arrow

La mujer del obispo (1947)

La mujer del obispo
Trailer
6,7
978
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
El espítiru navideño parece dominarlo todo, pero no tiene cabida en el hogar del obispo Henry Brougham. En su lucha por recaudar fondos para construir una nueva catedral, el joven clérigo ha desatendido de tal manera a su afectuosa esposa Julia, que ahora lo único que puede salvar su matrimonio es un milagro. Pero el poderoso ángel envíado desde el cielo no se conformará con darle a Henry una lección inmortal de romanticismo. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Estados Unidos Estados Unidos
Título original:
The Bishop's Wife
Duración
109 min.
Guion
Robert E. Sherwood, Leonardo Bercovici, Charles Brackett, Billy Wilder (Novela: Robert Nathan)
Música
Hugo Friedhofer
Fotografía
Gregg Toland (B&W)
Productora
The Samuel Goldwyn Company. Distribuida por RKO Radio Pictures
Género
Comedia Navidad
6
Un angel muy humano
Estamos ante una entrañable comedia familiar navideña, muy al estilo de las de Frank Capra, aunque guardando las diferencias, en las que la visita de un ángel cambia y hace más feliz la existencia de las personas.

De manera muy sencilla se intenta transmitir valores como la alegría de vivir, el saber valorar a las personas que tenemos al lado y que son causa de nuestra felicidad... Hay que destacar a David Niven en su papel de obispo, demostrando su calidad interpretativa. Y por supuesto a Gary Grant en el papel de un ángel muy particular, tan humano que llega incluso a enamorarse y a tener que marcharse para no perder el control. Quizá viendo esta película puede entender el católico el por qué del celibato en los clérigos, ya que aquí este obispo anglicano está más centrado en su mujer que en su ministerio y labor apostólica.

En definitiva es una película entrañable de ver, entretenida, con buenas interpretaciones y con un gran mensaje.
[Leer más +]
14 de 20 usuarios han encontrado esta crítica útil
7
El ángel de la mujer del obispo
Parece una película de Frank Capra por lo de sus buenas intenciones pero lo que más ha llamado mi atención es la clase que sigue teniendo Cary Grant lo pongas de ángel, de ganster o de lo que sea -David Niven tampoco se queda atrás-. Y es muy bonita la escena del patinaje, con dobles o sin ellos, en la que hasta un sesentón se atreve a calzarse unos patines, pasando por la botella de jerez que nunca se acaba, je, je... Aunque si he de elegir me quedo con las fichas que se archivan en un santiamén, merced al simple movimiento de una mano, o al árbol de navidad que se decora de igual modo facilitando la labor de nada menos que Elsa Lanchester en el papel de la criada.

Es una peli inocua pero con la pátina de buen rollo que el guión exigía al servicio de unos intérpretes que hacían creíble lo que fuera, vuelvo a repetir, con ¡clase! un valor que no caduca.
[Leer más +]
8 de 8 usuarios han encontrado esta crítica útil