arrow

Reina Cristina, la mujer que fue rey (2015)

Reina Cristina, la mujer que fue rey
Trailer
5.6
638
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Coronada en 1633, a los seis años, y educada como si fuera un príncipe, la Reina Cristina de Suecia fue una joven dirigente, enigmática y brillante, que combatió a las fuerzas conservadoras para revolucionar Suecia al tiempo que experimentaba el amor y exploraba su incipiente sexualidad. Huérfana de padre, que murió en la guerra, rechazada por su madre y criada en una corte luterana dominada por hombres que pensaban que no tenía otra opción que casarse para tener un heredero, Cristina se vio envuelta entre la pasión y la razón. Revolucionaria, estudiosa de las artes y las ciencias, amiga de Descartes, librepensadora, precursora del movimiento feminista..., en síntesis, una nueva europea políticamente visionaria. Cristina era al mismo tiempo confusa, inquieta, excéntrica, solitaria, y en la corte todos subestimaban tanto su mente brillante como el despertar de la atracción que sentía por la condesa Ebba Sparre. Dividida por el conflicto que le planteaban sus aspiraciones políticas y sus deseos personales, Cristina tomaría una de las decisiones más controvertidas de la historia. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Finlandia Finlandia
Título original:
The Girl King
Duración
106 min.
Estreno
13 de mayo de 2016
Guion
Michel Marc Bouchard
Música
Anssi Tikanmäki
Fotografía
Guy Dufaux
Productora
Coproducción Finlandia-Alemania-Canadá-Suecia-Francia; Marianna Films / Triptych Media / Galafilm Productions
Género
Drama Biográfico Siglo XVII Histórico Homosexualidad
4
La reina de las nieves
A pesar de que lleva décadas rodando y supera la veintena de títulos, no he seguido muy de cerca la carrera de Mika Kaurismäki, entre otros motivos porque, en España, no ha llegado toda su producción. Ni siquiera la de su afamado y prestigioso hermano, Aki Kaurismäki, por desgracia, tampoco es del todo conocida.
La última película de Mika Kaurismäki estrenada hasta la fecha es esta “Reina Cristina, la mujer que fue rey”, que por cierto, no entiendo el por qué eso de “la mujer que fue rey” y no reina. ¿Será por prejuicios lésbicos? ¿Un reclamo comercial intrigante, quizás?
Pero bueno, el caso es que se trata de una ambiciosa coproducción entre Finlandia, Canadá, Suecia, Francia y Alemania. Y tras verla jamás hubiera sospechado que ha costado seis millones y medio de euros. No lucen en absoluto y a mí me ha resultado una película fallida. Las razones son varias.
La primordial es que su realización es mecánica, sin ningún distintivo, con un guión que firma Michel Marc Bouchard, frío, en el que se nos describen los hechos pero sin profundizar en ningún momento en la psicología de sus personajes. Algunos de los hechos más cruciales que se nos cuentan no se detallan, perjudicando su posible lógica y otros momentos, como los “flash backs”, no ayudan, ya que parecen sacados de un culebrón televisivo. La música, aunque da el pego al seguir la línea que esta clase de películas nos tienen acostumbrados, hay veces en que nos suena a sintetizadores de antaño. La fotografía de Guy Dufaux es plana, incluso inapropiada en las escenas donde hay velas y se nota que todo está iluminado por focazos. ¿Para qué utilizar velas cuando se notan que están de adorno y encima provocan reflejos en la lente de la cámara? Y mejor no hablar del departamento de peluquería, porque ellos están más cuidados que ellas, sobre todo las jóvenes, que parece que vinieran de botellona con prisas y se “arreglaron” por su cuenta y riesgo.
Su austeridad, que podía haberse acercado al cine de Dreyer, erróneamente se pretende arrimar al cine más comercial, y evidencia el quiero y no puedo de las escenas donde se requería pompa y despliegue, pareciendo, en las escenas de pretendida solemnidad, un teatrito de aficionados con una pobre dirección artística.
Entre los actores se nota la diferencia entre las jóvenes Malin Busca, como la reina, o Sarah Gadon, y los secundarios, con más oficio que suerte, y que logran una labor más reseñable, como Michael Nykvist, Hippolyte Girardot, o Patrick Bauchau.
Película que al menos cuenta con un buen argumento, pero para eso están los documentos o los libros de Historia, para saber más sobre personajes tan curiosos como el de la reina Cristina de Suecia, en el caso de que no se quede el espectador satisfecho con lo que le hayan contado, o si porque quiere profundizar por mera curiosidad. Me sigo quedando, por ejemplo, con la versión de 1933 de Mamoulian, a pesar de su cartón piedra moleste a muchos y de las limitaciones de la época. Y no es por mitomanía hacia la Garbo. De entrada es por la simple razón de que al menos sabían lo que querían contar y en qué género enmarcarlo. Y en esta ocasión eso tampoco se ha tenido claro. Como decíamos al principio, fallida, y para mí no recomendable, aún a pesar de que su propia historia resulte atractiva.
[Leer más +]
13 de 15 usuarios han encontrado esta crítica útil
7
Precursora del feminismo
Está mucho más allá del simple relato histórico, nos introduce en la vida de esta joven, educada como un chico, que cuando llega al poder en Suecia (siglo XVII) da un vuelco a lo establecido: prefiere las letras a las armas, el amor lésbico a un marido, Roma a Lutero y al final abdica.
Todo eso y además las luchas internas son narradas de forma convincente, dándole al personaje un aire que trasciende la época donde está, como si fuese una precursora del feminismo.
Una lección de historia, sobre todo para los que no estamos muy duchos en la materia. Otro detalle que nos descubren es el del asesinato de Descartes, que hasta hace poco se suponía murió de neumonía y en el film nos relatan cómo fue envenenado con arsénico por un pacto entre católicos y protestantes (recientes investigaciones, así lo atestiguan).
La protagonista, Malin Buska, pasó medio año en una casa aislada, leyendo sobre la reina y practicando equitación y esgrima. Y el resultado es de gran verisimilitud, con carácter y fuerza en el personaje.
Su estreno está previsto en España para marzo de 2016.
[Leer más +]
12 de 13 usuarios han encontrado esta crítica útil