arrow

Soy espía (2002)

Soy espía
Trailer
4.5
4,444
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Un avión de espionaje experimental extraordinariamente potente es robado por un traficante de armas sin escrúpulos, que está a punto de venderlo a un grupo terrorista. El gobierno de los Estados Unidos obliga a una estrella del boxeo (Murphy) bastante insoportable a formar equipo con un agente especial (Wilson) en una misión altamente secreta para recuperar la aeronave. Equipados con la más avanzada tecnología y mucha personalidad, esta extraña pareja debe salvar al mundo... si antes consigue ponerse de acuerdo en algo. Una cinta de acción con toques de comedia basada en una serie de televisión. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Estados Unidos Estados Unidos
Título original:
I Spy
Duración
96 min.
Guion
Marianne Wibberley, Cormac Wibberley, Jay Scherick, David Ronn (Personajes: Morton Fine, David Friedkin)
Música
Richard Gibbs
Fotografía
Oliver Wood
Productora
Columbia Pictures
Género
Acción Aventuras Comedia Espionaje
"Incluso el puñado de momentos que son divertidos parecen reciclados de viejos sketches del Sr. Murphy."
[The New York Times]
"Floja, lenta, vacía, estúpida, amateur, sin gracia, sin suspense, sin forma y escrita, dirigida e interpretada sin ingenio -los efectos especiales apestan, también-."
[Rolling Stone]
7
Serie de TV, única en su clase
Comedia de acción, esta basada en la exitosa serie de televisión, "I Spy" (1965-1968) con Bill Cosby (Alexander Scott) y Robert Culp (Kelly Robinson).

A pesar de su fracaso en una importante misión, el incompetente agente especial Alex Scott (Owen Wilson), es enviado a recuperar un sofisticado prototipo aeronáutico, el “Switchblade”, uno de los más modernos y caros aviones del gobierno americano, que va a ser subastado por Gundars (Malcolm McDowell) , peligroso traficante de armas y terrorista sin escrúpulos.

Fanático del boxeo, Gundars está organizando un combate en su cuartel general de Budapest, por lo que Alex recluta al ególatra Kelly Robinson (Eddie Murphy), campeón mundial de boxeo de peso medio. Sin embargo, el arrogante Kelly parece más preocupado por seducir mujeres que por servir a su país.

El mujeriego de Kelly, entrena en el arte de la seducción al tímido e inseguro Alex para que aprenda a cortejar a Rachel (Famke Janssen), la atractiva agente encargada de cumplir la misión con ellos. A cambio, Alex introduce a Kelly en el deslumbrante mundo del espionaje y artefactos de la más alta tecnología de un espía.

La película tuvo un presupuesto $70 millones y genero por venta de taquillas la cantidad de $50,7 millones, además recibió cuatro nominaciones a diferentes premios y/o festivales de cine.

En 1965, Bill Cosby obtuvo un logro para los afroamericanos cuando protagonizó con Robert Culp la serie “I Spy”, un programa de aventuras que reflejaba las inquietudes de la guerra fría, con las fantasías de espionaje al estilo de James Bond.

La presencia de Cosby como la primera estrella afroamericana de una serie dramática de televisión hizo de “I Spy” única.

Cosby y los ejecutivos de la NBC fueron avisados de que algunos de sus afiliados podrían no estar dispuestos a transmitir la serie; sin embargo, solo cuatro estaciones, en Georgia, Florida y Alabama, no aceptaron el programa, mientras el resto del país estuvo cautivado con los lugares exóticos y la auténtica química de las estrellas del programa, lo que la convirtió en uno de los éxitos de audiencia de la televisión.

“I Spy” terminó entre los veinte programas más vistos de 1965, y Cosby fue galardonado con un Premio Emmy por su extraordinaria actuación en una serie dramática, logro que repitiera los siguientes dos años de manera consecutiva. Aunque el programa estuvo aparentemente enfocado en el personaje de Culp, la serie se había convertido en un trampolín para su co-estrella.

Durante los tres años que duró la serie, Cosby fue continuamente confrontado con la pregunta del racismo. “I Spy” mostró a dos hombres que trabajaron como iguales a pesar de sus diferentes etnias.
[Leer más +]
6 de 9 usuarios han encontrado esta crítica útil
2
Y una carrera más llega a su fin... Hoy: Eddie Murphy
Hace tiempo que el bueno de Eddie Murphy (en su día uno de mis actores favoritos) esta acabado, muy acabado. Con Soy Espía no solo fracasó en taquilla sino que como film es malísimo y lo peor de todo es que no hace reír ni una sola vez. Y eso que se supone que es una comedia.

Lo único que salva la función es que hay bastante acción y eso se agradece. Lo malo es que la señora Betty Thomas no sabe dirigir este tipo de escenas y resultan insulsas y sin gracia.

Los actores tampoco arreglan nada y lo único que merece la pena es observar el palmito de Famke Janssen. Owen Wilson hace de subnormal como habitualmente, Murphy de Murphy como habitualmente (pero con menos gracia de lo habitual) y ni como secundarios merecen la pena Malcolm McDowell ni Gary Cole.

Un bodrio de mucho cuidado que acabó por hundir en la miseria la carrera de Eddie Murphy (recaudó 33 millones de dolares con un presupuesto de 70) y no creó que ayudará mucho a la de Wilson ( que no olvidemos unos años después intentaría suicidarse, supongo que habiendo hecho un repaso a su filmografía).
[Leer más +]
4 de 8 usuarios han encontrado esta crítica útil