arrow

Todos dicen te quiero (1996)

Todos dicen te quiero
Trailer
6,9
16.021
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
El matrimonio formado por Steffi y Bob es el paradigma de la familia burguesa de Nueva York: son ricos, liberales y socialmente comprometidos. Steffi estuvo casada con Joe, un tipo sin suerte con las mujeres, con quien tiene una hija algo inestable. Bob tiene un hijo conservador, una hija que ha puesto en peligro su boda al enamorarse de un delincuente y otras dos hijas adolescentes que se pelean por chicos multimillonarios. Todos ellos pasean sus problemas por Nueva York, París, Venecia. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Estados Unidos Estados Unidos
Título original:
Everyone Says I Love You
Duración
101 min.
Guion
Woody Allen
Música
Dick Hyman
Fotografía
Carlo Di Palma
Productora
Sweetland Films / Miramax / Buena Vista Pictures
Género
Comedia Musical Romance Comedia romántica
"Comedia de Allen que no es redonda, pero sí buenísima"
[Cinemanía]
"Película que esparce con liviandad aparente retazos de ingenio, humor, drama, juego e ironía, todo con enorme elegancia, como quien baila"
[Cinemanía]
8
A chiste por minuto (8.3)
Woody vuelve a hacer una comedia entrañable, de esas que me alegran los días tristes. Sólo tengo que ver los números musicales de los fantasmas o en el hospital para que me venga la sonrisa a la boca.
Lo mejor de todo es que no es un musical puro y duro, sino que aprovecha las canciones para meter nuevos chistes/críticas de cosecha alleniana. El resto es a lo que nos tiene acostumbrados, pero incluso con ramas argumentales más variadas.

Pegas: los números musicales en los que aparece Edward Norton no son tan graciosos como los demás; la parte en la que Woody conquista a Julia Roberts aprovechándose del conocimiento de sus secretos más íntimos está muy manida –aunque, eso sí, es desternillante como pocas veces–.

----------------------------------------------------------------------------------------------------------
Para que cupieran, algunos de estos diálogos han sido resumidos, incluso fusionados a partir de varios.

La ex de Woody, interpretada por Goldie Hawn, le dice que siempre ha elegido mal a sus novias. Woody lo niega.
Goldie: ¿Qué me dices de Madeleine, la que fue después de mí?
Woody: Era maravillosa. Era arqueóloga. Era fabulosa.
Goldie: ¡Era ninfómana...!
Woody: Sí, de acuerdo. Tenía un pequeño problema con la fidelidad y resulta que yo no lo vi venir.
Goldie: ¿Y de Carol?
Woody: Carol era poetisa, y doctora honoris causa por la...
Goldie: Era heroinómana.
Woody: Sí, también se dedicaba a eso, pero yo pensaba que era insulina.

Woody: No estoy en forma; no puedo correr. No puedo hacerlo, me ahogaría: hace semanas que no uso la cinta andadora; 572 semanas, o sea, 11 años.

Woody está desorientado después de perderse por Venecia haciendo footing. Julia Roberts lo encuentra asfixiado.
Woody: Estoy bien. No es nada, sólo un dolor en el pecho que me baja por el brazo.

Alan Alda: ¡No te puedes casar con ese presidiario evadido!
Drew Barrymore: Ex presidiario. Tiene un título universitario. Mami, seguro que tú lo comprendes: hay algo increíblemente animal en su interior.
Alan Alda: ¡Bien, pues nada, lo devolvemos al parque zoológico!
Goldie: ¡Es un delincuente!
Alan Alda: ¡¿Pero cómo puedes querer salir con ese hombre?! ¡No podrás ponerte detrás de él, no te dejará! ¡Si intentas rascarle la espalda, te apuñalará!
Drew Barrymore: Bajo su tosca apariencia hay un joven letrado muy sentimental. En realidad esperaba que pudieras encontrarle un puesto en tu empresa.
Alan Alda: Sí, le haré... tesorero, no te digo. ¡Steffi, bájame una copia de mi testamento y una goma de borrar!
¡Y todo esto con dos hijos y la chacha alemana jugando al hockey en el vestíbulo!
[Leer más +]
51 de 63 usuarios han encontrado esta crítica útil
10
Yo también te ai lof yu con toda mi alma, churri
A diferencia de otros cineastas que tratan a los actores como ganado, Woody Allen tiene fama de tratarlos muy bien y dejarlos hacer lo que les de la gana. No les hace ensayar, no les exige que se aprendan el texto palabra por palabra, no les hace repetir las tomas, prefieres rodar un par de planos largos que tediosas series de plano-contraplano. Paga poco, eso sí, pero sus películas son muy bonitas, sobretodo ésta, que es una alegría de principio a fin, y en la que todas las escenas transmiten buen rollo y felicidad. Los humanos se aparean y a veces luego se desaparean pero qué más da. El mundo es tan bonito que no vale la pena preocuparse, mejor cantar y bailar, sobretodo en Nueva York, París y Venecia, y sobretodo en otoño, en invierno, en primavera y en verano.

Sin embargo, entre tantas buenas vibraciones algo chungo pasó con el traductor de títulos, quizá trabajaba bajo demasiada presión o quizá nadie se tomaba en serio sus esfuerzos. El caso es que algo se le atragantó y abandonó el proyecto dejando su trabajo inconcluso. Se intentó buscarle un substituto, pero está el tema muy difícil, ya no queda casi nadie que pueda encargarse de un proyecto de tanta envergadura. Se rumorea que incluso Drew Barrymore intentó convencerle para que volviese a retomar la traducción que había dejado a medias pero todo intento de negociación fue vano. Así se quedó. Todos dicen... I love you.

Nota: excelente.
[Leer más +]
35 de 40 usuarios han encontrado esta crítica útil