arrow

El lobo gris y Caperucita Roja (1990)

El lobo gris y Caperucita Roja
Trailer
6,9
105
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Reinvención de la historia de Caperucita Roja, introduciendo elementos de otros cuentos populares. El lobo gris se verá las caras con Los Tres Cerditos, mientras que Caperucita deberá llevarle un pastel a su abuela, que vive en París. Por el camino, ambos se cruzarán. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
Año / País:
/ Unión Soviética (URSS) Unión Soviética (URSS)
Título original:
Seryy Volk end Krasnaya Shapochka (Grey Wolf & Little Red Riding Hood)
Duración
27 min.
Guion
Garri Bardin (Poemas: Yuri Entin)
Fotografía
Sergey Khlebnikov, Vadim Prudnikov, Valeriy Strukov
Productora
Soyuzmultfilm
Género
Animación Musical Comedia Marionetas Stop Motion Claymation (Plastilina) Cuentos Mediometraje
Grupos  Novedad
Adaptaciones de Charles Perrault Caperucita Roja
9
Caperucita comunista, obviamente roja
Creo que es la mejor adaptación de este cuento de hadas europeo, quizás el más famoso de la historia de la humanidad.
Es raro que Disney nunca se haya planteado adaptarlo a la pantalla, aunque más raro resulte que haya quedado fascinado con esta versión soviética. La música es simplemente asombrosa, con un ritmo y letras que te conquistan y te hacen dar ganas de aprender a hablar ruso.
Es llamativa la conjunción de personajes de otros cuentos infantiles, que muchos años más tarde haría de Shrek un mega éxito mundial.
Hay algunos aspectos del cuento de la "Caperucita Roja" que a lo largo de los años algunos escritores e intelectuales se han preguntado:
-¿Qué tipo de mujer era su madre que, conociendo los peligros que acechan en el bosque, mandara sola a su hija?
-¿Cómo el lobo, siendo el dueño y señor del bosque, no ataca a la niña en sus dominios sino que la espera metido en la cama?
-¿Cómo se explica que la muchacha no sea capaz de reconocer las diferencias, que sí nota, entre su abuela y una bestia disfrazada?
-Quizá la más sarcástica es la que hace hincapié en las continuas preguntas de la niña al lobo sobre el tamaño de su cuerpo o, al menos, el gran tamaño de algunas partes de su cuerpo.
Dr.Juventus
[Leer más +]
27 de 29 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
Sombrerita Roja y el lobo desdentado
En 1991, el animador ruso Garri Bardin ganó el Gran Premio y el Premio de la Audiencia del Festival de Annecy con una llamativa y original revisión del que es tal vez el cuento de hadas más famoso y reinterpretado de la historia.

Recreado con animación de plastilina o claymation, y estructurado como un musical, "El lobo gris y Caperucita Roja" es en realidad una versión muy libre del cuento. Desafiando la narración tradicional, en esta ocasión el lobo y Caperucita comparten protagonismo en dos subtramas respectivas que confluyen sólo en la escena del primer encuentro y en el tercio final. De este modo Bardin muestra la dinámica de los dos personajes de manera independiente. Así, mientras la inocente Caperucita se prepara para el largo viaje a casa de su abuela, el lobo arregla su dentadura para volver a acechar a sus presas.

El terror dramático de la historia original es sustituido aquí por una farsa consciente de sí misma en todo momento. El guión juega con los elementos que forman parte de la narración y les da la vuelta, expone los roles tradicionales, agujeros argumentales y situaciones inexplicables que se dan en el cuento y los referencia de manera burlesca. Así, la joven Caperucita es una niña espabilada que no se deja engañar fácilmente y que se pregunta cómo la han dejado ir sola por el bosque, y el feroz lobo se convierte en esta ocasión en un simpático canalla que no cesa en su empeño compulsivo de engullir viva a toda criatura que se encuentre.

Detalles como la expresión de resignación del conejo frente al lobo dispuesto a comérselo no hacen más que poner énfasis en el tono burlesco e irreal que otorga Bardin a la historia, y a pesar de ello el cortometraje logra evocar un encanto genuino con su visión del cuento, construyendo interacciones divertidas y entrañables que llegan a su punto culminante en la maravillosa secuencia del primer encuentro entre los dos protagonistas, una verdadera danza de seducción con el pastel como telón de fondo.

Cargada de gags visuales, de divertidas referencias (como los cameos de "Los tres cerditos" y los enanos de "Blancanieves y los siete enanitos" de Disney) y envuelta de un trasfondo político de decadencia y cambio incipiente, en la víspera de la caída de la Unión Soviética, "El lobo gris y Caperucita Roja" es una de esas obras que no define claramente a quién va dirigida, y que puede ser disfrutada tanto por niños, que hallarán un filón en su humor y en sus caricaturizados personajes, como por adultos, que encontrarán más que rascar en el juego irreverente y autoconsciente del cortometraje. En cualquier caso, es una curiosa producción que logra hacerse hueco en la ya extensa imaginería contenida en el mito de la Caperucita Roja.

Texto escrito para www.cinemaldito.com
[Leer más +]
2 de 2 usuarios han encontrado esta crítica útil