arrow
8
Estremecedora (8.5)
Guión excelente + interpretaciones bastante buenas + historia estremecedora + dirección sobresaliente

Además de eso, está plagada de minúsculos detalles que pasan desapercibidos en una primera visión (ver spoiler).
La película parece algo "fría", pero sólo es en apariencia: el calor humano se respira en estos detalles, el resto es así adrede, para reflejar el ambiente opresivo en el que tienen que trabajar los profesionales en el régimen comunista y por el propio argumento (tan triste).
[Leer más +]
48 de 57 usuarios han encontrado esta crítica útil
7
La larga, tensa y apasionante caza del Carnicero de Rostov
Ya quisieran muchas películas de gran formato tener como mínimo el reparto en estado de gracia del que disfruta "Ciudadano X". Eso de entrada. Pero es que además, esta producción televisiva viene a integrar la exclusiva lista de las mejores persecuciones del psicópata que se han visto desde "M, el vampiro de Düsseldorf" y de la que forman parte filmes tan excelentes como "El cebo", de Vadja o la imperecedera "Memories of Murder".

Aquí no se trata de un asesino indeterminado basado en asesinos reales, sino del caso real de Andrei Chikatilo, un monstruo como pocos se ha visto en la negra historia de la humanidad. El Carnicero de Rostov perpetró más de cincuenta asesinatos en los años ochenta, asesinatos que sazonaba con prácticas de canibalismo, indescriptibles abusos sexuales necrófilos y demás lindezas de las que diferencian a un profesional de un aficionado.

"Ciudadano X" se despoja de todo efectismo para narrar con sencillez el largo y desesperante proceso de investigación llevado a cabo por un médico forense, Bukarov (espléndido Rea) que no sólo tuvo que enfrentarse a la escasez de medios y pistas, sino también a las trabas interpuestas por un régimen comunista al que no interesaba el hallazgo de un asesino, probable miembro del partido y a ojos de la comunidad, marido y trabajador más o menos respetable.

La frustrante persecución de Chikatilo está ejemplarmente reflejada en la película, de forma paralela al retrato histórico y la crítica del gobierno rojo: y gracias a una dirección y a un guión competentes, consigue que el espectador llegue a sentirse plenamente identificado con la desesperación de Bukarov, de modo que el final, formulado como una discreta catarsis, sea celebrado por nosotros con el mismo alivio y la misma alegría que debieron sentir aquellos que formaron parte real de esta historia. Porque poco a poco y sin darte cuenta, te has involucrado por completo en la captura del asesino y su caza...es tu caza.

Una propuesta intrigante y llena de calidad que apuesta por una estética y una narración de lo más realistas sin menoscabo del misterio o del entretenimiento. Excelente.
[Leer más +]
37 de 41 usuarios han encontrado esta crítica útil
10
El camarada asesino
Estupendo thriller que te absorbe durante toda la duración de la película. Con una narración de estilo clásico, sin demasiadas florituras pero concisa, esta película concebida para la televisión (es una producción de HBO) cuenta la historia del primer asesino en serie conocido de la antigua URSS. Nada efectista, pero con unas escenas muy duras por el tema que trata, no se queda sólo en el aspecto macabro de los asesinatos, nos mete dentro de la mente del asesino, y del policía que le persigue.

Stephen Rea hace un papelón, muy bien secundado por los 'monstruos' Donald Sutherland y Max Von Sydow.

Recuerda muchísimo a la también estupenda película española 'El Cebo', de Ladislao Vajda (de la que Sean Penn hizo una versión hace unos años con el nombre de The Pledge (El Juramento), también interesante pero con un final distinto y, a mi juicio, peor) ), y a la más reciente 'Memories of Murder', del director koreano Joon-ho Bong y que repite casi paso por paso el desarrollo de esta película, pero con más nervio visual y sin la contención que el telefilm (en este caso léase sin sentido peyorativo) de Chris Gerolmo destila por los cuatro costados.

Ganó el premio a la mejor película en el festival de Sitges del 95.
[Leer más +]
24 de 30 usuarios han encontrado esta crítica útil
7
me ha encantado
Pensaba que sólo sería un buen thriller, pero tiene algo más, está llena de humanidad.
Estoy muy de acuerdo con algunas críticas que he leído. Cómo se pasan virtudes Sutherland y Rea, el vínculo que hay entre ellos aunque eran tan completamente distintos al comienzo.
La falta de sensacionalismo y sin embargo, la capacidad que tiene la película para emocionar, al ver el reconocimiento y la contricción de Sutherland hacia Rea.
Me he emocionado varias veces en la película y no sólo al final.
No creo que sea un panfleto americano anti rusia. En realidad, creo que suaviza mucho lo que allí vivieron. El único pero que le pondría a la película, es que se queda corta en ese aspecto. Me resulta difícil de creer que alguien pudiera siquiera toser y menos aún gritar a un miembro del partido. Hasta muy avanzada la perestroika la gente no se atrevía siquiera a hablar de nada mínimamente comprometido.
La idea que se me queda con esta película, es que sigue habiendo buenos hombres a quienes no importa muchas veces su futuro, con tal de hacer lo que es correcto.
[Leer más +]
20 de 23 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
Atención: no sale Santiago Segura de jurado.
No cabe duda que cualquier reportaje de Chikatilo pone mucho más la piel de gallina que esta película; para empezar porque hay bastantes imágenes reales del personaje, incluido el juicio gallinero, y porque relatar los crímenes de modo informativo, resulta más frío, y cuando uno actualiza el software en su cabeza se ve sorprendido por un chorro punzante de sensaciones. También se debe a que Chris Gerolmo no centra los objetivos en herir con el universo del monstruo y se preocupa más por manipular ideas políticas y centrar la emoción en el desrrollo de la relación entre Sutherland y Rea que, cierto es, resulta espléndida.
Sin embargo la historia, a pesar de las libertades del guión, atrapa a cualquiera y la fotografía austera y descascarillada te deja un saborcillo amargo ciertamente atractivo. Con un casting perfecto y la rotunda eliminación de humor, vueltas de tuerca, giros, tornillos, heroicidades y sobre todo persecuciones de coche, el contraste entre el comunismo gris y el depravado occidente termina siendo una partida que no se sabe muy bien quién gana, supongo que muy a pesar del director.
Y es que el bosque soviético y los abrigos de pana molan un huevo.
[Leer más +]
20 de 23 usuarios han encontrado esta crítica útil
9
Ciudadano X (1994)
Telefilm para el canal de TV HBO, tuvo un paso minoritario por salas comerciales en España debido en parte al gran éxito logrado en el Festival de Sitges de 1995, consiguiendo premios importantes en el certamen: mejor película, director (Chris Gerolmo) y actor (Stephen Rea). El otro intérprete importante de Ciudadano X, Donald Sutherland, se quedó sin premio en el festival, lo que no le quitaría el sueño pues ese mismo año se llevo un Globo de Oro por su excelente papel secundario.

A Stephen Rea y Donald Sutherland les acompañan otros actores de renombre como Jeffrey DeMunn (The Walking Dead), Imelda Staunton (El Secreto de Vera Drake), Joss Ackland (Arma Letal 2) y Max Von Sydow (El Exorcista).

Basada en hechos reales sucedidos en la Unión Soviética, y recogidos en el libro de Robert Cullen de mismo nombre, Ciudadano X explica la caza al asesino Andrei Chikatilo (De Munn), quien entre 1982 y 1990 mató un total de 52 mujeres y niños. El encargado de investigarlo, un forense (Rea) ascendido a detective, contará con la ayuda de un coronel (Sutherland) con el que entabla una fuerte amistad.

Hay tres focos sobre los que gira Ciudadano X y sobre los que recae todo el peso de la película:

- El retrato de una Rusia comunista que puso cantidad de trabas para que la operación de cazar al asesino fructificara. No aportaban medios, no querían hacerlo público para tener al pueblo avisado, y tampoco aceptaban colaboraciones exteriores. Es la parte de la película que refleja la Unión Soviética de los 80 y, aunque interesante, no es la mejor baza de Ciudadano X.

- La investigación por parte de los personajes de Rea y Sutherland para cazar al asesino. Sigue la estela de los mejores thrillers de los 90. Ciudadano X seria una especie de El Silencio de los Corderos de ambiente rural y realista.

- La amistad entre Burakov (Rea) y el Coronel Fetisov (Sutherland), quienes empezaron con mal pie pero se acabaron haciendo amigos. La película se beneficia de esta emotiva relación, y además de la gran labor de los dos intérpretes. Tampoco nada mal el acompañamiento que hacen un Max Von Sydow haciendo de psiquiatra (muy en plan El Exorcista e igual de resolutivo), un Joss Ackland que se hace odioso (y que tiene el problema de aparecer en una serie de escenas que se hacen reiterativas) y un enfermizo Jeffrey DeMunn.

Sumarle la buena dirección artística (se rodó en Hungría) y la bella banda sonora de Randy Edelman (Dragonheart), da como resultado una película al que la televisión se le quedó pequeña teniendo en cuenta los buenos logros conseguidos por el film de un Chris Gerolmo en su única aportación reseñable en el mundo del cine.
[Leer más +]
12 de 15 usuarios han encontrado esta crítica útil
2
Decepcionante Panfleto
Las posible calidad cinematográfica del film, ya de por si bastante dudosa a mi parecer, se ve engullida por la propaganda panfletoide y parvularia que se lanza desde el minuto 1. Una pena, la verdad, porque ofrecía una buena oportunidad tanto para una buen y entretenido thriller como para una crítica de los fallos del regimen sovietico usando como gancho la historia real.

Pero claro,cuando en vez de sutileza, te dedicas a lanzar paletadas de tópicos pues te sale este bodrio. Un ejemplo de lo que esta película podria a ver sido es la excelente "Memorias de un asesino" del coreano Bong Joon-ho en la que si se consigue un justo equilibrio entre una historia de asesinos en serie, critica social y humor.

Con ella me llevo una decepcion similar a Gorky Park otro thriller arruinado por la necesidad imperativa de retratar a la sociedad sovietica como una caricatura.
[Leer más +]
13 de 18 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
Enorme Telefilme
Dura pero magnífica película sobre los tristes acontecimientos reales ocurridos en la URSS en los años oscuros del comunismo.

Salvando que pueda haber personas que no les guste por sus ideas y afinidades, la película en sí es bastante amena, te mantiene con los ojos bien abiertos hasta el final, y te sorprende que sea una de esas películas de las que no se habla mucho...

Las interpretaciones son lo mejor del filme, y tanto Rea como Sutherland están extraordinarios, acompañados de magníficos secundarios como Max Von Sydow y un grandísimo “malo” del cine, Joss Ackland, que terminas "odiándole" como él solo sabe hacer con sus personajes.

Grata sorpresa y muy recomendable.
[Leer más +]
10 de 14 usuarios han encontrado esta crítica útil
7
Ciudadano americano
Película con un ambiente altamente deprimente, sórdido y frío.
Ya de por sí el argumento es bastante triste, máxime teniendo en cuenta que se trata de una historia real. El director, además, ayuda bastante creando una Rusia triste y arcaica.
Es tal el esmero que pone en ello que a veces resulta algo cómico. Creanme lo digo con conocimiento de causa.
Dejando todo esto atrás, la película se salva bastante porque a pesar de su politiqueo trasnochado, Gerolmo hace que la historia te envuelva y te interese desde el principio.
Mucho de su parte ponen también los actores. Todos ellos contribuyen a hacer mejor esta película con sus magníficas interpretaciones.
[Leer más +]
9 de 12 usuarios han encontrado esta crítica útil
4
Panfleto político malintencionado
El cine no puede ser esencialmente una fuente de propaganda donde manipular las ideas de las personas. El problema es que las personas sólo ven la manipulación cuando se presenta de forma frontal (”Air Force One”), si viene envuelta en papel de regalo pasa más desapercibida y es más dañina. Esto es lo que es ”Ciudadano X”. Un panfleto político-ideológico envuelto en una historia de asesino en serie que tampoco se ajusta en nada a la realidad. Resultado: Premios Emmy, Globos de oro, ganadora en Sitges y aplauso de los botarates.
Quede bien claro que la URSS no es mi Estado ideal, más bien al contrario, pero eso no quita para que asumamos cualquier aberración anglosajona del otro lado del oceáno donde expresar su rabia contra una realidad histórica.
La película tiene la siguiente tesis: Un médico forense, demócrata, padre de familia, trabajador y competente no puede resolver un caso de asesino en serie porque la burocracia comunista de la Unión Soviética se lo impide. Es decir, cuando en Estados Unidos existe un asesino en serie es porque el susodicho es muy inteligente (El silencio de los corderos) pero aquí es porque el sistema se lo permite.
Cualquiera que conozca medianamente algo de criminología sabrá que los asesinatos y delitos en general eran quince veces mayores en Estados Unidos que en la URSS, precisamente por ser una dictadura y su aparato policial más represivo.
Lo mejor las actuaciones, que son estupendas (¿Como esos actores se pueden prestar a tal propaganda?) de una película malintencionada y manipuladora que utiliza una historia de un asesino en serie para despacharse a gusto con la caricaturización de todo lo que huela a URSS. Chris Gerolmo, que escribió algo estupendo como ”Arde Mississippi” pierde cualquier tipo de credibilidad con este follletín. Claro que ”Over there”, su última trabajo para televisón es otra americanada donde evidentemente no se crítica la guerra de Irak y los soldados aparecen como buenos compañeros defensores de los valores democráticos.
[Leer más +]
40 de 75 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
Ciudadano Z
Sinceramente creo que solo se ha contado una historia, adornándola con ciertos detalles y no creo que suponga la caida del imperio occidental. Tiene momentos impactantes y los actores merecen cuando no una oportunidad de valorarla. La complicidad Rea y Sutherland emociona y la incapacidad de respuesta ante lo que no se esta preparado crea pánico pero para mi el momento álgido de la cinta es la aparición en escena del psiquiatra que interpreta Max Von Sydow.
La película engancha por su trama bien elaborada y mantiene la intriga hasta el fianl aunque pueda parecer un poco pausada.
Muy recomendable
[Leer más +]
8 de 11 usuarios han encontrado esta crítica útil
7
Bien contada, dramática, realista, dura. Sutherland y Rea están que se salen.
Stephen Rea y Donald Sutherland; Donald Sutherland y Stephen Rea. Ejes de esta historia donde los policías no son detectives del FBI sino oficiales soviéticos a la caza de un asesino en serie.

Ya empezamos, pues, con un planteamiento original. Añadamos que la película muestra como las dificultades con que se topa el personaja de Stephen Rea no son sólo propiamente policiales, sino las procedentes de una muy inoperante y paranoica burocracia, llena de prejuicios.

Es original observar como a medida que va pasando el tiempo, el carácter de los investigadores va cambiando, a la vez que el momento político (suspensión de las actividades del PCUS) [el director lo va mostrando en imágenes muy concretas a lo largo de la historia]. Pero lo mejor de la película, rodada por cierto en Finlandia, es determinado momento que cuento en el spoiler, que en verdad creo que llega a emocionar.

Bien contada, dramática, realista, dura. Y Sutherland-Rea y Rea-Sutherland que se salen.
[Leer más +]
8 de 11 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
Excelente película para TV
A veces, las producciones para TV sorprenden gratamente. En este caso, no se trata de un telefilm propiamente dicho, ya que su calidad excede ampliamente del nivel medio de los productos realizados para la pequeña pantalla. Es imprescindible su visionado en DVD y en formato 16:9.
El guión es brillante y la historia del carnicero de Rostov atrapa, estremece y horroriza. No recuerdo haber visto ninguna película más de Chris Gerolmo, pero me parece un estupendo director, por lo menos en este género policial. Las interpretaciones de Rea, Sutherland y Von Sydow están en su línea habitual: magistrales. La relación entre los dos primeros durante los 8 años que dura la investigación es apasionante y emocinante, llena de humanidad. También es destacable la acertada elección de Jeffrey De Munn para el papel del asesino.
Me gustaría por último, comentar que el trasfondo político de la historia es sólo secundario y criticar una notable producción como ésta por un cierto "tufillo" americano, me parece injusto y desproporcionado. No me gustan nada los americanos, pero tiene un sistema democrático, bastante imperfecto, mientras la U.R.S.S. era una dictadura cerrada y represora. Recomendaría a aquellos que se indignan con la crítica implícita de este film al régimen soviético, el visionado de "La vida de los otros", donde se retrata perfectamente como se dirigía la vida de la gente desde el aparato del Estado. Y vuelvo a insistir, no me gustan los yankys y su hipócrita democracia, pero aquí estamos hablando de cine y "Ciudadano X" funciona perfectamente como intriga policial, a pesar de que conocemos el final de la historia. Está realizada con mucho gusto (habría sido muy fácil recrearse en la sordidez de los asesinatos), y no pierde intensidad en ningún momento, aumentando su interés a medida que se desarrolla la pavorosa trayectoria criminal del monstruo de Rostov.
[Leer más +]
5 de 6 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
"Yo soy un error de la naturaleza, una bestia enfadada" A. Chikatilo
Uno de mis temas preferidos en el cine es la Rusia Soviética, puede ser admiración al comunismo, o a las personas que con valentía, esfuerzo y compromiso entregaron lo mejor de sus habilidades para sacar adelante una nación o puede ser simple curiosidad por un sistema político y administrativo que nunca he tenido la posibilidad de comprender por completo. Lo cierto es que los temas soviéticos generalmente están asociados a la lucha ideológica y los conflictos de poderes durante la Guerra Fría. Sin embargo, “Ciudadano X” presenta una cara diferente de la U.R.S.S.

Basada en hechos reales, narra la historia de la persecución a Andréi Chikatilo, uno de los mayores asesinos seriales en el territorio soviético. El lector con razón pensará “pero películas de asesinos seriales hay muchas…” Sin embargo, lo interesante aquí es que la película intenta reflejar las dificultades que enfrentó el equipo de investigadores para capturar y culpar al delincuente. No estamos hablando de modernos métodos forenses ni de equipos de alta tecnología para analizar evidencias físicas. Una cosa que no se debe olvidar es que la Unión Soviética por su misma condición económica no se podía dar el lujo de gastar enormes recursos en la búsqueda de un sólo individuo, sin contar además que el aparato burocrático que controla el gobierno y la administración pública todo lo dificulta. Película interesante si se quiere ver una crítica no muy politizada al sistema administrativo soviético.
[Leer más +]
5 de 6 usuarios han encontrado esta crítica útil
7
No se de la vuelta, camarada...
La he visto por segunda vez y me ha gustado aún más. Tiene tantos detalles que se disfruta con cada visionado. Las charlas con el comité, la arenga del nuevo general a sus soldados (hilarante), el lado humano de la cinta y también su escabrosidad en algunas escenas de asesinato. El actor que hace de asesino lo borda, no te puedes fiar de lo que aparentemente parece una persona normal. Esas intrigas políticas... total que tardaron casi una década en dar con el tipejo, y todo por culpa de falta de recursos... paciencia, decía Sutherland, ya llegará.
[Leer más +]
5 de 7 usuarios han encontrado esta crítica útil
6
El Carnicero de Rostov
Citizen X (Ciudadano X, 1995) es una película norteamericana dirigida por Chris Gerolmo sobre un asesino en serie (la película está basada en hechos reales). Sin embargo, la peculiaridad de la cinta es que el asesino en serie no actúa en Norteamérica, sino que lo hace en la URSS, donde se ambienta la película. Aquí ya surge uno de las preguntas más lógicas ¿Es Ciudadano X una película que aprovecha su ambientación para atacar al eterno rival ? ¿Hay intenciones políticas en la película?. La imagen que se da de la URSS en la película es ciertamente negativa, incidiendo en muchos de los tópicos negativos que se tenían sobre el régimen soviético (también es cierto que muchos se cumplen). Ahora bien, Gerolmo da la sensación de realizar exclusivamente un relato fidedigno, sin que las injerencias políticas lleguen a enturbiar el ambiente de la película.

Ciudadano X era una película pensada para ser estrenada en televisiones (está producida por la prestigiosa cadena de televisión HBO) aunque la factura de la película podría pasar perfectamente como una obra realizada para ser estrenada en cines.

La película se centra en Chikatilo, el carnicero de Rostov, un asesino en serie desgraciadamente real. Nuestro protagonista es un detective que está interpretado por Stephen Rea, un cirujano a quien se le yotorga la investigación de lo que parece un asesino en serie, algo que los mandatarios de la URSS tratan de negar de manera insistente (según ellos, el psicópata sólo existe en el decadente mundo occidental). La película seguirá pues las investigaciones de este protagonista. Como contrapunto a esta figura tenemos la del miembro del comité que lidera las investigaciones, interpretado por Donald Sutherland, un hombre fuerte dentro del partido comunista. La interpretación de Sutherland es excelente, encarnando a un hombre de partido, duro pero que a la vez consigue ganarse la empatía del espectador (y como ya digo, mostrando una actitud ciertamente despótica).

Las imágenes bizarras de nuestro asesino Chikatilo resultan demoledoras. Y eso que el director no cae en truculencias baratas o en un gore sensacionalista. Para empezar, el miedo ya llega desde la presencia (cuidado, porque aquí empleo esta palabra a propósito, antes que hablar de interpretación) del actor que encarna al asesino, Jeffrey DeMunn. Al contrario que muchas películas sobre asesinos en serie, nuestro director no oculta la identidad del asesino, que se nos muestra ya en la primera parte del metraje. Y de primeras, la película emplea multitud de secuencias en la que observamos el modus operandi de nuestro asesino.

Y así será como avanza gran parte de la película. Un montaje en paralelo que por una parte nos muestra las investigaciones del detective privado interpretado por Stephen Rea, mientras que por otra parte seremos testigos de los asesinatos del psicópata.

Jeffrey de Munn nos desvela el alma de un hombre, impotente ante la vida, que se desahoga continuamente con el asesinato de inocentes víctimas. Las secuencias resultan realmente impactantes, en gran parte por la creatividad con la que el director trata dichas escenas. La crudeza se une a un lirismo casi proveniente de la estepa rusa, que consigue crea unas imágenes tan bellas como inquietantes. En algunas incluso el director se atreve a realizar un sello personal (el rostro de perfil de la víctima enfocado con la cámara, que generalmente va en unión con el montaje de las investigaciones del detective).

Es decir, a pesar de que el filme trata un tema realmente escabroso, la estética de la película no se decanta por la oscuridad más habitual del subgénero. Tan importantes como las secuencias que reflejan asesinatos son las que nos demuestran el núcleo familiar del propio psicópata, o del investigador (con quien el director realiza una interesante comparación entre los dos a lo largo del filme, mediante diversos recursos como el ya comentado montaje en paralelo o la disección de sus intimidades).

Ciudadano X nos presenta un panorama político desolador. Como ya comentaba anteriormente, gran parte de la película nos muestra el enorme estado de corrupción que existía en la URSS. Males endémicos como el orgullo y sobre todo la falsa seguridad quedan denunciados de manera excelsa por el filme, que consigue poner a la palestra el sistema de castas de la URSS (especial atención para el trato privilegiado que recibían algunos miembros del partido comunista, que por el mero hecho de pertenecer al selecto club conseguían salvarse de la purga y de las investigaciones policiales).

http://neokunst.wordpress.com/2014/10/08/citizen-x-ciudadano-x-1996/
[Leer más +]
5 de 7 usuarios han encontrado esta crítica útil
5
Apenas pasable.
Para ser una película para la televisión esta muy bien, entretenida. No obstante como adaptación opino que es muy mejorable. Una película que aborda un hecho de semejantes características tiene que percibirse macabra, inquietante y espeluznante en algún momento. Aquí no vemos nada de eso, sino una distante crónica que casi persigue el formato documental, pero sin el impacto que este género conlleva. De los actores solo Sutherland cumple, el asesino no transmite nada y Rea no tiene carisma. En vez de lanzar tantas criticas al régimen comunista (con la sutileza de un elefante, son forzadas hasta el punto de que parece que la critica política fuese la primera y única pretensión del filme), podrían haberle imprimido más realismo a esta adaptación tan fidedigna en lo narrativo, que no en lo psicológico (el campo donde más reluce una película de asesinos en serie).
[Leer más +]
5 de 7 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
Ciudadano Chikatilo
Basada en un hecho real, la película nos narra la dura investigación del forense Viktor Bukarov para la captura del mayor asesino en serie de la Unión Soviética. En 1992 Andrei Chikatilo fue detenido y acusado de cometer más de medio centenar de crímenes en un apartado pueblo de Rusia llamado Rostov.

Notable telefilme de realización plana y extremadamente flemática, que sin embargo posee una trama que va in crescendo, que engancha poco a poco. Dirigida y escrita por Chris Gerolmo, la película se basa en un libro de Robert Cullen titulado ‘The Killer Department’. El film pone en manifiesto una visión sobre la burocracia soviética desmedida, que resulta tan martirizante para el protagonista como para el propio espectador. La figura del asesino es retratada con certeza, que es interminablemente masacrada por la sociedad. Sus atroces asesinatos son plasmados con sobriedad, sin estridencias, en planos elocuentes. En el apartado actoral cabe mencionar la excelente interpretación de Stephen Rea, quien entabla una estrecha y magnífica relación con Donald Sutherland.
[Leer más +]
4 de 5 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
Gloria al telefilm
Estupendo telefilm que pone en valor un tipo de producción que acostumbra a denostarse a sí misma con una inaudita proliferación de infumables bodrios de sobremesa. Hace ahora dos décadas la hoy reputada HBO — entre otras joyas, “Hermanos de sangre”, “Roma” y “Juego de tronos”— apuntaba aquí excelentes maneras.
“Ciudadano X” narra la porfiada persecución del prolífico asesino en serie Andrei Chikatilo por parte del incansable forense Victor Bukarov durante cerca de diez años. Pero sobre todo describe las incontables trabas provenientes de la fosilizada burocracia soviética que éste hubo de sortear para finalmente dar caza al conocido como “Carnicero de Rostov” —52 asesinatos, 35 de ellos niños—. Y es que oficialmente no había asesinos en serie en la URSS, por tratarse de una depravación occidental, otra de tantas. No fue, de hecho, hasta el advenimiento de la Glásnost que las pesquisas pudieron llegar a buen término.
Rodada con pulso de cirujano —o de patólogo forense, vaya— por Chris Gerolmo, quien también firma el guion, la trama de “Ciudadano X” es un ejemplo admirable de simplicidad inteligente, manejo de los tiempos y dosificación de la intriga. La melancolía cansada que transmite la mirada de un Stephen Rea maravilloso impregna toda la película, oportuna grisura a que contribuye muy eficazmente un diseño de producción capaz de sepultarnos bajo la ingente caspa que desprendía un régimen en franca decadencia.
Recién vine a elogiar el trabajo del norirlandés Stephen Rea en la piel del forense Bukarov. Su interpretación superlativa encuentra réplica equiparable en el cínico gerifalte encarnado por Donald Sutherland. Max von Sydow, en papel tan breve como imprescindible, completa una terna en estado de gracia que, junto a todas las virtudes señaladas, hace volar la cinta muy por encima de las posibilidades que, a priori, pudieran haberle sido atribuidas.
[Leer más +]
4 de 5 usuarios han encontrado esta crítica útil
3
LA "X" LE VIENE BIEN.
No conecté con ella. Me interesó tan poco que ni siquiera reconocí esos fallos en los que otros ahondan. A mi me pareció escasa en matices, con un tipo de planteamiento cinematográfico antiguo, desfasado incluso para el año 95, en que se produjo.

Donald Sutherland y Max von Sydow, dos actores de relevancia, con papeles ejecutados con la maestría en ellos esperada, y... poco más.
[Leer más +]
4 de 5 usuarios han encontrado esta crítica útil
Ver críticas con texto completo