arrow
Crítica de Miquel
Palma (Mallorca), España
8
Si no amaneciera
Si no amaneciera (1941)
  • 7.6
    1,133
  • Estados Unidos Mitchell Leisen
  • Charles Boyer, Olivia de Havilland, Paulette Goddard, Victor Francen, ...

Cuando amanezca

32 de 34 usuarios han encontrado esta crítica útil
Tercer y último film de Mitchell Leisen (1899-1972) realizado con la colaboración como guionistas de Billy Wilder y Charles Brackett. Adapta la novela “Hold Back The Dawn” (1940), de Ketti Frings (1909-1981), inspirada en hechos reales y referencias autobiográficas. Se rueda en escenarios naturales de Paramount Ranch (CA), L.A., Hollywood, Tijuana (Méjico) y en los platós de Paramount Studios (Hollywood). Es nominado a 6 Oscar. Producido por Arthur Hornblow Jr. para Paramount, se proyecta por primera vez en público el 11-IX-1941 (NYC, preestreno).

La acción dramática tiene lugar en Tijuana y alrededores, a lo largo de algo más de 5 meses, entre 1940 y 1941, antes de la incorporación de EEUU a la IIGM (diciembre 1941). El bailarín y gigoló rumano George Iscovescu (Boyer), que se mueve por Francia (Paris, Biarritz, Costa Azul...) e Italia (La Riviera, el Lido...). Frecuenta ambientes de las clases adineradas. A causa de la invasión nazi de Francia (10-V-1940) se encuentra con poco trabajo, por lo que emigra a EEUU. Para gestionar el visado de entrada en el país se acomoda en la pequeña localidad fronteriza de Tijuana (Méjico), donde se encuentra con su antigua pareja de baile, Anita Dixon (Goddard), que ya dispone de visado. Iscovescu es elegante, distinguido, se comporta como un galán europeo y sabe ganarse la confianza de las damas. El inspector de inmigración de la oficina norteamericana en Tijuana es el rígido, aunque de fondo humano, Sr. Hammok (Abel). El papel protagonista corresponde a Emmy Brown (Havilland), maestra en la pequeña ciudad de Azusa (L.A.).

El film suma drama, romance y crítica social. Destaca la solidez y la gracia de un magnífico guión, que aúna vigor dramático y abundantes lances de humor. Éstos se presentan en trazos rápidos y en momentos inesperados. Se sirven de expresiones ocurrentes, situaciones chocantes, reacciones extravagantes y dosis medidas de ironía, sarcasmo, burla, humor negro y crítica. La colaboración de los dos guionistas con Leisen concluye con este film a raíz de la supresión por el realizador de una escena tragicómica en la que Iscovescu daba muerte a una cucaracha “por querer entrar en EEUU sin visado”.

Es útil y rica en detalles la descripción del ambiente de saturación, miseria y desesperación de la colonia europea instalada en la frontera a la espera de una autorización que puede tardar 5, 8 o más años. También es antológica la descripción sucinta, pero eficaz, de la variedad de nacionalidades presentes, entre ellas la de una familia austriaca, los Kurtz, recordatorio de la situación que en Tijuana había vivido (1934) durante un tiempo el propio Billy Wilder.

No faltan las demostraciones de la afición de Billy Wilder a los coches, en especial los deportivos, las autovías modernas de 4 carriles, las persecuciones de coches y motos, los paseos en coche por el campo, las perspectivas de vías de intenso tráfico rodado, la pequeña ranchera que da cabida a una cantidad inverosímil de chavales.

SPOILER: El resto de la crítica puede desvelar partes de la trama.

¡Haz que tu opinión cuente valorando la crítica!
Ver más críticas del usuario Miquel
Ver más críticas de la película Si no amaneciera