arrow

El espía que me plantó (2018)

El espía que me plantó
Trailer
4,9
501
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Audrey y Morgan son dos amigas que se ven involucradas en una conspiración internacional cuando una de ellas descubre que su ex-novio era en realidad un espía. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Estados Unidos Estados Unidos
Título original:
The Spy Who Dumped Me
Duración
116 min.
Estreno
17 de agosto de 2018
Guion
Susanna Fogel, David Iserson
Música
Tyler Bates
Fotografía
Barry Peterson
Productora
Lionsgate / Imagine Entertainment
Género
Comedia Acción Espionaje
3
La parodia que me cansó.
En realidad esta película no inventa ni descubre nada nuevo. El género de las parodias es tan viejo como el de las películas a parodiar. Y el hecho de cambiar el rol habitualmente masculino de los protagonistas por dos chicas tampoco es algo realmente novedoso. Aquí el secreto es confeccionar un guión que funcione y donde los chistes, los gags y la ironía ejerzan de engranaje para que la historia discurra a la perfección. El problema de “El espía que me plantó” es que apenas tiene gracia. Lo cual tratándose de una película de parodias es una sentencia de muerte. Ni la esforzada interpretación de su duo protagonista, en sus respectivos papeles de payasa gamberra y payasa seria hacen desencallar una historia que avanza a trompicones y a golpe de fuegos artificiales. Tampoco las gotas de transgresión ni el espectacular diseño de producción logran sacar al film de la mediocridad. Pero quizás lo peor es que, tratándose de un intento por barnizar de feminismo un género tan masculino como el cine de espías, al final las heroínas tengan que ser rescatadas, una vez más, por el guapo héroe de turno.

Lo mejor: ese lápiz de labios tuneado.

Lo peor: que tanto recurso sirva para tan poco.
[Leer más +]
3 de 3 usuarios han encontrado esta crítica útil
5
ACCIÓN Y DESPROPÓSITO... PERO ¿A QUIÉN LE IMPORTA?
Susanna Fogel, su directora, parece que quisiera justificarse todo el tiempo. No creo que a la hora de rodarla tuviese muy claro lo que quería ofrecer, ni a que público. O... tal vez su deseo fuera reunirnos a todos en una sala, sin complacer a ninguno totalmente.

Acción salvaje, que alivia la mente, empobreciendo los criterios menos formados. ¿Pero qué mas da?
¿Mila Kunis no os parece que durante toda la película presenta un aspecto, ajado, ojeroso y desmejorado?
[Leer más +]
3 de 4 usuarios han encontrado esta crítica útil