arrow

The Party (2017)

The Party
Trailer
6,3
3.093
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Janet (Kristin Scott Thomas) acaba de ser nombrada ministra del Gobierno, y por ello varios amigos se reúnen en una fiesta para celebrar su nombramiento. Sin embargo, lo que comienza como una celebración terminará de la manera más inesperada. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
Año / País:
/ Reino Unido Reino Unido
Título original:
The Party
Duración
71 min.
Estreno
16 de febrero de 2018
Guion
Sally Potter
Fotografía
Aleksei Rodionov (B&W)
Productora
Adventure Pictures
Género
Comedia Drama Comedia dramática Comedia negra
5
Un dios salvaje repleto de éxtasis
Mira que las comedias negras me suelen gustar, pero ésta no me ha llegado. Te ríes porque los diálogos (más bien réplicas y contraréplicas) son ingeniosos, pero después de un rato se vuelven predecibles.
No veo un buen guión, los personajes son clichés. Y sus intérpetes los hacen evolucionar hacia la sobreactuación, el histrionismo y la exageración. Sólo se salva Patricia Clarkson.

En fin, tan solo es un divertimento fugaz. Olvidable.
[Leer más +]
28 de 39 usuarios han encontrado esta crítica útil
5
El entierro
La flamante Ministra de Sanidad de Reino Unido decide reunir en su casa a sus amigos de toda la vida para celebrar tan solemne acontecimiento. Con lo que no contaba es que cada uno de los invitados tiene ganas de todo menos de fiesta.

La directora londinense Sally Potter filma lo más parecido a un entierro televisado de una especie de familia mal avenida. Todos los invitados a la celebración son amigos desde hace muchos años, pero todos guardan secretos que atañen al de al lado, y las finas primeras ironías iniciales acaban siendo auténticos puñales clavados por la espalda. Los anfitriones son la política Kristin Scott Thomas y su consorte marido Timothy Spall, que parece vivir en un permanente estado de shock durante la película pero no será hasta la aparición en el piso de un desbocado Cillian Murphy cuando se iniciará la batalla campal que sacará lo peor de cada uno de los personajes. Cada uno de ellos sacará sus miedos y sus egoísmos a relucir y ese lujo y clase alta que destilan se verá manchado por sus instintos primarios. Recuerda mucho a Un dios salvaje, pero Roman Polanski son palabras mayores, aquella dejaba más poso en el espectador y no era tan imprevisible como ésta, en la que se tocan varios temas como la infidelidad, la infelicidad, la maternidad y el feminismo mal entendido, pero sobre todo, esas rencillas del pasado que nunca habían salido a flote y que ahora estallan en la cara de todos y que promete no dejar títere con cabeza. Lo que pasa es que los personajes me parecen tran estridentes y sobreactuados que en vez de mantenerme en alerta y en tensión para ver cómo acaba la carnicería, acabo más bien mirando el reloj cada cinco minutos y eso en una película que dura setenta…no la deja en buen lugar. Con todo, es de obligado visionado para todas aquellas personas que quieran ver cómo es capaz de desmoronarse toda una vida en cuestión de minutos sin que puedas hacer nada para impedirlo…ni tal vez quieras hacerlo.

Sacapuntas de oro: Que esté filmada en un aparente tiempo real y que el blanco y negro agudice aún más su fino y ácido humor negro. El tocadiscos y sus punzantes melodías. El elenco de protagonistas.

Sacapuntas de madera: Que setenta minutos se te hagan eternos. Que sea una pieza teatral 100%. Que entre la pareja de mujeres haya menos chispa que en un apagón.

Nota: 5,5 Sacapuntas.
[Leer más +]
9 de 11 usuarios han encontrado esta crítica útil