arrow
4
¡Atención chulos de playa y macarillas de barrio, tenéis nueva obra de culto!
Jack Tyler (Sean Faris) pese a su apariencia de chico bueno, es un adolescente conflictivo dado a meterse en peleas y fácilmente irritable cuando le nombran a su padre, fallecido recientemente en un accidente del que él se siente culpable. Jack tiene que cambiar de ciudad y en su nuevo instituto conoce a Baja Miller (Amber Heard), quien le invita a una fiesta trampa en la que acaba machacado por su novio Ryan McCarthy (Cam Gigandet). Humillado y dolido, Jack decide apuntarse a las clases que imparte Jean Roque (Djimon Hounsou) de Mixed Martial Arts (MMA) para poder iniciar su venganza.

Cinta cargada de tópicos y dirigida a un público tan concreto como amplio: Chulos de playa, macarrillas de barrio y chicas adolescentes con problemas para controlar sus hormonas y deseosas de colgar los posters de los actores sin camiseta. Para el que se sienta identificado con este público, tal vez esté ante una de las películas del año y quizás salga con más ganas que nunca de ir al gimnasio a machacarse para luego poder darle una paliza a alguien y así impresionar a su "jessy".
Lo único que no se le puede negar a la película es su capacidad de entretenimiento, a pesar de no sentirme identificado con el grupo social anteriormente descrito, reconozco que las casi dos horas de duración de la cinta no se hicieron pesadas. Técnicamente hablando es insuficiente en todos sus aspectos, especialmente en el guión donde los guionistas demuestran estar al mismo nivel intelectual que sus personajes. De la interpretación sólo puede salvarse una notable actuación de Djimon Hounsou y una mediocre de Cam Gigandet.

Aún así, lo peor de la cinta sin duda es la parte ética en la que los personajes intentan justificar los motivos por los que luchan. Estos son tan absurdos que para poder sostenerse tienen que introducir una serie de secuencias melodramáticas de conversaciones familiares, recuerdos del pasado, seres queridos muertos y demás verborrea tan soporífera como patética. Lo peor de esta filosofía cargada de frasecitas a lo "Nunca te rindas, lucha para ganar y alcanzarás la gloria" es que acaba aplastando al resto de posturas mucho más sensatas y cívicas, haciendo una irrisoria apología de la lucha preventiva como solución de los problemas. Todo ello, en un ambiente de niños ricos y mansiones al más puro estilo "The OC" para hacer el pleno en disparates.
[Leer más +]
58 de 84 usuarios han encontrado esta crítica útil
4
Paliza a mis neuronas
Otra más de gente imbécil, tías buenorras, tíos musculosos, coches y música cañera en las escenas de acción. "A todo gas" es una master piece al lado de este tortuosa película, que sólo se puede disfrutar con la mente en blanco, porque si te pones a pensarla... la lección que vende a los jóvenes es, cuanto menos, preocupante:
-si alguien te pega, pégale más fuerte
-no importa que te den una páliza, pero si te graban con el móvil y eres el hazmereir del instituto estás perdido.
-si hay pelea corre a ponerte en primera fila ! y nunca te olvides de grabarlo todo !

Los personajes son patéticos: el chico que debe mantener su reputación, la madre preocupada, el hermano al que hay que dar ejemplo, el amigo feo, la rubia calentona a la que le da lo mismo estar con el bueno que con el malo y que nos importa un bledo. Y, como no tenemos nada, incorporamos un pasado dramático al prota y a su entrenador en un penoso intento de dar algo más de entidad al film.

Es una película que insulta la inteligencia del espectador, pues sus casi 2 horas de duración están rellenadas por un guión muy escaso, y toda clase de tópicos, ¿por qué no dedicaron más presupuesto a guionistas y menos a entrenadores personales?.

Lo mejor: no es nada espesa.
Lo peor: lo poco que nos importa todo.
[Leer más +]
41 de 61 usuarios han encontrado esta crítica útil
6
La reinvención de Karate Kid
A todos los que esperen hallar en esta película una versión moderna de la mítica "Karate Kid", siento deciros que os llevaréis una desagradable sorpresa cuando os encontréis sentados en la sala de cine. Se asemeja más "A todo gas" con chulos que viven en enormes mansiones, chicas calentonas y con pocas neuronas, música hip-hop a todo volumen... Pero a la que han añadido un poco de la filosofía del pequeño saltamontes y una historia trágica (muy predecible y sobre-explotada en este tipo de películas) de fondo para volverla más amena y darle la clasificación de “acción dramática”.
Incluso nos hacen replantearnos sobre el papel de Internet en nuestra sociedad y el poder que ejerce entre los más jóvenes, es decir, nosotros (¿no era suficiente con “Rastro oculto”?).

Sinceramente, no está mal, pero llegan a concentrarse tanto en los tópicos que lo que realmente importa (las artes marciales mixtas, razón por la que fui a ver en realidad esta película) quedan en un muy segundo plano. De dos horas, solo media está dedicada a esta disciplina y tratado de una forma muy pasajera.

El único que consigue hacernos creer su papel es Djimon Hounsou, quien nos demuestra una vez más que los actores de color están infravalorados en la industria cinematográfica cuando son ellos lo que consiguen que películas como estás funcionen y evitan que los espectadores abandonen la sala a mitad del film.


Mi conclusión: entretenida, amena, no cumple las expectativas de los fans de las artes marciales (entre los que me incluyo), demuestra la imposibilidad de Hollywood para deshacerse de sus tópicos más arraigados y que Djimon Hounsou se merecía aquel Oscar que la academia decidió negarle.
[Leer más +]
24 de 31 usuarios han encontrado esta crítica útil
2
Popurrí Popurrí... Karate KID + Tom Cruise + Club de la Lucha
Siempre quisiste saber que habría pasado si Tom Cruise hubiera protagonizado Karate KID? ahora puedes comprobarlo en esta pésima cinta de artes marciales donde no sólo se empeñan en plagiar la mitad del argumento de dicha película sino que nos muestran un protagonista que no puede parecerse más al actor Tom Cruise. Casi me descojono al ver la película.

Quieren regenerar los actores? busquemos actores con parecidos razonables! eso sí, con películas como ésta no creo que vuelva a aparecer en muchas ocasiones... y eso ya le pasó a nuestro querido Daniel SAM (pulil cela, dal cela) con una cinta mucho mejor.

Quieren regenerar la saga? la ven un poco antigua? hagamos una nueva versión moderna, donde se grabe todo por móviles, se muestre todo en youtube... y que la juventud quede como una gilipollas que sólo saben arreglar las cosas a ostias, cuyos valores se limitan a ser el más guay del colegio y ligarse a la más tonta de todas. Basura estadounidense que seguro empieza a hacer efecto en nuestro propio país, como las hamburguesas.

Ah, y para terminar... muy feo eso de pretender que los más flipadillos que vean esta cinta la comparen con "el Club de la Lucha" ... en su género obra de culto donde las haya.

Un saludo
[Leer más +]
16 de 23 usuarios han encontrado esta crítica útil
1
Americanada de principio a fin :D!
Chico (cachondo) se muda de ciudad y ha de conocer gente nueva en un instituto nuevo, aparece entonces Sally que intimida con él (coño! hasta el nombre es americanada!) y su novio (cachondo también) le invita a una fiesta para que se pelee con él (que mejor manera de hacerlo que sin camisetas y enseñando musculitos) , nuestro prota es apalizado y la chica pone cara de pena. Luego nuestro chico se mete a un gimnasio para mejorar en artes marciales y reenfrentarse contra su archienemigo...

Mejor no sigo porque ya se sabe lo que viene, hay que estar de muy buen humor para tragársela entera :D!
[Leer más +]
9 de 12 usuarios han encontrado esta crítica útil
4
NO APTA PARA CINÉFILOS
Voy al cine, y me encuentro tal asunto, es como quedarse un Domingo por la tarde en casa, poner Antena 3 y ver tios que se dan de ostias, y dices, bueno va, voy a ver esto y se te hace ameno el día.
Antes de nada, decir que el "mensaje" que dan se lo podrían haber ahorrado, lucha por tu pasado, lucha para no volver a luchar, etc. Primero, porque no es una peliculita para dar mensajitos ni moralejas, repito, és para pasar el rato y entretenerte de alguna manera, de ahí mi nota mediocre de 4; y segundo, porque si estos personajes los tenemos que tomar como ejemplo para nuestra vida, la llevamos clara, si la veis, ya sabreis a que me refiero.
SI, molan las leches que se pegan, y esta lleno de tias buenas...pero para eso, no hace falta hacer una película.
Patéticas imitaciones de Karate Kid, que queriendo emularlas al estilo actual, para mi gusto, logran un resultado muy negativo y muy pobre.
Puede que guste a mucha gente...mejor dicho, a un prototipo de gente. Aún así, no creo quede en sus memórias.
[Leer más +]
8 de 11 usuarios han encontrado esta crítica útil
5
Karate Kid 2008
Pues eso, el macarrilla que se cambia de instituto y los malotes del lugar que le sacuden en una especie de club de la lucha estudiantil. La típica rubia macizorra cuya presencia ralentiza el tiempo del lugar, todos la miran pero ella se fija en el chico nuevo porque tiene "algo especial." Vamos, lo de siempre.

Le doy un 5 porque entretiene, la verdad sea dicha. Pero da la sensación de que se está viendo un remake de karate kid, por lo que se hace predecible y todo el mundo se imagina como acabará.
Pero como digo, es entretenido ver como se reparten guantazos los unos a los otros.
[Leer más +]
8 de 11 usuarios han encontrado esta crítica útil
4
RETROCEDER NUNCA, RENDIRSE JAMÁS.
Lo de siempre: chico con problemas aprende a hostiarse contra cabronazo de marras.

El resto. rollo MTV, amor sin sexo, peleas sin violencia, duración no muy excesiva, clichés y un Djimon Honsu que mantiene el tipo sin porblemas.

Peli teen de manual para la muchachada.

Me quedo con las de Van Damme.
[Leer más +]
7 de 9 usuarios han encontrado esta crítica útil
10
MOTIVACIÓN EN ESTADO PURO
Sin duda alguna, una de mis películas favoritas. La puesta en escena es magnífica, los actores parece que estén elegidos a la perfección para encarnar sus respectivos roles. La película directamente está destinada al público joven, y nos dan lo que mas nos gusta, caras bonitas, cuerpazos machacados en el gimnasio, peleas grandiosas...
Es una película que motiva de principio a fín, y motiva a cualquiera, demuestra como con un poco de esfuerzo y sacrificio, cualquiera puede lograr sus sueños y sus metas.
Mucha acción, buena trama, escenas aderezadas con grandes canciones...
Una película muy recomendable para todo tipo de público, y que espero que con el paso del tiempo sea recordada.
Esto a sido todo cinéfilos.
[Leer más +]
18 de 32 usuarios han encontrado esta crítica útil
6
Puñetazos, patadas, luxaciones, música potente y tías en bikini.
Eso es lo único que ofrece la película. Es de lo más mediocre, al estilo Sesenta Segundos, pero en vez de coches, ostias. El guión y el argumento son una basura, pero lo intenta compensar con música y escenas llamativas.
Le habría dado un 4 o un 5 a esta película por su mediocridad, si no fuera porque al menos en el apartado de las ostias se han esmerado un poco y han procurado hacer que parezca realista. No les ha salido una fantasmada llena de saltos y piruetas, no hay nada que no se pueda ver en un combate real de mix marcial arts (bueno, tal vez lo de escaparse de las luxaciones, pero no es muy exagerado).
En la parte negativa, además de la mediocridad -por no decir vulgaridad- del argumento ya antes mencionada, se aprecian algunos detalles idiotas; como que a los protagonistas les pongan puntos de aproximación donde no tienen heridas; como que los combatientes del torneo sean frikis con crestas, rastas y pearcings; como que los luchadores siempre peleen en bañador; o como meter referencias a las escenas del escudo de Aquiles en una película destinada a un público que en su mayoría no sabe ni quien es Aquiles (queda bastante pedante y ridículo).
En definitiva, recomendaría a los que vayan a ver esta película que vean antes unos cuantos combates de mix marcial arts bien comentados para que al menos saquen algo de rendimiento al dinero invertido en la entrada de cine.
[Leer más +]
6 de 8 usuarios han encontrado esta crítica útil
3
Bastante mala, pero entretenida al fin y al cabo
Enésima película americana con supuestos adolescentes de instituto que en realidad están mas cerca de los 25 en la que todos son altos/as, guapos/as, cachas/macizas salvo el amigo-saco de boxeo para el malo.
El protagonista, al que solo con verle la nariz o está recién operado o no ha boxeado/entrenado en su vida, era muy guay en su antiguo instituto, lo malo es que en el nuevo le pegan unos pijos (le zumba uno que si tiene pinta de haber peleado unas cuantas veces, eso si). Asi que nada, entrena muy duro, oye un montón de mamonadas tipo Karate Kid para poligoneros -con partes de moralina para americanos muy americanos- y salvando sus problemas de actitud se presenta a un torneo de discoteca para devolvérsela al que le curraba.

Ale, ya está. Eso es la peli. Bueno, eso y se liga a la Jennifer maciza de turno (que hay que reconocer que está buenísima) porque como es un pobre torturado...En fin, nada no visto 80 veces.

Pero bueno, es entretenida, al menos se hace amena y si no tienes nada que hacer se deja ver.
[Leer más +]
5 de 6 usuarios han encontrado esta crítica útil
1
La rompecráneos
Tenía ganas de ver esta película, pero no sabía que pensar, la pintaban como una burda historia de refritos, con situaciones robadas de Karate Kid, Fight Club y Fast Furious (después de verla descubriría que tambien de otras más). También la tachaban de manejar mensajes absurdos y personajes imbéciles. Pero Aún así, yo tenía ganas de verla.

La crítica esta vez no estaba muy equivocada, este intento de película es un verdadero insulto a la inteligencia. Solo un orangután podría sentirse satisfecho al terminar de ver una cinta con un argumento tan estúpido, con acciones ilógicas y diálogos sin sentido. Una o dos escenas calientes se quedan estériles en medio de una trama insostenible. A pesar de ello, finalmente la juzgué con mi propio criterio, y eso ya es ganancia.
[Leer más +]
5 de 6 usuarios han encontrado esta crítica útil
7
Dominguero palomitero y deme guantazos.
Nadie piense que cuando va a ver este tipo de películas (mas vistosas que otra cosa), esta le va a cambiar el sentido de su existencia.

Es un genero quemado hasta las cenizas lleno de topicazos, pero su esencia (dentro de todo lo que engloba) lo trata con bastante dignidad para ENTRETENER con buen ritmo y acción al espectador dominguero de palomitas por la tarde.

Buena película si no quieres aguantar el sopor de un argumento denso y disfrutar de mamporros a diestro y siniestro.

Hay veces que apetece este tipo de películas y no aburrirse en el intento.
[Leer más +]
4 de 4 usuarios han encontrado esta crítica útil
4
Lo mejor, su originalidad
Tyler tiene corazón de luchador pero un estilo de pelear muy tosco (tan tosco que se reduce a tener dos güevos como dos sandías y a dejarse forrar la cara a hostias hasta cansar al rival). Desgraciadamente para él, una cosa es dar estopa a garrulos de Iowa y otra muy distnta a unos pijos de Florida que han montado una especie de “club de la lucha” en pijolandio (más bien club de campo de la lucha) y no se cansan fácilmente, por lo que derrotar a los muy abusones no será tarea fácil. Tendrá que recurrir a un maestro de las artes marciales que al principio no quiere enseñarle pero al final sí y le ayudará a ser mejor persona, etc, etc…

No, su entrenador no se llama Sr. Miyagui, pero como los más avispados ya habrán advertido la película es una especie de calco de “Karate Kid” con toques de los clásicos de Van Damme (no de lo que hace ahora). Hay mucha pelea, mucha chica en bikini, mucho pechito depilado, mucho estómago con tableta de chocolate, mucha música de rap, mucha tontería, mucha consigna testiculera (“¡No te rindas!”,” ¡Nunca abandones!”, “Dejarlo no es lo mismo que rendirse”)… en fin, lo que cabía esperar.

Hay que reconocer que las consignas son de las que calan porque aguanté hasta el final (realmente cómico, de verdad) sin rendirme en lugar de pasar de la peli en el minuto 48. Tiene momentos espectaculares, pero está claro que no se la han tomado muy en serio cuando han consentido que un actor de doblaje evidentemente resfriado (de verdad, la voz parece de un anuncio de Vicksvaporub) ponga la voz al maestro ninja. Resulta enormemente paradójico que el sensei en cuestión se pase la película hablando de lo importante que es la respiración en el combate cuando parece que a él se le van a saltar los mocos en cualquier momento (“tu batada do tiede fuerza podque no despidas”, “quiedes haced dayo pedo solo te dayas a tí bisbo”).

Hay que estar muy aburrido o ser realmente valiente para aguantar hasta el final. De todos modos, hacía tiempo que no veía una película de este género relativamente digna. Por un momento he vuelto a las excursiones del cole en autobús en las que alguien traía “Contacto Sangriento” y se pasaba el viaje volando.
[Leer más +]
11 de 19 usuarios han encontrado esta crítica útil
1
Violencia gratuita, mala educación.
La película se basa en la violencia gratuita, sin trama original ni fundamento, sin justificación. Se trata de ver violencia y más violencia, algo que podría ser divertido si no fuera una tergiversación que produce enormes problemas reales en la sociedad actual. No recomiendo que vea esta película nade menor de 18 años mínimo. Mejor aun, que no la vea nadie, es la culminación de la mala educación occidental.
[Leer más +]
6 de 9 usuarios han encontrado esta crítica útil
7
Deporte espectáculo
Si el entretenimiento es hoy por hoy el caballo de Troya para insertar distracción y conformismo político entre los espectadores, Rompiendo las reglas es uno de sus hijos favoritos: nada más evidente, autoexplícito y de falsa máscara como esta peli de Wadlow. Podría preguntarme, luego de semejante palazo, porque le otorgo un siete.
Sencillamente porque funciona a la perfección.

Se equivoca, eso sí, al emular ese mensaje de la Ilíada anti-guerra y tratar de vendérnoslo como tal, cuando el 40% de la película esta sustentada por coreografías de peleas, patadas/puñetazos en rallenti y denotado heroísmo made in norteamerica. Pero acierta desde el ritmo, es muy entretenida, y desde una postura que, conciente o inconcientemente, termina por tomar.

Puesto que vende al elemento "violencia" como comer pan todos los días:
.La violencia por orgullo.
.La violencia promovida desde you-tube con las filmaciones caseras sobre pleitos callejeros.
.La violencia como elemento básico, como impulso vital que te acerca a los límites, como violencia que llama a la violencia.
.La violencia verbal que deriva en violencia física: en este aspecto la peli es bastante visceral, algunos comentarios son de un nivel de virulencia que te irrita.

Desde esa posición, la peli se vuelve curiosa al mostrarnos esos diálogos entre el prota y la madre, una verdadera experta en lanzar frases de doble lectura, y en representar al componente agresivo como producto de un resentimiento que parece impregnarlo todo. Rompiendo las reglas es una película "resentida" si se quiere, invoca al caos desde la frustración diaria. Pero deja bien en claro desde donde parte.
Las relaciones padre/hijo: tanto el prota como el entrenador como el malo maloso de la trama generan "su propia lucha" a partir de factores de violencia vertical con sus respectivos padres. Es significativo, porque desde ese punto x la destrucción se va expandiendo a nivel social hasta alcanzar nuevos carriles.
Desde luego, la peli toma esto lateralmente y establece como plato fuerte el espectáculo, pero determinadas secuencias dan a entender que originalmente aquí había mucho más de lo que terminaron mostrando.
[Leer más +]
5 de 7 usuarios han encontrado esta crítica útil
6
The Fight Club meets The O.C.
Cuando vi el trailer pensé: “bah… The Fast and the Furious versión Vale Todo”, y la verdad es que es más o menos eso; pero joder que me la he pasado bien en sus casi 2 horas de duración.

La historia es una oda al tópico (si ir más lejos, parece un remake macarra de “Retroceder nunca, Rendirse Jamás”), los personajes (excepto el brutal Djimon Honsou que hasta en éste tipo de películas se marca una interpretación magistral) son planos y huecos destacando la rubia florero de turno (más atrezzo que personaje) y el amiguete enrollado y buena onda.

Por lo demás la película da lo que promete (ostias, chicas y “motivantes” secuencias de entrenamiento) y divierte como pocas a pesar de su paupérrimo discurso.
[Leer más +]
4 de 5 usuarios han encontrado esta crítica útil
5
Hormonas listas para el consumo
Mezclas "karate kid"+las peleas de "Fight Club"+"American Pie" y listo, tienes una peli perfecta para consumir en Verano, eso si no te de por rascar un poco más, porque no tendras donde!

Intento fallido o no tanto vista la recaudación, de aproximación a nuestos dias de "karate Kid", misma tematica pero sin ningún tipo de aliciente. Interpretaciónes mas bien flojas, quitando al siempre cumplidor Djimon Hounsou. El resto del reparto, tanto masculino como femenino, se dedican a lucir palmito y poco más.
[Leer más +]
3 de 3 usuarios han encontrado esta crítica útil
7
Regreso al pasado.
A finales de los ochenta, principios de los noventa, una generación de adolescentes crecimos a la sombra de innumerables películas de artes marciales, ¿quién no recuerda: Karate Kid, Kickboxer, Karate Kimura, Campeón de Campeones, El Rey de los KickBoxer, etc, y sus consecuentes secuelas de peor calidad que las originales, hasta casi el infinito?.

Pues bien, este film viene a refrescarnos esas películas, con medios actuales, y es que las nuevas tecnologías, medios de comunicación globalizadores, consiguen que hagamos famosos a la gente corriente, y les convirtamos en héroes o villanos.

Para aquellos nostálgicos de ese tipo de películas, no les defraudará, si bien es cierto que no inventa nada nuevo, algo francamente díficil, en el cine en general, y en el concreto subgénero de las artes marciales, en particular, resulta entretenido y gratificante volver a revivir esos tiempos.

Combates, entrenamiento, esfuerzo, rendición, coraje, prepotencia, orgullo, envidia, triunfo, y sobre todo, en el casting debieron pensar: ¡viva la cirugía, y que se mueran los feos!, porque la fealdad y el sobrepeso no existen en la película.
[Leer más +]
3 de 3 usuarios han encontrado esta crítica útil
6
Si aguantas la primera parte, luego mola
Es verdad que es la típica película de peleas al estilo Karate Kid y clásicas de Van Damme, pero de la mitad de la pelea para adelante va enganchando y al final acaba entusiasmando y todo...

Las peleas me parecen buenas y no tan fastasmonas y con cámaras lentas exageradas como la de la mayoría de las pelis de artes marciales... Son bastante convincentes...

El final es un poco el típico "final americano" que no es difícil de imaginar pero tiene enganche...

En fin, que para pasar una entretenida tarde no va mal...
[Leer más +]
3 de 3 usuarios han encontrado esta crítica útil
Ver críticas con texto completo