacer caja? ¿Qué película sale adelante sin tener como objetivo recaudar cuanto más mejor?

Al final, hacer una película de mayor calidad es parte de una estrategia para ganar mayor fama, y como consecuencia, obtener más rendimiento económico. Sigo con los ejemplos, en este caso, Tres anuncios en las afueras, una película que por calidad y renombre en los Oscar tenía como objetivo la recaudación económica.¿Qué quizá muchos proyectos tienen fórmulas agotadas, se debería decir basta y dejar de lanzar nuevas películas cuando ya no existe el efecto sorpresa (véase Alien: Covenant)? Pues sí, no lo vamos a negar. Pero, ¿saben qué? Resulta que se consiguen producir éxitos de taquilla con películas innecesarias.

Al final, todo es cuestión de oferta y demanda. Está muy bien criticar, siempre que se mantenga la lógica y se entienda la realidad. Los llamados 'haters' de Disney acabarán pagando su entrada de cine para ver la última película de Star Wars. No pueden resistirse. Acaban cediendo. Disney acaba ganando, ya se ha quedado con su dinero. Será que realmente no lo hará tan mal como dicen. Sino, no irían. Y por eso, al volver a conseguir un nuevo éxito de taquilla, Disney o la productora de turno no dudará en sacar una continuación.

Lo que quiero decir con todo esto es que deberíamos dejar de tanto criticar por criticar, y aprender a valorar la complejidad del cine. Independientemente de posibles problemas durante el rodaje, durante la promoción de la película y del resultado final, siempre se encontrarán puntos salvables. Y eso no es una excepción en la película que tenemos ante nosotros.

Han Solo: Una historia de Star Wars cumple su cometido. Ofrece entretenimiento y no falta al respeto al universo Star Wars. Se resuelven algunas pequeñas dudas (o vacíos argumentales) de las películas originales y se consigue enfatizar con la mayoría de personajes nuevos, como es el caso del de Woody Harrelson, Emilia Clarke o Paul Bettany, además de presentar nuevas versiones más o menos acertadas como es el caso de Lando Calrissian. Sin olvidar el curioso cameo de un viejo conocido, y la aparición de Warwick Davis nuevamente en el reparto.

No voy a engañar, por supuesto la BSO está por debajo del resto de películas de la saga, y Alden Ehrenreich está a años luz del carisma de Harrison Ford, pero no creo que esas sean excusas como para poner la película por los suelos.

En fin, que no está tan mal, gente. Ya lo he soltado todo, ya se me puede tachar de Disneylover, y me da igual, sólo quiero disfrutar del séptimo arte. Espero no ser el último, porque sino al cine le quedarán pocos años.
¡Haz que tu opinión cuente valorando la crítica!
Ver más críticas del usuario Celestrodorm
Ver más críticas de la película Han Solo: Una historia de Star Wars