arrow

Vuelo de águilas (1933)

Añadir a listas
Sinopsis
El aviador Jim Blaine y su hermano Neil no sólo son rivales en sus temerarios vuelos, sino que además luchan por el amor de la paracaidista Jill Collins. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Estados Unidos Estados Unidos
Título original:
Central Airport
Duración
72 min.
Guion
Jack Moffitt, Rian James, James Seymour
Música
Howard Jackson, Bernhard Kaun
Fotografía
Sidney Hickox (B&W)
Productora
Warner Bros.
Género
Drama Aviones
6
“Un tipo que vuela para ganarse la vida, ¿qué derecho tiene a casarse?”
En la prolífica producción de William Wellman, uno aprecia cada vez más ese tipo de películas concisas, de estilo seco y elíptico, directas al grano, típicas de los años 30, que en 70 u 80 minutos ofrecían historias variadas y potentes hechas con nervio de acero, a las que nada sobra ni falta, gloriosa apoteosis de la economía de medios narrativos, verdadera cualidad del gran cine clásico americano.

Convendría igualmente llamar la atención sobre la obsesiva relación de Wellman con el mundo de la aviación, a través de las numerosas películas que rodó con dicha temática, desde “Wings” (1927), “The Legion of the comdemned” (1928), “Young Eagles” (1930), o la que ahora nos ocupa, pasando por "Men with wings" (1938), “Thunderbirds” (1942), “Island in the sky” (1953) o su última película “Lafayette Escadrille” (1958).

Richard Barthelmess, un olvidado galán de los años 30, interpreta aquí a un piloto al que se le prohíbe pilotar tras tener un accidente con pasajeros y ser acusado de negligencia, en una romántica historia de aviadores y amores contrariados.

La película es fundamentalmente la historia de unos fanáticos de la aviación mezclada con un triángulo sentimental, en una pequeña historia sazonada con algunos elementos “pre-code”. En su segunda parte se va adentrando en el territorio del melodrama, acentuado por la desesperación del protagonista, ideal de galán romántico y solitario, tan habitual en el cine de época. La habilísima inteligencia narrativa de Wellman, que tanto echamos de menos en el cine comercial actual, enaltece el resultado global de la película.
[Leer más +]
1 de 1 usuarios han encontrado esta crítica útil