arrow
8
Kafka llevado al cine (7.8)
Kafkiano retrato de la sociedad argentina en el que un hombre normal se ve involucrado, de la noche a la mañana, en la más absurda de las pesadillas.

Me gustan mucho estos finales tan abiertos, tan imprecisos. Cada uno se construirá el suyo propio. A mí me gustaría que volvieran juntos, formando una nueva familia de 3 miembros sin esos extraños padres, pero me temo que no sería el final más realista.

Es la película más incómoda (en el buen sentido) que he visto últimamente. La comedia sólo dura un ratito, al principio.
[Leer más +]
24 de 26 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
La familia de tu novia tiene churros para ti
Di Cesare ofrece una absoluta tragicomedia que retrata la miseria no sólo económica sino también moral instalada en su país desde la crisis, representada por un mensajero que ve como de la noche a la mañana se le instala en su casa una familia con el objetivo de montar un negocio a su costa.

La película está contada en tono de comedia, y hace reír al público gracias a su ironía y al talento cómico con el que se resuelven muchas situaciones, pero este trabajo es de aquellos que congelan la sonrisa del espectador enseguida, al comprobar éste que de lo que está hablando el autor no tiene la más mínima gracia.

El retrato de los personajes está muy bien estudiado ya sobre el guión, y muy bien interpretado por unos actores sin nombre (al menos en España), que le dan una gran credibilidad a estos tipos desafortunados, que se resisten sin embargo a reconocer su situación, engañándose a sí mismos y al pardillo protagonista, mientras sus vidas y su dignidad se desmoronan progresivamente.
[Leer más +]
17 de 17 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
Kafkiana
Al principio todo comienza según lo previsto: crisis argentina, mirada costumbrista y relación amorosa entrañable y aparentemente idílica. Pero lo previsto se derrumba, pues la película sorpresivamente adquiere la forma de un delirante drama kafkiano. Hernán, el pusilánime protagonista, al igual que Gregorio Samsa en La Metamorfosis y que Josef K. en El proceso, verá como su rutina diaria se transforma en una situación enloquecida y opresiva. Lo idílico se torna monstruoso, lo amable odioso, lo propio ajeno y el anfitrión en huésped. Todo ello sin derecho a réplica. Buena vida Delivery, además de una película brillante, es un metafórico reflejo de la manera en que una crisis subvierte el orden y los valores establecidos, un símbolo de una sociedad contracturada económica y moralmente.
[Leer más +]
15 de 16 usuarios han encontrado esta crítica útil
9
Lúcete Argentina
¡Gratas sorpresas! nos dejo está nación Sudamericana, al mostrarnos un filme digno de competencia; calidad en toda la extensión de la palabra, sin faramalla y sencillez su historia lleva al espectador a la risa, a las muecas y a la indignación en tan solo hora y media; la crisis de principios de siglo ha servido de inspiración para contarnos lo increíble más no imposible.

Lúcete Argentina y enséñale a México a contar historias; ya son varias películas argentinas que en el 2006 lograron colarse; que buscan que el cine de esta nación se convierta en internacional. No hay más palabras, para la descripción del presente trabajo; buscando en una cartelera con producciones mayoritariamente estadounidenses, te puedes encontrar una excepción tan buena como ésta.
[Leer más +]
12 de 15 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
Qué grande Argentina...
Sublime. Buenísima. Es un ejemplo clarísimo de cómo la sencillez puede transmitir y emocionar a patadas, cómo la escasez de recursos puede superarse a golpe de talento. A los 30 minutos ya sentía una punzada en el estómago; a la hora un nudo en la garganta; y en los créditos finales una desazón de las que me hacen gozar como un niño: estaba triste, pero satisfecho. Y llegó la convicción: ¿Felicidad? Claro. ¡La concha de tu madre!
Visítame y deja tu opinión en http://mekagoenlaalfombraroja.wikispaces.com
Qué buena. Qué buena. Qué soberbios todos, qué grande Argentina. Los diálogos y el reparto parecen en ocasiones caminar por el oscuro territorio de la irrealidad, y sin embargo transmiten veracidad a espuertas. Me pegaron el culo al sofá y me abrieron los ojos de par en par. Pero siempre tranquilo, sin sobresaltos, sin irritarme. Así da gusto.
La chica, tan mona ella, Moro Anghileri, resulta ser un prometedor bicho precoz: tv, cine y teatro; escribe, interpreta, dirige. Con 25 años ya tenía un cv que daba susto. Me acojona, con esa belleza tan serena. Emprendedora y talentosa. Y eso que en Buena vida no me convencía mucho. Ya me ha ganado. Le seguiré el rastro.
[Leer más +]
6 de 6 usuarios han encontrado esta crítica útil
5
MUCHACHOS ANTES DE TIRARSE UNA CHICA PIENSEN CON LA CABEZA Y NO CON EL PENE.
Realizada con poquitísimos recursos y un acotado presupuesto, la película se destaca por un guión súper entretenido. Hernán es un buen chico, que recientemente vive solo en la casa familiar, tiene buenos sentimientos y un gran corazón. Pero pobre Hernán un día le agarra (y voy a ser sutil para decirlo) una calentura de ésas con una muchacha que trabaja en una gasolinera. Y por querer llevársela a vivir a su casa le alquila una habitación (vulgar excusa porque nuestro amigo es un loser que quiere meterle manos a la chica) pero...pobre Hernancito...el polvazo le salió carísimo porque un día vuelve a su casa y encuentra instalados a la mamá, el papá, la hijita de su novia y todos los bártulos y porquerías que traen consigo. Y ahí comienza la odisea de nuestro héroe que no puede expulsarlos de su vivienda, y muy orondos todos le usurpan la casa y comienzan un emprendimiento laboral fabricando churros. Muy bueno el guión y con dosis de humor negro la película por momentos se vuelve desesperante porque no se puede creer las desventuras que el buenazo de Hernán debe enfrentar y el desenlace es maravilloso y de lo más inesperado. Para reírse un rato de las desgracias ajenas y para que mis amigos varones reflexionen con la cabeza de arriba... y no con la de abajo.
[Leer más +]
11 de 17 usuarios han encontrado esta crítica útil
7
Hernán no seas tan b....ueno (cuando menos a veces es más)
Película hecha con recursos mínimos, buen guión, actuaciones y dirección. No tiene los baches que algunos dicen que tiene, al contrario, está bien contada.

Se merece un 7, y más también. Por qué? Porque con recursos similares (o lo que es peor, mayores) se han hecho verdaderos bodrios, sin cumplir el objetivo básico de entretener, y ese es uno de sus grandes méritos, sino el más importante. El Director (es su Opera Prima) ha escapado de filmar una "historia mínima", como podría haber sido.

Cuando uno empieza a verla apuesta a la baja, todo suena muy común, parecido a lo ya visto o vivido. Luego vemos que detrás de la simpleza hay algo más: actores, un libro, escenas bien resueltas y un sentido.

Temas que revolotean permanentemente: la crisis económica, la clase media venida a menos, los argentinos que viajan a España huyendo de la crisis, la degradación moral, la falta de trabajo, la pobreza, la viveza criolla.
[Leer más +]
3 de 3 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
Menos en más
Interpretaciones magistrales. Un guión estupendo, con diálogos muy creíbles, que te mete totalmente en la historia. No hace falta mucho para hacer un pedazo de película.
[Leer más +]
7 de 12 usuarios han encontrado esta crítica útil
9
Se me quedó cara de bobo papá vite? Me quedé duro. La reputa que los parió.
Dejo los comentarios sobre la peli para el spoiler, no quiero estropear a nadie el placer de ver esta cinta bajo una completa desinformación del argumento, ya que, en mi caso, ha sido todo un subidón descubrirla a cada minuto. Dicho esto, os dejo un suceso que me ha conmocionado esta mañana y aún me dura, son las 3:51 a.m.

La vida.

La Nueva España, sucesos.

«Los maté yo, la culpa es mía». Éstas son las desgarradoras palabras que una y otra vez repite Elsa Pérez Pin, la conductora de 34 años y única superviviente del accidente de tráfico en el que el lunes perdieron la vida su madre y su hijo de 2 años, tras precipitarse el coche en el que viajaban desde un puente de cuatro metros al río Eo, en el municipio lucense de Ribeira de Piquín. Elsa Pérez, que gritó en vano durante siete horas pidiendo ayuda, se recupera en casa tras recibir el alta médica en el complejo hospitalario Xeral-Calde de Lugo, en el que fue atendida de las leves lesiones físicas y de la hipotermia que sufrió al permanecer sumergida durante más de siete horas con los cadáveres de su hijo y de su madre, que fallecieron ahogados. Su marido y su padre, a quienes fueron a buscar los vecinos una vez conocido el alcance del accidente, la arropan en estos duros momentos. El accidente tuvo lugar alrededor de las nueve de la mañana cuando Elsa, acompañada por su hijo, llevaba a su madre a rehabilitación a Lugo. A unos 600 metros de su casa se produjo el accidente. Como el coche quedó debajo del puente, con las ruedas hacia arriba, casi no se veía y se tardó varias horas en descubrirlo. La joven contó a las personas que la rescataron que oyó pasar coches y pidió ayuda a gritos, pero que nadie se percató de lo sucedido hasta antes de las cinco de la tarde.

Ella estaba inmovilizada porque un asiento suelto le impedía la salida y también moverse hasta su madre y su hijo e intentar rescatarlos. Consiguió salvar la vida porque el coche quedó inclinado, con la parte trasera más hundida que la delantera. En donde iba ella quedó un hueco, que le permitía tener la cabeza fuera del agua, con una profundidad de ochenta centímetros.

Las siete horas que la única superviviente del trágico accidente permaneció atrapada en el interior del coche con los cadáveres de su madre y su hijo fueron angustiosas, ya que Elsa Pérez no perdió el conocimiento en ningún momento y se desgañitó pidiendo auxilio, sin que nadie la escuchara.
[Leer más +]
4 de 6 usuarios han encontrado esta crítica útil
6
Parásitos
El cine social como el presente tiene la virtud de sacarte una socarrona sonrisa de reconocimiento, de identificación con las circunstancias que suceden en su metraje. Pueden estar pasando en tu casa, en la de tu vecino, en la de un familiar, amigo o conocido. Relatos de los que te ponen el vello de punta, de los que te vuelven los intestinos del revés y con los que te rechinan los dientes de rabia.
Nadie está exento de que le pase. Y, si pasa, lo mejor es hacerse a la idea de que nos han atado de pies y manos y llevarlo lo mejor que se pueda, hasta que la pesadilla concluya. O se pueden perder los papeles y cometer una barbaridad, que es lo que nos estaría pidiendo el cuerpo.
Hasta dónde llegará nuestro careto de bobos y nuestra ingenuidad, para que nos la metan doblada y bien doblada.
Ésta es una biliosa historia sobre pardillos y sobre parásitos. Sobre gente bienintencionada que acaba hasta los huevos por culpa de caraduras aprovechados.
Todo empieza, cómo no, por lo idiotas que somos porque llega una carita linda, se nos alegra la pajarita, le ofrecemos una mano y nos acaban cogiendo, con toda la poca vergüenza posible, no ya el brazo, sino las pelotas y todo lo que puedan agarrar. Será que en esta asquerosa vida no se puede ir de confiado, que en los ojos más bonitos y en la risita más dulce puede estar la pécora más rastrera, que te endosa sus marrones, cayendo más bajo que los que van adosados a ella, porque ni siquiera tiene la decencia de cortar con ese repulsivo medio de existencia. Más culpable que nadie, porque su cobardía la convierte en cómplice y en ejecutora, y no hace nada por evitarlo.
Adopta la figura de alguien modesto, sencillo, atractivo, que consigue engatusar a la víctima con su aire de inocencia. Y, aunque en el fondo no sea una mala persona y denigre todo lo que de antemano sabe que va a ocurrir, acaba por caer, en la estima del incauto y de quienes observan sus maniobras, hacia el escalón más bajo, hacia el fango de un desprecio que deja un regusto a algo repugnante.
Somos una raza de sinvergüenzas que joden a quienes no hacen daño a nadie. No importa la condición social. Los jetas los hay hasta debajo de las piedras.
No se debe ir de tonto por la vida.
Ni de demasiado listo.
[Leer más +]
3 de 4 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
OBRA MAESTRA DE BAJO PRESUPUESTO.
A veces me pregunto ¿Porque me conecto tanto con el Cine Argentino de bajo presupuesto?. Ese que refleja situaciones costumbristas, ese que muestra marginalidad, suburbios del Gran Buenos Aires, pueblos del interior del País.

BUENA VIDA DELIVERY tiene un poco de todo de eso.

El argumento, es sencillo y brillante a la vez. Dos almas jóvenes que se encuentran, el amor que nace, ella que se instala en la casa de él y lo inesperado, la familia de ella que viene desde Mar del Plata a instalarse por unos días, y acá comienzan las sorpresas.

Totalmente filmada en exteriores, casi que no hay locaciones, pero hay una historia creíble, que le puede pasar a cualquiera, y que fluye con mucha naturalidad.

HERMOSA PELÍCULA.

Ojo, se sustenta en una idea original, no busquen fotografía, escenarios, ni siquiera actuaciones descollantes, debe estar hecha con lo que una película de Hollywood paga en propinas.
[Leer más +]
1 de 1 usuarios han encontrado esta crítica útil
9
LA PICARESCA ARGENTINA
Contrastando con la critica de Francisco Marinero de Diario El Mundo, que dice el ritmo es lento, la falta de progresión en el absurdo y la poca relevancia de los diálogos muestran las limitaciones del guión, yo digo justamente que es todo lo contrario. Es una pelicula con un guión muy bien elaborado, el ritmo es bueno y los diálogos no muestran ningún tipo de limitación. Es obvio que los criticos hacen lo que tienen que hacer, es decir, criticar según que intereses, tanto para bien o para mal.

Afortunadamente esta película se ha convertido en un clásico en Argentina y el trabajo actoral es excelente.
He seguido el rastro a Leonardo Di Cesare y me extraña que no haya rodado más largometrajes en esta línea. La película es cómica pero sin perder el sentido crítico. Critico con una Argentina necesitada, pobre y desesperada.

Hernán, interpretado por Ignacio Toselli se enamora de Pato, una jóven atractiva interpretada por Mariana Anghileri. Pato está en una situación precaria y después de haber salido de una relación dificil, acepta la invitación de Pato para compartir su piso con el.Viven un breve romance. A partir de ahi todo bien, pero luego la pesadilla tiene lugar cuando aparece el padre de la muchacha, interpretado por el inolvidable Oscar Nuñez.

El film hace que sintamos empatía por Hernán, ya que el personaje carece de maldad y se convierte en victima desde que abre la puerta de su casa a la persona equivocada. Desde ese momento tendrá que sufirir acontecimientos inesperados.
[Leer más +]
Sé el primero en valorar esta crítica
Ver críticas con texto completo