arrow

La tribu (2014)

La tribu
Trailer
6.6
1,671
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Un adolescente sordomudo ingresa en un internado especial donde, para sobrevivir, tiene que formar parte de una organización salvaje, "la tribu", dedicada a todo tipo de actos delictivos. Su amor por una de las concubinas del líder lo llevará a desafiar las reglas no escritas en la jerarquía de la banda. Una película que no precisa de doblaje ni subtítulos, donde toda la comunicación es mediante el lenguaje de signos. Porque el amor y el odio no necesitan traducción. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Ucrania Ucrania
Título original:
Plemya (The Tribe)
Duración
130 min.
Estreno
6 de mayo de 2016
Guion
Miroslav Slaboshpitsky
Fotografía
Valentyn Vasyanovych
Productora
Coproducción Ucrania-Países Bajos (Holanda); Garmata Film Production / Rinat Akhmetov's Foundation "Development of Ukraine" / Ukrainian State Film Agency / Hubert Bals Fund of the Rotterdam Festival, The
Género
Drama Discapacidad auditiva Adolescencia Prostitución Colegios & Universidad Acoso escolar
8
(Gesto de dos pulgares hacia arriba)
Esta es una historia que tiene lugar en una institución de sordomudos, donde sus residentes se dedican a cometer todo tipo de crímenes para ganarse la vida. Parece una historia normal, pero no lo es. Bueno, realmente si es una historia normal. Me explico: ‘The tribe’ representa el máximo exponente de la forma sobre el fondo, del cómo sobre el que por encima de todo. Es una película que exige muchísimo al espectador, partiendo de la base de que todos los “diálogos” son en lenguaje de signos y que no hay ninguna clase de traducción o subtítulos. Sin embargo, si el espectador hace el esfuerzo por comprender todo lo que pasa, obtendrá a cambio una inmersión en la historia cuyo valor es simplemente incalculable. Y digo esfuerzo, pero realmente la película no aburre en ningún momento, gracias a la asombrosa serie de planos secuencias que compone el metraje que hace que el espectador no pueda apartar la vista de la imagen.

‘The tribe’ es un hecho asombroso. Cuanto más pienso en ella más milagroso me parece que algo así se haya podido rodar. Me pongo a pensar en la de decisiones difíciles que hay detrás de la película, y ante el resultado no puedo hacer otra cosa que aplaudir. El film juega mucho con el tema del sonido, siendo perfectamente consciente de que el espectador oye cosas que los personajes no, pero al mismo tiempo los personajes hablan sobre cosas que el espectador no entiende ni sabe. Una idea esta última que me parece tan genial como efectiva, creando un maravilloso despiste mutuo que mantiene el interés por las nubes en todo momento. Esto, unido a la dirección plano-secuencial, conforma uno de los ejercicios narrativos más estimulantes que he visto últimamente.

¿Significa esto que la recomiendo ciegamente? Absolutamente no, es una película cruda y difícil de ver, cuya propuesta “sordomuda” no será del agrado de todo el mundo. Eso sí, el que quiera poder decir “nunca he visto nada igual” que apunte en negrita esta ópera prima del ucraniano Miroslav Slaboshpitsky.
[Leer más +]
31 de 36 usuarios han encontrado esta crítica útil
6
Planos secuencia, sordomudos y gafapastas
Tenía muchas esperanzas puestas en The Tribe. Una película que llegaba como uno de los bombazos del reciente Cannes y que había cautivado a crítica y público por igual. Parte de una de las premisas más originales de todos los tiempos: sin subtítulos, ni conversaciones "Porque el amor y el odio no necesitan traducción". Pero no, esto no era lo esperado. Sí, de puta madre, quizás el amor no necesite traducción, pero yo aquí no veo amor. Mucho menos veo la necesidad de besar allá donde pisa una película que le da diálogos de diez minutos en lenguaje de signos a personajes dentro de un mismo marco. Se ve que debo ser de los pocos que no conocen este lenguaje, pero al menos puedo considerarme de los exigentes que no se conforman con entender una historia a trazos solo por los gestos que en ella se realizan. Respecto al amor... en fin. Yo creo que más que ante amor estamos ante el retrato de una obsesión. Poco amor puede surgir de la unión de un desequilibrado y una prostituta.

El primer tramo de la película es soporífero hasta la saciedad. Si bien la inexpresiva cara de nuestro protagonista es interesante y la historia en la que comienza a verse envuelto es particular, cuanto menos, pero como ya he mencionado antes, es difícil mantener la atención y las fuerzas ante una película que da tantos altibajos durante sus 130 minutos de duración. A pesar de todo, si bien quizás no consiga una atención desmesurada hacia el aspaviento en cuestión que hace tal o cual personaje, sí que consigue, aunque sea por mera curiosidad, que el espectador no despegue los ojos de la pantalla durante prácticamente la totalidad de su metraje. Esto es, sobre todo, gracias a sus planos secuencia, de manual y que probablemente sean grandes responsables de la desmesurada duración del largometraje, ya sea por la creación de suspense en la subida a la escalera de caracol al más puro estilo Hitchcock, o por la demostración de ingenio cambiando escenarios y espacios sirviéndose solo de eternos travellings y steadycams que a veces necesitan "viajar" algo más lejos de lo que lo necesitaría un simple cambio de plano.
[Leer más +]
23 de 35 usuarios han encontrado esta crítica útil