arrow

Closer: Llevados por el deseo (2004)

Closer: Llevados por el deseo
Trailer
6.7
46,251
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Una historia de pasiones, sexo, amor y abandono que involucra a dos parejas, con una situación que se complica cuando el hombre de la primera pareja conoce a la mujer de la segunda. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Estados Unidos Estados Unidos
Título original:
Closer
Duración
104 min.
Guion
Patrick Marber
Música
Varios
Fotografía
Stephen Goldblatt
Productora
Coproducción Estados Unidos-Reino Unido; Columbia Pictures / Inside Track 2
Género
Drama Romance Drama romántico Celos
8
CEGADOS POR NATALIE PORTMAN
Antes de nada tengo que admitir que siento cierta predilección a este tipo de películas y por Natalie Portman, (me resulta embriagadora su belleza) pero CLOSER es una de las películas más ágiles y cuidadas de los últimos años, con un reparto de actores en alza que dan lo mejor de sí. Por una parte tenemos a Julia Roberts, la megaestrella de hoollywood tomándose en serio el oficio de ser actriz y realizando una interpretación mucho más trabajada que por ejemplo en Erin Brokevich (que le valió un oscar) ya que apuesta por la contención y la sutileza.
Jude Law vuelve a retratarse en lo mejor que sabe hacer últimamente, el galán con toques de sensiblón.
Clive Owen es toda una revelación y esta cinta le sirvió para lanzarse al estrellato y demostrar que tiene una presencia en pantalla que pocos pueden igualar.
Pero el premio gordo se lo lleva Natalie Portman, nunca ha estado tan bella y magistral a la hora de encarnar un papel, que aparte tiene la ventaja de tener el personaje más suculento de todos, un personaje tan seductor como enigmático que va a ponerle el listón muy alto de cara a futuros proyectos, ya que da la sensación de tener que aceptar retos continuamente como afeitarse la cabeza o trabajar con Milos Forman.

Closer aparte de beneficiarse del texto de una buena obra teatral está hecha por y para sus protagonistas bajo la batuta de un veterano en forma como es Mike Nichols (pocas películas fallidas tiene en su haber) y que deja la sensación de que el espectador una vez termina la película hable en la cafetería sobre lo que haría en la situación de sus protagonistas, ya que Closer habla de temas tan universales como los celos, el deseo, la infidelidad y el amor, pero se hace de una manera tan elegante e inteligente que hace de esta película una de las sorpresas más agradables de los últimos años.
[Leer más +]
109 de 137 usuarios han encontrado esta crítica útil
5
Cegados por la tontería
CLOSER pertenece a ese tipo de películas que te adormecen o te entusiasman. Para dar la nota yo he de decir que ni una cosa ni la otra. Me pareció medianamente interesante, aburrida a cachos, entretenida en algunos momentos, plomiza en bastantes ocasiones y, lo que es aún más importante, gafapasta hasta la médula.
La película está basada en una obra de teatro. Diría más, ES una obra de teatro, aunque el director se haya tomado la molestia de filmarla en 35 mm para otorgarle una mayor distribución a lo largo y ancho del globo terráqueo. Las diferencias con el texto original, que no he leído, supongo que serán mínimas. Estoy por apostar que lo único que ha hecho Mike Nichols para distinguir una de otra es eliminar el telón y el apuntador, aunque por las interpretaciones de los actores yo diría que algún duende debía estar escondido entre bastidores chivándoles las frases.
En la película se habla mucho. Por supuesto los diálogos y las diferentes situaciones que desarrolla el guión son tan creíbles y naturales como una monja voladora. En algunos momentos parece una competición para ver quién es capaz de soltar la réplica más mordaz e ingeniosa. Encima hay una escena de chateo de unos 10 minutos de duración en la que los personajes teclean y teclean pero no abren la boca ni un solo instante. Dicen muchos tacos, eso sí, porque, y esto es lo más gracioso de la función, el filme va de trasgresor y moderno al establecer un simpático código de palabras que se repiten una y otra vez en los diálogos de los personajes como si fuesen el no va más en provocación y atrevimiento, tales como polla, coño, follar y derivados. Que ni decir tiene que hay gente que sale del cine llevándose las manos a la cabeza por semejante atrevimiento, aunque en mi humilde opinión hace falta haberse pasado las tres cuartas partes de la vida recluido en un monasterio para que algo así pueda abrirte la boca de par en par.
CLOSER es una película de la que aprendes más por el tipo de público que acude a verla que por la trama en sí. Cuando yo la vi, en una escena muy tremenda en la que dos de los personajes protagonistas discutían a grito pelado sobre las infidelidades de unos y de otros, los orgasmos, las eyaculaciones y las diferentes posturas empleadas para llegar a todo lo anterior, uno terminaba por mandar a tomar por el culo al otro y la llamaba “puta chiflada de mierda”. En ese momento un grupito que estaba sentado en las butacas del fondo rompió a aplaudir entusiasmado. Fue entonces cuando me di cuenta con horror del tipo de película que me había metido a ver.
[Leer más +]
124 de 178 usuarios han encontrado esta crítica útil