arrow

Ilona llega con la lluvia (1996)

5,4
203
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Maqroll "El Gaviero", la bella Ilona y "El Libanés" disfrutan de una sólida amistad aunque cada uno se encuentra en una parte del mundo. El azar junta de nuevo sus caminos y vuelven a compartir sueños, amores y aventuras. Pero un día, Larissa, una enigmática mujer, aparece en sus vidas. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Colombia Colombia
Título original:
Ilona llega con la lluvia
Duración
111 min.
Guion
Jorge Goldenberg, Ana Goldenberg, Sergio Cabrera (Novela: Álvaro Mutis)
Música
Luis Bacalov
Fotografía
Giovanni Mammolotti
Productora
Coproducción Colombia-España-Italia; Canal Caracol / Emme / Fotoemme SA / Fotograma S.A
Género
Drama
"Desaprovechada"
[Diario El Mundo]
"Al fondo queda el eco de una gran novela, y delante, los humos de un empeño arriesgado tan bien intencionado como, finalmente, fallido"
[Diario El País]
5
…Y el frío llega con Ilona y sus amigos
Conocí a Margarita Rosa de Francisco en el festival de cine de Cartagena en 1986. Por entonces, era ella una preciosa chica de 21 años, y tenía un enorme éxito en Colombia con la telenovela que venía protagonizando… pero yo, como la mayoría de los Críticos que cubríamos los festivales, también repugnaba de los dramatizados que nos tenían hasta el cogote con sus frivolidades y sus lloriqueos. Así es que veíamos a Margarita, apreciábamos de lejos su belleza… y no sé cuantos la entrevistarían “en secreto”, pero en público la ignorábamos. Una de aquellas mañanas, mientras paseaba por la piscina del Hotel Caribe en busca de personajes a los que pudiera entrevistar, vi a Margarita recostada en una de las camillas. Vestía un traje de baño azul claro y sin maquillaje alguno lucía adorable. Me paré muy cerca suyo y me quedé mirándola fascinado… ella simulaba no darse por enterada, pero de pronto me miró a los ojos y me regaló una sonrisa tan tierna que me acarició el alma con la más suave brisa. Sentí deseos de hablarle, de entrevistarla, de decirle cuán bella era, pero no sabía nada de su vida, ni de la telenovela en que actuaba… y entonces me fui, sintiendo muy dentro que a aquella magnífica muchacha hubiera sido capaz de amarla.

Una década después, Margarita aparece como protagonista de “ILONA LLEGA CON LA LLUVIA”, y veo el filme el día del estreno con gran expectativa. Me complació su actuación, seguí viéndola muy bella, pero en casi todas las escenas "terriblemente" maquillada para darle aspecto de mujer mundana… y la realización, ni le hace justicia a Mutis, ni al talento que había demostrado Sergio Cabrera en “La estrategia del Caracol”.

Como película, “ILONA…” resulta pesada y kilométrica, con tres historias en una de las que, sólo la de Larisa, la prostituta de claros criterios, contiene algo interesante. Con los demás personajes, por más que me predispuse a acogerlos, no conseguí sentir ni el menor cariño ni repulsión alguna. Aparecen cuadro a cuadro, pero no consiguen significarme nada, porque la historia es irrelevante, los diálogos a veces elegantes pero sin brillo, y el tempo y la composición de las acciones con una dinámica escasísima.

El notable escritor Álvaro Mutis -como nuestro estimado premio Nobel Gabriel García Márquez-, tampoco parece tener suerte con el cine, pues “La mansión de Araucaima”, filmada por Carlos Mayolo, no le hace la menor justicia a su gótica narración, y esta versión de “ILONA LLEGA CON LA LLUVIA”, tampoco consigue animarnos lo suficiente.

Ni siquiera logré digerir la nostálgica frase que oímos en off en los últimos minutos, pues al contrario, yo creo que la muerte sólo se lleva la presencia física, pero jamás podrá llevarse los recuerdos, pues son estos los que, en tiempos de quietud, nos siguen manteniendo vivos. Y esto lo corrobora el hecho de que todavía conservo intacta aquella dulce sonrisa de Margarita Rosa de Francisco a quien siempre estaré dispuesto a darle una nueva oportunidad.
[Leer más +]
6 de 6 usuarios han encontrado esta crítica útil