arrow

El baile de los malditos (1958)

El baile de los malditos
Trailer
7,2
5.745
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Christian Diestl (Marlon Brando) es un teniente del ejército alemán que ama a su país, pero guarda serias dudas con la guerra que comienza a abrirse camino. Noah Ackerman (Montgomery Clift) es un soldado americano que sufre las presiones de sus propios compañeros y jefes, pero está dispuesto a defender lo que es justo a como dé lugar. Ambos se enamoran de chicas con carácter, y esto también sirve de acicate para mantener el impulso de preservar sus principios. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Estados Unidos Estados Unidos
Título original:
The Young Lions
Duración
167 min.
Guion
Edward Anhalt (Novela: Irwin Shaw)
Música
Hugo Friedhofer
Fotografía
Joseph MacDonald (B&W)
Productora
20th Century Fox
Género
Bélico II Guerra Mundial Ejército Historias cruzadas
Impresionante reparto para una aclamada película bélica sobre el destino de dos oficiales de distinto bando -un americano y un alemán- durante la Segunda Guerra Mundial.
[FilmAffinity]
"Excelente y vigoroso filme (...) particular mirada sobre conceptos como el honor y el compromiso. Tanto Brando como Clift brillan como auténticas estrellas en este filme permanentemente menospreciado"
[Diario El País]
8
HISTORIAS PARALELAS DE JÓVENES MILITARES ESTADOUNIDENSES Y ALEMANES
Notable film en blanco y negro sobre la II Guerra Mundial, con un Marlon Brando realizando una de sus clásicas actuaciones a la manera de vedette teatral, algo pomposo y sobreactuado, pero muy sobresaliente dado que en ese año su físico le favorecía y congraciaba muchísimo; y por supuesto también merece mención especial, Maximilian Schell, el otro gran actor a destacar en esta película, que aquí empezó haciendo de militar alemán participante en la II G.M. y lo bordó tan convincente y perfectamente el papel, que luego repetiría parecidos roles con igual y grandiosa interpretación en "La cruz de hierro" y "Un puente lejano" (ambas de 1977). Es decir, los actores que acá hacen de militares alemanes sobresalen en sus interpretaciones, pero muy mucho, sobre los otros que hacen de estadounidenses.

Edward Dmytrik va mostrándonos los avatares existenciales de jóvenes soldados de una y otra parte de los dos ejércitos contendientes, todos ellos con sus miedos y esperanzas, pero principalmente con sus idiosincrasias masculinas, de hombres bravos, honestos y que se inscribían en sus ejércitos respectivos no por amor a la guerra sino por amor a la paz y a un mundo más civilizado, con orden y justicia. Luego como siempre pasa en la vida, unos se labran su éxito y otros su fracaso o derrota, pero aquí el director E. Dimytryk deja claro en los personajes protagonistas de uno y otro bando, que su condición no es la de los buenos y los malos sino la de seres humanos hijos del mundo en cuyas vidas cabe lo bueno y lo malo.

Un film de larga duración con muchos detalles curiosos que merecen contemplarse con tranquilidad y atención.

Fej Delvahe
[Leer más +]
30 de 35 usuarios han encontrado esta crítica útil
7
"He leído mucho y sé que dentro de diez años seremos amigos de alemanes y japoneses". Y es que Dean Martin no quería ir a la guerra.
Edward Dmytryk tiene que haber dado gracias al cielo. Un emigrante de origen ucraniano que llega a Canadá y desde allí a EE.UU que pese a estar en la lista negra consigue -después de un tiempo y previa colaboración con la administración- hacerse un hueco en Hollywood pese a no ser ninguna fiera y trabajar con los mejores actores de la época. Debe ser porque no hizo ascos e hizo cine contra los alemanes, los japoneses, los comunistas y todo lo que le dijeran. ¡Viva los estómagos agradecidos!

Su filmografía es endeble pese a tener algún que otro filme apreciable como algún western y algún melodrama con tintes bélicos como este “El baile de los malditos” que no consigue llegar a donde se pretendía.

Y es que Edward Dmytryk es un director un tanto mediocre que se encargó de dirigir imitaciones cinematográficas de la original. Así realizó “El árbol de la vida” intentando emular a “Lo que el viento se llevó”, realizó “Los insaciables” intentando parecerse a “Gigante”, filmó “La batalla de Anzio” buscando el efecto de “La batalla de las Árdenas” y realizó “El baile de los malditos” imitando a la Oscarizada años antes “De aquí a la eternidad” (incluso la rueda en blanco y negro), además unos cuantos westerns que son imitaciones de otros que ya comentaré en su día.

En definitiva a partir de ahora le llamaré Edward “Falomir” Dmytryk, que le hace más justicia, y cinematográficamente podemos situarlo entre un Douglas Sirk y un Henry Hathaway, sin que llegue obviamente al nivel de ninguno de los dos.

La película en sí, está basada en un libro de esos del gusto de la época, escrito por Irwin Shaw, conocido mundialmente por escribir “Hombre rico, hombre pobre”, el caso es que “The Young Lions”, libro por cierto que leía el guionista de poca monta protagonizado por William Holden en “El crepúsculo de los dioses” no

Los actores tampoco están enormes, ni Montgomery Cliff está del todo bien, en realidad después del accidente nunca sería el mismo en todos los aspectos, ni Dean Martin, aunque para su nivel está más que correcto, ni Schell que está sólo vaya y ni mucho menos Marlon Brando que con esta película le marcaría el primer fracaso importante después llevar una década de los cincuenta casi perfecta. Eso sí, por lo menos tenemos la oportunidad de ver a la sueca May Britt, que está tremenda, lástima que no se prodigara.

La película fue hecha añicos por la censura española, aunque ahora se puede revisionar en DVD íntegramente con lo que gana bastante por el tema de los campos de concentración que hasta entonces parecía casi tabú.

A pesar de ser una película llena de tópicos, donde los nazis son muy malos y los judíos intelectuales que leen a Joyce, podemos decir que su visionado no defraudará del todo, mucho más por tener un formato de vidas cruzadas que tanto se lleva en nuestros días.

Por cierto ¿cómo pude pasar Brando de zapatero y monitor de esquí a Teniente de la Wehrmacht en tan poco tiempo? Cosas del cine.
[Leer más +]
29 de 43 usuarios han encontrado esta crítica útil