arrow
Críticas de Macarrones
Críticas ordenadas por:
El dios de madera
El dios de madera (2010)
  • 4,2
    214
  • España Vicente Molina Foix
  • Marisa Paredes, Madi Diocou, Nao Albet, Soufiane Ouaarab, ...
6
Yao, pan y vino
Molina Foix no lo reconocerá, pero yo he visto en esta película un remake apenas disimulado de «Marcelino, pan y vino». En vez de Pablito Calvo, aquí el desheredado acogido por una comunidad masculina (de gais) es un senegalés de terso pandero, tan indefenso como un niño. Hay también, igual que en «Marcelino», un desván al que no se puede entrar, donde se esconde algo secreto que finalmente supondrá la aparente reconciliación del niño (en este caso, del senegalés) con la figura femenina ausente. En esta película se va mucho a misa y la autoridad del Estado (la municipal en «Marcelino», la policial en la de VMF) está representada de forma torva y negativa. Y «el dios de madera» al que alude el título, evidentemente, se refiere al crucifijo, al que se asimila con el amuleto del africano.
[Leer más +]
6 de 6 usuarios han encontrado esta crítica útil
Alicia en el país de las maravillas
Alicia en el país de las maravillas (2010)
  • 6,0
    78.499
  • Estados Unidos Tim Burton
  • Mia Wasikowska, Johnny Depp, Helena Bonham Carter, Anne Hathaway, ...
1
Regreso a Hogwarts End o El Señor de los Anillos de Boda
La película empieza con la fiesta de pedida de mano de Alicia, vaya por Dios. Tim Burton tiene dos candidatos para la boda y duda entre convertirla en la señora Potter o la señora Bolson. Como no se decide, empieza a rodar un mejunje en el que mezcla lo peor del Señor de los Anillos y de la saga de Harry Potter. Hay bichos monstruosos, carreritas, persecuciones, música sinfónico-peliculera, espadas míticas, exaltación monárquica y feudal, arquitecturas que parecen de un Piranesi cagado por Disney, etc. Como es una película de Tim Burton, también sale Johnny Depp haciendo el ridículo (por favor, que alguien le prejubile, no podemos consentir que este señor siga haciendo películas hasta los 65 años). En fin, me pareció horrorosa, y eso que la vi tras un periodo de abstinencia cinematográfica tan largo que cuando veo cualquier cosa moviéndose en una pantalla siento transportes de placer.

Hablando de transportes, esta la vi en un autobús de la línea Madrid-San Sebastián. Quizá en un cine de verdad, con pantalla gigante, los altavoces a reventar, unas gafas de 3D sobre mis gafas de pasta, empachado de palomitas y mi novio metiéndome mano, le podría haber dado una estrellita más, aunque lo dudo.

Lo siento.
[Leer más +]
37 de 39 usuarios han encontrado esta crítica útil
Decálogo 10 (TV)
Decálogo 10 (TV) (1990)
  • 7,7
    1.313
  • Polonia Krzysztof Kieslowski
  • Jerzy Stuhr, Zbigniew Bielawski, Henryk Bista, Olaf Lubaszenko, ...
9
Historias de Filatelia
Pues resulta que Kieslowski sí tenía sentido del humor y dotes (¡y qué dotes!) para la comedia, lástima que no las cultivara más. El "Decálogo" termina con una fiesta. Este episodio es una especie de cruce entre “El dinero” de Bresson y “Charada” de Stanley Donen, y (según mi extraviado criterio) supera a ambas. Grandísimos actores, simpatía a raudales (a la polaca, ojo, que esto no es una comedia napolitana). Desaparece el rubiales querúbico del resto del ciclo, pero se asoma fugazmente el jovencito empleado de Correos, del que estoy medio enamorado desde mi juventud y al que yo espiaría con un catalejo y le compraría todos sus sellos de focas. En fin, Kieslowski nos da sus bendiciones en su último sermón dominical. Ite missa est
[Leer más +]
19 de 21 usuarios han encontrado esta crítica útil
Decálogo 6 (TV)
Decálogo 6 (TV) (1990)
  • 8,0
    1.841
  • Polonia Krzysztof Kieslowski
  • Grazyna Szapolowska, Olaf Lubaszenko, Stefania Iwinska, Artur Barcis, ...
8
La ventanilla indiscreta
Siempre hay un cristal que separa a un joven de diecinueve años de lo que más ama: la ventana del bloque de edificios, la ventanilla del servicio de correos. Es una película hermosísima, con algo delicado y misterioso que palpita en su interior, como cuando uno protege un gorrión con el puño y siente sus latidos. El protagonista posee algo angelical. Pero es humano, está dotado de sexo, y la sexualidad es la pedrada que rompe el cristal y, en realidad, la que lo rompe todo.
[Leer más +]
24 de 24 usuarios han encontrado esta crítica útil
Decálogo 5 (TV)
Decálogo 5 (TV) (1990)
  • 7,8
    1.751
  • Polonia Krzysztof Kieslowski
  • Miroslaw Baka, Krzysztof Globisz, Jan Tesarz, Zbigniew Zapasiewicz, ...
8
Todos morimos, pero nadie merece la muerte
Muy buena película, más ambiciosa que otras del ciclo, mejor hecha, más sentida. Todo se vuelve onírico. Kieslowki es más atrevido, mejor cineasta, incluso más gracioso. Hay un actor más que no aparece en los rótulos: la muerte. Grandes rostros. Aire desolado. Me encanta.
[Leer más +]
15 de 16 usuarios han encontrado esta crítica útil
Decálogo 4 (TV)
Decálogo 4 (TV) (1990)
  • 7,7
    1.724
  • Polonia Krzysztof Kieslowski
  • Adrianna Biedrzynska, Janusz Gajos, Artur Barcis, Adam Hanuszkiewicz, ...
5
Electra varsoviana
Honrarás a tu padre y a tu madre (Yavé ya estaba por el lenguaje no sexista, para que luego digan que se lo han inventado las feministas).

La película, pues bueno, destartalada. Tiene dos rasgos de humor, que son lo mejor de la historia: la oftalmóloga con unas gafas enormes y la conversación en el ascensor, arriba y abajo. Kieslowski parece que quiere recorrer el camino que une a Moisés con Freud, pero pronto pierde la brújula y se desorienta: empieza entonces a dar vueltas y más vueltas en torno a unos personajes que no son reales ni alegóricos, sólo retorcidos hasta extremos inverosímiles.
[Leer más +]
12 de 17 usuarios han encontrado esta crítica útil
Decálogo 3 (TV)
Decálogo 3 (TV) (1990)
  • 7,0
    1.770
  • Polonia Krzysztof Kieslowski
  • Daniel Olbrychski, Maria Pakulnis, Joanna Szczepkowska, Artur Barcis, ...
4
Polvos Tang cinematográficos
Kieslowki es a Kaurismäki lo que los polvos Tang al zumo de naranja. Sin los grumos del efectismo y con un poco más de humor, esta destartalada peliculita polaca podría ser una obra maestra del cine finlandés.
[Leer más +]
11 de 20 usuarios han encontrado esta crítica útil
Decálogo 2 (TV)
Decálogo 2 (TV) (1990)
  • 7,3
    2.127
  • Polonia Krzysztof Kieslowski
  • Krystyna Janda, Aleksander Bardini, Olgierd Lukaszewicz, Artur Barcis, ...
7
Oración del cinéfilo
Si me da un ataque de apendicitis, que no sea en Polonia, Dios mío.

[Esta es la enseñanza que extraje de la película].
[Leer más +]
13 de 19 usuarios han encontrado esta crítica útil
Decálogo 1 (TV)
Decálogo 1 (TV) (1989)
  • 8,0
    3.334
  • Polonia Krzysztof Kieslowski
  • Henryk Baranowski, Wojciech Klata, Maja Komorowska, Artur Barcis, ...
7
Dios no respeta sus propias reglas
Antes de crear el mundo, antes de que existiera la primera bacteria sobre este planeta, Dios ya sabía que hoy tú –sí, precisamente tú– estarías leyendo estas líneas. Ahora, justo al mismo tiempo que la pantalla ilumina tu cara, una pareja está haciendo el amor y alguien muere, quizá en tu mismo bloque, sobre tu techo, o muy cerca de ti, en tu mismo barrio. En un ordenador semejante al tuyo, alguien teclea en un chat gay, quizá ve una película de Kielowski, a veces escribe poemas y puede que lleve la contabilidad de su empresa. Es posible que un montañero esté mirando la previsión del tiempo antes de decidir si sale mañana a escalar un pico o un patinador investigue el grosor del hielo.

Si algo falla, es que Dios tiene un virus. Hay que resetear el disco duro.

[adenda: Yo mismo no entiendo muy bien esta crítica -o lo que sea-, pero fue lo que escribí en una libretita hace un par de años, con el epígrafe "para F.A." y ahora lo acabo de encontrar. Dios lo ha querido].
[Leer más +]
17 de 24 usuarios han encontrado esta crítica útil
Cromosoma 3
Cromosoma 3 (1979)
  • 6,3
    3.815
  • Canadá David Cronenberg
  • Oliver Reed, Samantha Eggar, Art Hindle, Cindy Hinds, ...
7
Hijos de la ira o El sueño de la razón produce monstruos
Típica historia de Cronenberg, y con esto está dicho todo. Es una película inteligente, muy bien construida, con una poderosa arquitectura y una sabiduría enorme para hacer continuos desvelamientos con un simple cambio de plano. La primera escena es paradigmática del talento del director. Aparte, es un canto a la moda, los peinados y la estética de los años setenta (ay, qué pantalones, qué melenas, qué faldas). Lo que me interesa contar va en el expolio, así que aquí sólo diré que me dejó pasmado la mala educación de los canadienses (las normas de cortesía en esta película dejan mucho que desear; los personajes se tratan con tal mala educación, desdén y frialdad que, a su lado, las películas de Kaurismäki parecen comedias napolitanas). También me llamó la atención el gasto en calefacción que debe de haber en esas casas que en vez tabiques de ladrillo sólo tienen cristales. Espero que esto lo hayan arreglado, porque no está el planeta para tales derroches.

Por cierto, también es típico de Cronenberg sus reparos con la policía. Es inverosímil que sus personajes no la llamen cuando la necesitan, y menos si de por medio hay niños maltratados o secuestrados. Quizá nadie le ha explicado a Cronenberg las funciones de la policía y cree que sólo se encargan de poner multas de tráfico, que todo puede ser.

El actor principal es un guaperas y a veces se olvida de que está en una película y pone caritas de anuncio de colonia.
[Leer más +]
25 de 30 usuarios han encontrado esta crítica útil
Los hombres que miraban fijamente a las cabras
Los hombres que miraban fijamente a las cabras (2009)
  • 5,4
    28.269
  • Estados Unidos Grant Heslov
  • George Clooney, Ewan McGregor, Kevin Spacey, Jeff Bridges, ...
3
Gran actuación caprina
Yo la vi en un tren y desde la pantallita del techo me llegaba todo el magnetismo zoofílico. Cómo se mueven las cabras, qué presencia escénica, cómo miran a la cámara. Aparece una cabra y se comen el plano, el espectador ya no tiene ojos para otra cosa.* Qué pena que estas cabras se comieran también el guión y los actores humanos se vieran obligados a vagar a lo largo del metraje sin brújula y a contar continuamente chistes tontos para entretenernos a los espectadores hasta la siguiente aparición de otra cabra.

La película intenta calmar la mala conciencia norteamericana por su participación en las guerras de Vietnam y, sobre todo, Irak, pero creo que con estas bromitas sólo empeoran las cosas. El humor corrosivo cauteriza las heridas (véase "Ser o no ser" o "Uno, dos, tres"), pero en "Los hombres que miraban fijamente a las cabras" advierto demasiada complacencia, mucho compadreo y poca profundidad.

En fin, que esta película es a «Ser o no ser» lo que la canción «La cabra, la cabra, la p... de la cabra» a la sinfonía «Pastoral» de Beethoven.
[Leer más +]
19 de 23 usuarios han encontrado esta crítica útil
Memorias del General Escobar
Memorias del General Escobar (1984)
  • 5,4
    232
  • España José Luis Madrid
  • Antonio Ferrandis, Elisa Ramírez, Luis Prendes, José Antonio Ceinos, ...
2
Guerra de interiores
Desganadísima recreación de la vida del general Escobar, un coronel de la guardia civil leal a la República durante la Guerra del 36 que llegó a general del Ejército de Extremadura. Actúan (por decir algo) un puñado de estrellas del cine patrio del momento y unos cuantos mocetones muy guapos en papeles secundarios que –reconozcámoslo– de vez en cuando alegran la vista (si uno está despierto, claro, porque es una de esas películas que se ven dando cabezadas). El protagonista absoluto, Antonio Ferrandis, está bien de forma intermitente: en una escena sí, en otra no, en una sí, en otra no, y así hasta el final, como si fuera un semáforo cinematográfico con tricornio. La culpa del despropósito no es sólo suya, sino también de unos guionistas sin escrúpulos que le obligan a hacer cosas raras (desde pasearse a cuerpo descubierto por la primera línea de fuego hasta enamorarse de la monja más pavisosa del planeta). Aparecen otros personajes históricos: un Azaña dicharachero, Durruti, el general Goded, un Companys envarado como el palo de una escoba. Debe de ser la película bélica con menos gasto en munición de la historia, todo se resuelve con unos villancicos, unos sacos terreros y unas tomas en unos derribos. Abundan los interiores (algunos en los edificios reales donde transcurrieron los hechos), hay un gran despliegue de coches Hispano-Suiza lustrosos y relucientes, la música es una tabarra constante, menudean los anacronismos (tan burdos que deben de ser premeditados) y los fusilados se mueren sin heridas, de los retortijones que les producen las detonaciones.*
[Leer más +]
9 de 9 usuarios han encontrado esta crítica útil
Pa negre (Pan negro)
Pa negre (Pan negro) (2010)
  • 6,8
    24.198
  • España Agustí Villaronga
  • Francesc Colomer, Nora Navas, Roger Casamajor, Marina Comas, ...
5
El enemigo en casa
Me gustan (mucho, muchísimo) de esta película sus intenciones, el lugar al que apunta, su estética general, sus actores y un montón de escenas y detalles que detallo abajo, pero no puedo dejar de pensar que el gran director que es Agustí Villaronga tiene un gran enemigo, que no es otro que él mismo, como guionista. Los valores de uno y otro son antitéticos y no siempre el primero puede corregir los excesos del segundo: el escritor busca el efectismo, el retorcimiento melodramático y no tiene buen oído para los diálogos (y una tendencia terrible a los discursitos retóricos); el director pertenece a un mundo estético y expresivo opuesto y siempre parece preocupado por embridar la historia para llevarla hacia lo estático, lo sugerido, el silencio, hacia lo que no es obvio, el mundo de las miradas, las sospechas, los pensamientos y los deseos reprimidos. A Villaronga se le da muy bien bucear, pero no tanto surfear. En sus peores momentos, «Pan negro» parece montada con retales de «El laberinto del fauno» o de «Amar en tiempos revueltos»; en los mejores, se eleva a las mismas alturas del mejor Montxo Armendáriz o de Víctor Erice.

Bueno, he escrito este primer parrafito por cumplir con las normas de FilmAffinity, porque lo que de verdad me interesa comentar va en el expolio:
[Leer más +]
129 de 175 usuarios han encontrado esta crítica útil
El discípulo
El discípulo (2010)
  • 2,5
    204
  • España Emilio Ruiz Barrachina
  • Joel West, Ruth Gabriel, Marisa Berenson, Juanjo Puigcorbé, ...
1
Belén viviente (ossia, La historia más chunga jamás contada, o cómo hacer una versión de La vida de Brian sin gracia y sin chistes,* o Señor, perdónales porque no saben lo que hacen con la cámara).
Ramón Menéndez Pidal fue el asesor histórico de «El Cid» de Anthony Mann.
Carlos García Gual fue el asesor histórico de «Ágora» de Amenábar.
Antonio Piñero lo es de este «El discípulo».

En resumen: la presencia de un sabio en un rodaje no garantiza que el resultado cinematográfico sea fiable desde el punto de vista histórico (ni mucho menos, claro, que salga una buena película). Vayamos por partes:

La historia. Está claro que en el siglo XXI no podemos seguir aceptando la visión mitificada y mágica transmitida por la tradición y la fe. Por tanto, es legítimo tratar de reconstruir la figura histórica de un Jesús exento de poderes sobrenaturales, lo más cercano a la realidad de su tiempo, sin las adulteraciones/interpretaciones/mistificaciones posteriores. Los libros de Piñero son admirables desde este punto de vista y yo los recomiendo vivamente para cualquier persona (creyente o no) que esté interesada en el Jesús histórico. Fui, por tanto, con altas expectativas a ver esta película y con una predisposición más que buena. Pagué mi entrada y la de mi cabra Rifiuti (esto es importante, veo que en Filmaffinity abundan los que van a pases de prensa, preestrenos para amigos y demás regalías, qué suertudos) y nos internamos en la gran sala del cine Luchana (que es gigantesco, uno de los templos de la cinematografía madrileña). En total, éramos seis espectadores, o sea, que fue como entrar en una iglesia (que están todas vacías, gracias a Dios).

[Sigue en el expolio, donde no cuento nada: bueno, sí, al final lo crucifican, espero no estar reventando la película a nadie].
[Leer más +]
32 de 34 usuarios han encontrado esta crítica útil
El tormento y el éxtasis
El tormento y el éxtasis (1965)
  • 7,1
    2.564
  • Estados Unidos Carol Reed
  • Charlton Heston, Rex Harrison, Diane Cilento, Harry Andrews, ...
4
El tostón y el estreñimiento
Destartalada película que recrea las relaciones (por una parte y principalmente) entre el papa Julio II y Miguel Ángel (esto más o menos funciona gracias al carisma de los actores) y (por otra parte) entre Miguel Ángel y una hija de Lorenzo el Magnífico (la pibita no se había enterado de que M.Á. era gay; bueno, Charlton Heston tampoco y el guionista menos, porque lo llega a negar; el caso es que esta segunda trama de la película es una catástrofe y no hay por dónde cogerla). La profundidad psicológica de los personajes es muy endeble (aparte de que se salte con pértiga sobre la sexualidad del artista, su caracterización me parece muy plana y chirriante); la película tiende a lo envarado y a lo inverosímil, los episodios están mal hilados, las escenas de acción deficientemente rodadas y muy a menudo todo parece un carnaval de pelucones, leotardos y cartón fallero (además, se pone verde al pobre Bramante y a Rafael se le pinta –nunca mejor dicho– como un niñato). Como si fuera una ópera, la película tiene una absurda obertura en forma de documental sobre la labor escultórica de Miguel Ángel; a mitad de metraje la historia se interrumpe con un intermezzo sinfónico, como si fuera «Cavalleria rusticana», en el que la pantalla se queda en negro y se oye una musiquilla orquestal (en casa, por supuesto, aprovechamos para ir a mear, así que en esto le estamos muy agradecidos a Carol Reed). La película, como digo, no vale gran cosa, pero se deja ver un domingo por la tarde. Con un poco de buena voluntad uno puede entender por qué encantó a la generación de nuestros padres, que todavía la citan como ejemplo de buena película, de las que ya no se hacen (afortunadamente, digo yo).
[Leer más +]
16 de 29 usuarios han encontrado esta crítica útil
El secreto de sus ojos
El secreto de sus ojos (2009)
  • 8,1
    81.825
  • Argentina Juan José Campanella
  • Ricardo Darín, Soledad Villamil, Pablo Rago, Javier Godino, ...
5
Ojo al parche
La película empieza con una carrerita por los andenes de una señorita que se despide de un tren que marcha. «Empezamos bien...», pensé yo, pues tengo ya mi edad y mis manías y que la primera imagen de una película sea un topicazo así me hizo revolverme en el asiento. Luego parece que es una escenita inventada, fruto de la imaginación de un novelista aficionado y así se explica la torpeza (me dije) y tal y cual. Ya, ya. Ingenuo de mí.

Luego uno ve a Ricardo Darín en acción y, claro, no puede dejar de pensar: ¡qué gran actor! Y lo mismo sucede con Soledad Villamil, Pablo Rago, Javier Godino y Guillermo Francella, excelentes todos, especialmente encantador este último en su papel de funcionario borrachín. Cuando la película vira hacia la comedia, las nubes desaparecen y brilla el sol del mejor Campanella. Qué pena que él prefiera filmar el nubarrón y pronto se escuchan los truenos de la inverosimilitud.

Porque, amigos, para mi gusto la película adolece de falsedad. Ni la historia de atracción y amor funciona (yo no me la creo en ningún momento y sólo veo dos actores haciendo esfuerzos desaforados por dar vida a unos personajes inverosímiles), ni tampoco están bien resueltas muchas de las escenas clave (el interrogatorio, por ejemplo) que son forzadas y torpes, fruto de un guión demasiado efectista y cojo (o tuerto, o las dos cosas). Con otros actores, esta película habría sido una calamidad absoluta. Si no ya lo comprobaremos cuando los americanos hagan un remake.
[Leer más +]
57 de 99 usuarios han encontrado esta crítica útil
Romance en Nueva York
Romance en Nueva York (1996)
  • 4,9
    407
  • Bélgica Chantal Akerman
  • William Hurt, Juliette Binoche, Stephanie Buttle, Barbara Garrick, ...
7
Akerman no tiene el toque Lubitsch precisamente...
pero a mí me encanta, qué le vamos a hacer. Es un poco como si Eugenio se pusiera a contar los chistes de Marianico el Corto. Sólo para fans.
[Leer más +]
15 de 19 usuarios han encontrado esta crítica útil
¿Qué hacemos con los hijos?
¿Qué hacemos con los hijos? (1967)
  • 5,1
    1.164
  • España Pedro Lazaga
  • Paco Martínez Soria, Mercedes Vecino, Irán Eory, Alfredo Landa, ...
4
El miedo a la libertad
Esta película tiene un interés cinematográfico limitado (aunque no desdeñable). El guión es una bobada sin pies ni cabeza y los actores hacen lo que pueden (da la impresión de que la han rodado mientras ensayaban una zarzuela porque tienen todos un acentillo achulapado muy sorprendente, como si en realidad lo que les saliera del cuerpo fuera cantar «La verbena de la Paloma» y se contuvieran a duras penas). Cuando domina en la historia el registro costumbrista o humorístico, tiene su gracia; en cuanto el guión quiere ponerse trascendente o se acerca a lo dramático o a lo lírico, la película se vuelve sencillamente ridícula y el espectador siente compasión por los actores. Entre los valores están precisamente algunas actuaciones (hay una miríada de secundarios de la época que alegran cualquier película, como Manuel Gómez Bur, José Sazatornil, Emilio Laguna y mil más). La música y la fotografía están muy bien, con efectos a veces sorprendentes (el desolado paseo de Paco Martínez Soria en gabardina por las calles de la Gran Vía tiene un aire moderno y existencial que casi parece rodado por un director de la Nouvelle Vague –bueno, igual estoy entonteciendo, porque hace falta valor para poner las palabras «Paco Martínez Soria» y «Nouvelle Vague» en la misma frase–).

Aparte de lo que valga como obra artística, que es poco, «¿Qué hacemos con los hijos?» posee gran valor documental (los exteriores grabados en Madrid que nos muestran cómo era la ciudad entonces) y, sobre todo, un inapreciable valor sociológico. Algún día se harán –si no se han hecho ya– tesis doctorales sobre las relaciones familiares en España a partir de lo que se plasma en esta película, en la que la autoridad paterna (un hombre inculto y atrabiliario) se impone a las bravas, con amenazas, cinturonazos, tortazos y gritos. Al igual que los sueños nos hablan con símbolos, podemos tomar esta película como un trasunto de lo que sucedía en la España del momento: Franco era el cabeza de familia de un país en el que los hijos tenían más miedo a la libertad que al propio padre.
[Leer más +]
21 de 30 usuarios han encontrado esta crítica útil
El oro de Nápoles
El oro de Nápoles (1954)
  • 7,2
    437
  • Italia Vittorio De Sica
  • Silvana Mangano, Sophia Loren, Eduardo De Filippo, Paolo Stoppa, ...
10
¡Partenopeos del mundo, uníos!
Esta película es un milagro, una obra maestra, digámoslo desde el principio. ¿Qué se podía esperar a priori de la fusión del costumbrismo casticista napolitano con el neorrealismo de Zavattini? Un bodrio, ¿verdad? Pues no, contra toda lógica el resultado es una película muy divertida, extraordinariamente rodada por Vittorio De Sica (¡qué fotografía, qué planos, qué dirección de actores, qué amor por los personajes!). Bajo la apariencia de una autocomplaciente exaltación localista de lo napolitano (ya se sabe, edificios costrosos, jaleo en las calles, gritos, bandadas de niños desastrados, truhanes, señoras pechugonas, Funiculì funiculà, puestos callejeros de pizzas, pícaros, maridos cornudos), bajo todo eso hay una vena crítica casi imperceptible, disimulada en la sátira de costumbres, en la que se ve la brutalidad de una sociedad reaccionaria, renuente a la modernidad. Es muy significativa la ausencia de la autoridad: se retrata al pueblo napolitano y se evitan los personajes protagonistas de curas, monjas o eclesiásticos, de jueces, alcaldes o carabineros, tan típicos –por otra parte– de las comedias italianas. Aquí no. Todas las historias son populares y, aunque aparezcan algunos nobles o ricos burgueses (en los episodios «Los jugadores», «Teresa» y «El profesor»), siempre lo hacen en relación con personajes menesterosos y, en el caso de los aristócratas, como testimonio de una clase decadente, anacrónica y de vida tan precaria como el propio pueblo. El espíritu neorrealista también se aprecia en la aparente insignificancia de las anécdotas que se muestran: son pedazos de vida en la ciudad, no hay intrigas elaboradas sino una preocupación por plasmar cierto espíritu de supervivencia, cierta épica de la pobreza, todo ello contado con gracia, muchísima gracia, encanto y delicadeza.

[Sigo en el expolio, sin revelar gran cosa:]
[Leer más +]
26 de 27 usuarios han encontrado esta crítica útil
El concierto
El concierto (2009)
  • 7,0
    10.790
  • Francia Radu Mihaileanu
  • Aleksei Guskov, Mélanie Laurent, Dmitri Nazarov, Valeriy Barinov, ...
6
El concerto grosso (Berlanga + Lubitsch + Kusturica, todo en tono menor)
Película coral y desmadrada, llena de defectos que se suplen por la simpatía de los actores y de las situaciones cómicas (a menudo muy forzadas pero, en general, efectivas). Algunas parodias resultan realmente graciosas: los personajes del comunista Ivan Gavrilov y del intendente del teatro Duplessis (interpretados, respectivamente, por Valeriy Barinov y François Berléand) son memorables no sólo por la gran calidad de estos actores, sino también por la carga crítica que encierran. La película funciona más o menos (a veces más, otras menos) mientras mantiene su aire de farsa y naufraga estrepitosamente por el lado sentimental. La escena final es muy emocionante exclusivamente gracias a Chaikovski (pese a los hachazos que le pegan a su música y lo mal remendado que queda su concierto), pero un despropósito desde cualquier otro punto de vista.

Por cierto, en los títulos de crédito aparece el nombre de Jacqueline Bisset, pero yo ni me enteré de que había salido en la película.
[Leer más +]
29 de 39 usuarios han encontrado esta crítica útil