arrow
5
La Cazaoscars del año.
"Figuras ocultas" es el enésimo producto de ese género tan común en esta última década de "películas sobre injusticias raciales en Estados Unidos que son lanzadas a las pantallas en el momento adecuado para competir en la temporada de premios", uniéndose así a cintas como "12 años de esclavitud", "Selma", "El mayordomo", "Concussion", "Precious", "Fruitvale station", "Chi-Raq", "Criadas y señoras", "Lincoln", "Fences" (también de 2016 y, dicho sea de paso, muy superior a "Figuras ocultas" en todos los aspectos) y alguna más que me dejo por ahí. La calidad de estos productos es variada, desde la notable "12 años de esclavitud" hasta la, en mi opinión, horrenda "Chi-Raq". "Figuras ocultas", la a priori interesante historia de tres mujeres afroamericanas que fueron capaces de superar las barreras raciales en la NASA en el clima opresor de los años 60, trata prácticamente todos los tópicos de este subgénero, siendo el resultado bastante mediocre, si me preguntáis a mí.

Dirigida con el piloto automático puesto (no hay absolutamente nada en el apartado técnico que sea digno de mención) por Theodore Melfi, quien ya demostró su gusto por el melodrama facilón hace un par de años con "St. Vincent", "Figuras ocultas" es inocua, correcta y uno de los productos más predecibles que ha salido de Estados Unidos en años. Las mujeres negras, todas muy buenas. Las mujeres blancas, todas unas zorras. Los hombres blancos, todos unos cabrones prejuiciosos. Y los hombres negros un poquito capullos, pero no tanto como los blancos. El único hombre blanco bueno, interpretado por Kevin Costner, encarna la ya de por sí trillada y racista figura del salvador blanco que tan omnipresente era en la literatura colonial y que ha sido reciclada mil veces en el cine e interpretada por actores como Anthony Hopkins en "Amistad", Sandra Bullock en "The blind side", Brad Pitt en "12 años de esclavitud" o Emma Stone en "Criadas y señoras". Conocemos el trasfondo, pero el guion se empeña en recordárnoslo cada veinte segundos con escenas demasiado descaradas en su intencionalidad por subrayar la discriminación (por poner un ejemplo, en cierta escena del primer acto la protagonista entra en la sala y lo primero que le dicen es que tire la basura porque la confunden con una criada). "Figuras ocultas" no es, por tanto, una película que se preocupe por dar sutileza a la historia ni matices a sus personajes.

A pesar de eso, la película se disfruta, sobre todo porque se beneficia de un tono relativamente ligero en su mayor parte, aunque la banda sonora sea a menudo demasiado machacona. Se beneficia también de un puñado de buenas actuaciones. Taraji P. Henson está estupenda, al igual que Octavia Spencer. Janelle Monáe, una mujer con un increíble talento musical que ya ha demostrado en sus álbumes (que aprovecho para recomendar encarecidamente), es una más que grata sorpresa en el plano interpretativo. Mahershala Ali, Kevin Costner y Kirsten Dunst cumplen pero no pueden brillar debido a la poca sustancia que se les da a sus personajes. Y Jim Parsons hace de un Sheldon Cooper racista, sin más.

En resumen, "Figuras ocultas" es una película que vi hace dos días y olvidaré dentro de tres, principalmente porque sus intenciones son claras, y ser memorable no es una de ellas. No es mala en el sentido estricto de la palabra. Desde luego es mejor que "El mayordomo". Es "entretenida" (sea lo que sea lo que signifique eso), agradable, inofensiva, políticamente correcta y con mucha falta de incisión o de la más mínima originalidad. Estoy seguro de que a la Academia le encantará y la nominarán a más de un Oscar para sentirse moralmente superiores y fingir que ya no hay racismo en Hollywood, como si engañaran a alguien. En fin.

Puntuación: 5,1
[Leer más +]
151 de 200 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
"Pos m'agustao"
Aqui viene la inculta, la que no tiene ni idea de cine, a ponerle un 8 a esta mediocre produccion dirigida con el piloto automatico y otras lindezas que he leido en un par de críticas. Creo que conforme pasan los años me voy alejando más de lo que opina la mayoría o al caso, Hollywood, con todas esas peliculas ensalzadas en los Oscars como maravillas del 7 arte y son todos, a mi parecer, unos bodrios pretenciosos.
Pues a la inculta del cine esta película le ha encantado! Me ha emocionado, hecho reir y sobre todo reflexionar a cerca de la importancia de luchar por lo que uno quiere y desea de verdad.
No hablare de aspectos tecnicos, que me parecen correctos sin ir más allá, pero lo que si diré es que nos estamos olvidando de verdad cual es el proposito, el porque nació el cine, y es ENTRETENIMIENTO, llamadme loca pero prefiero mil veces esta pelicula que bodrios-pretenciosos-minimalistas-existencialistas, que tendrá un mensaje super profundo para quien lo capte, pero yo, saldré del cine diciendo "po no lo he entendiu"
[Leer más +]
142 de 199 usuarios han encontrado esta crítica útil
9
Cifras ocultas
Leo críticas que señalan la aparente superficialidad con la que se tratan ciertos temas más complejos, los tópicos en los que puede ser que incurra la película, los personajes estereotipados, la falta de profundidad dramática, histórica o narrativa... sin embargo yo de este tipo de películas que retratan hechos reales del pasado siempre me quedo con una pregunta: si hubiera vivido en aquella época ¿habría sido yo el tipo de persona al que le hubiera molestado que una mujer de raza negra usara la misma cafetera que yo? Y sólo por eso para mi esta es una película necesaria
[Leer más +]
57 de 76 usuarios han encontrado esta crítica útil
1
Mujeres de color (diría que negro)
Esta crítica, la duda ofende, está basada en hechos reales (lo cual quiere decir que todo lo que vais a leer, con enorme placer y hasta excitación admirativa, a continuación es absoluta, incuestionable, terriblemente cierto y verdadero, como el sol y las estrellas, casi tanto como el espacio exterior y las matemáticas puras).
A más denuncia, buenas intenciones y defensa de causas justas, mayor recalcitrante conservadurismo, tópicos y narración banal. No falla. La ecuación siempre da el mismo resultado, inapelable. Si la NASA hubiese intentado concentrar una película en una fórmula y se hubiera pasado la vida entera con las mejores mentes (femeninas y negras) funcionando a toda máquina en tan alta tarea cinematográfica, seguro que el producto final sería muy parecido al de esta película tan... bondadosa. No podía ser de otra manera. Era imposible crear algo más limado, falseado, burdo, ridículo y pueril, una representación o ficción más edulcorada, simplista y manipulada, una mirada más infantil, reduccionista y groseramente obvia. Cuando se impone el discurso a la idea, cuando la ficción es sometida y violada por las fuerzas de la propaganda, se produce el efecto contrario del que supuestamente se pretende, se da la razón al enemigo (que también utilizaba las mismas armas), se dinamita el mensaje (por muy necesario y estupendo que sea) en aras de una narración maniquea que nada dice y que es solo oportunismo. Se convierte la historia en un canto a la mentira, lo opuesto a la reivindicación de la verdad histórica. "Loving", sin ser ni mucho menos perfecta, sería un ejemplo mucho mejor, más logrado y honesto, de lo que estamos comentando.
Todas son escenas de vergüenza y asombro, de zoquetes asociados que se que quedan pasmados ante su propia idiocia, ineptos en masa que contemplan una y otra vez cómo esas tres diosas negras (todo sabiduría, generosidad, bondad, humor, templanza, valores, fuerza, integridad, amor, justicia, ecuanimidad, orgullo, resistencia, ideas y, quizás también, por qué no, belleza y hermosura) les tratan como a ignorantes y malcriados niños de teta, además de, por supuesto, resolverles todos los problemas, hacerles el trabajo, enseñarles humanidad, iluminarles el camino, darles lecciones y, en definitiva, pasarles por los morros su indudable superioridad moral, científica, física y hasta metafísica. Diría que eso parece.
Ya digo, ni disimulos ni medias tintas, ni sutilezas ni ambigüedades. Hasta tenemos patriotismo americano a espuertas y en vena. Con el Costner de gran patriarca y toda la tropa detrás. Que los rusos malos se les adelantan y los chicos buenos americanos, como boys scouts, se tienen que aplicar y no pueden cenar con la santas y deben ser guiados hacia la luz del triunfo espacial colosal americano (ya dijimos que la cosa, en verdad, era más bien reaccionaria y pacata y elemental, vamos, el discurso oficial, el de las nominaciones a los Óscar, las palmadas en la espalda y la política más primaria disfrazada de denuncia de alpargata o hamburguesa) por las camaradas negras.
[Leer más +]
75 de 124 usuarios han encontrado esta crítica útil
6
Mujercitas, sobradamente preparadas
Superficial y quizás demasiado atenta en complacer a la audiencia, pero también, sin duda, muy entretenida e interesante. Rescata del olvido y da a conocer al gran público a tres mujeres norteamericanas que fueron unas científicas pioneras en su campo, tanto por ser de raza negra (cuando aún seguía existiendo discriminación explícita y rechazo implícito), así como por ser mujeres brillantes abriéndose camino en un mundo de hombres prepotentes y recelosos de la competencia que se avecinaba. Por una parte tenemos a Katherine Johnson (de soltera Goble), nacida en 1918 y aún con vida, física y matemática de vital importancia en el programa espacial de la NASA. Por otra parte está la matemática Dorothy Vaughan (1910 –2008) que supo introducir el uso de las primeras computadoras IBM de forma efectiva y eficiente en el trabajo cotidiano del programa espacial. Finalmente, la matemática Mary Jackson (1921-2005) que se convirtió en la primera ingeniera negra contratada por la NASA.

Con estos mimbres y un guión lleno de simpatía y encanto aunque simplifique las penalidades que debieron de pasar las personas de raza negra en general y todas sus mujeres en particular, se ensambla una obra agradable e informativa que pone el foco en la trastienda de la carrera espacial, cuando aún existían dos superpotencias enfrentadas a muerte y cuando los logros en este novedoso terreno suponían munición propagandística que se disparaba con feroz insolencia, ya que se sobreentendía que quien llevara tanto la delantera como la iniciativa era por contar con un sistema político mejor, más robusto e innovador. Durante la guerra fría la propaganda política reemplazaba las hostilidades bélicas… y por un tiempo los americanos parecían estar perdiendo la batalla.

En aquellos legendarios años – en que se temió que diera comienzo una III Guerra Mundial – se fue forjando el mundo que conocemos hoy, impregnado por la aureola mítica de Kennedy y la conquista del espacio como última frontera. La nostalgia y denuncia como telón de fondo. Hay algo que nos atrae de aquellos años delicados y fértiles, quizás porque existen tantos documentos gráficos y la televisión amplió la memoria colectiva de todos nosotros, creyéndonos partícipes cuando sólo éramos meros espectadores. Pero tenemos la sensación de haber estado allí y de no habernos desligado aún de aquel vibrante fulgor, víspera de lo mejor o de lo peor…

Esta obra menor rescata el brillo, el temblor, la rabia, el descaro y la reivindicación de aquella época que aún reverbera en nosotros. Quizás es la añoranza por el optimismo perdido lo que nos hace volver la vista atrás. Y esta pieza lo consigue durante un par de horas. Sencilla pero eficaz. Un delicioso bombón.
[Leer más +]
28 de 32 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
Tres mujeres prodigiosas silenciadas por el racismo y el machismo
Aunque se ve que es un producto para el gran público y pensado para los Oscar, con el mero hecho de dar a conocer la obra de esas tres mujeres que permanecía en el anonimato sería suficiente para valorar esta película.
Está basado en la vida real sobre el trabajo realizado por tres mujeres afroamericanas de inteligencia prodigiosa: Katherine G. Johnson, Dorothy Vaughan y Mary Jackson, en el proyecto Mercury-Atlas 6 de La Nasa, que puso a John Glenn en órbita.
Sabe dosificar el drama que vivieron esas mujeres en los años 60, dentro del racismo atroz sumado al machismo dominante, con un punto de comedia para que el espectador medio no se sienta agobiado.
Hay momentos realizados con gran sentimiento y otros sin embargo están algo edulcorados.
Buenas interpretaciones de las tres protagonistas.
Alguien tener que contar esta historia y fue en una novela pero para el gran público ve la luz a través de este film.
[Leer más +]
41 de 60 usuarios han encontrado esta crítica útil
4
Para yanquis
La típica peli de Antena 3 para echar la siesta. Mujeres negras oprimidas en la América blanca de los 60, con un tufo patriótico incorporado. Nunca se vio algo igual. Imagino que los americanos todavía necesitan este tipo de películas, los negros para reafirmarse en sus derechos y los blancos como penitencia y redención. Además, para enfatizar que las mujeres negras de la película son listas, convierte a los blancos en auténticos estúpidos, lo que roza lo vergonzoso.
[Leer más +]
29 de 38 usuarios han encontrado esta crítica útil
5
RAZA, RACISTA, RACIOCINIO...
Se mueve cómodamente entre la sátira, o comedia ligera y el melodrama racista de la década de los sesenta.

Aunque basada en hechos reales, se dedica simplemente a contar anécdotas muy trilladas, muy vistas y demasiado obvias. No existe trascendencia, ni se interioriza en la construcción de personajes. Pero todo esto no es novedad. Ya no interesa lo que no vende, y hoy día no vende una película profunda donde se ofrezca algo más que carne enlatada, pero no se mercadee con ella. Seguimos acudiendo al cine, para ver como construyen pastiches que intentan aportar algo que a mi, ni me dice nada, y me interesa muy poco.

UN 5
[Leer más +]
22 de 30 usuarios han encontrado esta crítica útil
3
Tres de azucar, por favor.
No se que pensar, porque este tipo de películas me generan un conflicto interior que no termino de resolver. ¿Si fuese negro me sentiría representado y entendería que es una "disculpa" o justicia adecuada? No lo se, porque en primer lugar no lo soy, y en segundo porque la cinta es un mero ejercicio "conciliador" , llena de tópicos, predecible a un nivel aburrido. Y no sabría si me están tomando el pelo o no.
Aparte de que han desplegado a grandes actores y actrices, en un cuidado producto, lejos del tema racial, que eso es cosa de los norteamericanos y sus movidas caseras, yo esperaba ver algo diferente. Sí, esperaba más calidad, y si mostraban algo de las tripas de la Nasa, pues mejor que mejor, ya que es un tema de lo más interesante. Pero tiene desafortunadamente la calidad de un panfleto, de buena calidad, pero sólo eso. Lamentable ver a Sheldon Cooper haciendo prácticamente de Sheldon Cooper. Y esperando que algún día se haga una sincera película sobre la Nasa. No es spoiler, ya que no aparece en la cinta, pero lo pondré en esa sección...
[Leer más +]
16 de 18 usuarios han encontrado esta crítica útil
4
Crítica de "Figuras ocultas"
-Un complaciente drama de superación que a pesar de su poderoso aliado, el subrayado, trivializa todo lo atractivo de la propuesta. Es como el café que toman los pequeños, todo leche y azúcar.
-Entretenida y académica propuesta que funciona gracias a su carismático reparto y a su estructura funcional.

Seguro que algunos os lo pasasteis genial con la anterior película del director Theodore Melfi. Allá por el 2014, se estrenaba la divertida comedia dramática titulada “St. Vincent” y protagonizada por Bill Murray. No es que fuera nada nuevo ni extraordinario, pero el reparto lo hacía funcionar a la perfección. Algo parecido ocurre con el nuevo trabajo del director, que acaba de ser nominado a los Oscar en las categorías de: “Mejor película”, “Mejor guion adaptado” y “Mejor actriz de reparto”. En esta ocasión el reparto es también lo que hace funcionar bien a la película, pero no es suficiente. “Hidden Figures” se deja llevar por sus buenas intenciones y se convierte en una simplificada y condescendiente comedia tan rebosante de fórmula como carente de sustancia. Vamos a hablar un poco de la película menos merecedora de sus nominaciones.
El guion lo firma Allison Schroeder, una guionista de productos televisivos no especialmente maravillosos y conocida -en este ámbito- por escribir el guion de “Mean Girls 2”. En este caso, el guion corriente y superficial de “Hidden Figures” es puramente académico. Las previsibles tramas están bien estructuradas para que todo llegue a su desenlace en el orden y a la velocidad indicada, con los cambios de tono precisos y pequeños elementos que le dan solidez al conjunto. Los personajes protagonistas lo hacen todo bien, pero tampoco es que les dé muchas cosas importantes que hacer, su condición está por encima de eso, y prefiere remarcar la mala situación de los negros con ayuda del subrayado constante para luego trivializar la lucha contra la segregación y en pro de la igualdad de género, el cambio de la situación de estas mujeres en el final feliz ocurre con una facilidad pasmosa, de un modo acomodaticio. Algún enfado ligero y un de palabras gentiles remarcadas épicamente por la persistente banda sonora y todos los malvados blancos comienzan a llevarles cafés, a tratarlas con respeto, etc. Parece después de todo que la lucha por la igualdad (racial y de género) no fue tan difícil. El trabajo de Melfi tampoco se sale del esquema marcado para contentar a los académicos y al público fácil; aunque la ambientación está muy bien. Las costuras de la película se muestran desde la primera escena y el único vigor proviene del carisma de sus intérpretes, destacando la labor de Taraji P. Henson. En cuanto a Octavia Spencer, rezuma carisma, pero tampoco se merece su nominación.
En su nuevo trabajo, Theodore Melfi intenta contentar al gran público, a la crítica y a la Academia, por medio de unas buenas intenciones, almibaradas píldoras superficiales, corrección política, complaciente unidimensionalidad y ningún riesgo. La película es como el personaje de John Glen, el astronauta rubio cuya altura y peso deben estar dentro del esquema, de sonrisa calculada para agradar a todo el mundo y que abre la boca para soltar sus chistes fáciles, efectivos e insípidos. No hay nada auténtico, sustancial o interesante; todo es liviano, inocuo y soso. Este es el paradigma de un producto manufacturado para la academia de Hollywood, de como el cálculo milimétrico y la fórmula matemática pueden fallar si no se les aplica una observación no mecánica, una mano humana, un riesgo a veces necesario.
[Leer más +]
17 de 22 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
Radiografía del prejuicio y del público actual de las salas de cine
Vale. No es la película del siglo. Pero tampoco le hace falta. Las interpretaciones del reparto al completo y la historia en sí misma es lo suficientemente solvente y está lo suficientemente bien llevada como para empezar a sacar peros. ¿Complaciente? ¿Previsible? ¿Sin sorpresas? ¿No redefine el cine tal y como lo conocemos? ¡Oh, casualidad! Una película que pretende servir de homenaje a una serie de mujeres que fueron invisibilizadas en las páginas de historia, a pesar de sus increíbles méritos profesionales, simplemente por el hecho de ser mujeres y negras, y ya entramos en el manido debate de si es imprescindible hacer una obra maestra para justificar su existencia. Pero así, olvidamos y negamos el principal valor de la película: la historia que cuenta.

Si abordamos su crítica desde la razón, "Figuras ocultas" muestra, desde su primera a escena hasta la última, una catarata imparable e inabarcable de situaciones, gestos, silencios, miradas y rudas palabras. Y todas giran en torno a una premisa básica pero que parece que todavía levanta ampollas: la sociedad de los años 60 del siglo XX en EE.UU. era una sociedad machista y racista. Así pues, el film se convierte en una radiografía de la expresión más cruda del prejuicio: esa idea sobre otros seres humanos nacida en una comunidad dormida, y cuya gran mayoría ni se cuestiona porque vive con esas reglas cada hora de cada día. Así resulta que acabe convirtiéndose en cómplice de una situación claramente injusta y que parece imposible de superar.

La clara división social que refleja la película para mí es un acierto. No me parece una lectura simplificada, como pueda alguien pensar, sino la cruda realidad de que el racismo y el machismo en esa época constituían la manera "normalizada" de comportamiento. Y el evitar presentar a personajes -que seguro que los habría- que se debatan en una lucha de conciencia más propia de los años 70, los 80 ó de ahora mismo, permite concentrar la atención en el hecho incontestable de que esta historia tremendamente injusta ha ocurrido "antesdeayer", como quien dice. De hecho, su protagonista está viva.

Emocionalmente, el primer puñetazo en el estómago lo recibes al rebuscar en tu memoria: "¿Cómo no sabía nada de estas mujeres hasta ahora?". Y enseguida te asalta una duda inquietante: si Hollywood no hubiera dramatizado la historia... ¿la vida de estas importantes mujeres seguiría siendo desconocida para nosotros? No cabe más que echar un rápido repaso a todas las artistas, científicas o mujeres de toda índole que han corrido la misma suerte.

El segundo guantazo emocional lo he recibido del público de la sala. De acuerdo, es cierto que hay numerosas escenas donde la habilidad de los guionistas, tirando del carácter ejemplar de estas mujeres, junto a sus magníficas interpretaciones, hacen que te brote una sonrisa. Pero es una sonrisa gélida: la sonrisa amarga que se obtiene al ver una pírrica victoria, efectista en el momento y que calma la rabia, pero tras la que adviertes que la batalla real por la igualdad está en pañales y quedan unas cuantas décadas para que el respeto llegue.

Y es aquí que mi crítica acaba en desconcierto. El que provoca las risas hilarantes de gente joven, totalmente desproporcionadas, que ven estas escenas como simples "zascas" de twitter o de tertulia política, como si olvidaran que esas escenas, resueltas con buen oficio cinematográfico, son sólo un pálido reflejo de un pasado oscuro -nunca mejor dicho- y todavía demasiado reciente. Como que, a tenor de los titulares de los periódicos, ni siquiera es pasado.

Lo del espectador de 50 años contestando a dos llamadas de móvil y la acomodadora pidiéndole que apague el teléfono, de juzgado de guardia.


.
[Leer más +]
16 de 22 usuarios han encontrado esta crítica útil
7
Figuras Ocultas, no hay mejor título.
Lo que principalmente destacaría de esta película es, que engancha al espectador desde que te sientas en la butaca (a diferencia de otras películas que en ocasiones se puede hacer muy largo el principio o el final), es amena, con lo cual tiene un punto muy positivo. Desde luego no la podían haber titulado mejor, tres mujeres que hicieron un gran trabajo en la Nasa el cual todos desconocíamos por completo, más aun por no tener un color de piel blanco. Una buena historia, se merece sin lugar a dudas sus tres nominaciones a los Oscar. La recomiendo.
[Leer más +]
12 de 14 usuarios han encontrado esta crítica útil
5
Pasable y nada más.
La película está bien. Pero no es gran cosa. Si no fuera por lo que pasó el año pasado con las quejas de los actores de color que no asistieron a los Oscar por no haber nominados de su raza, ésta película pasaría sin pena ni gloria. Lo mismo pasa con Fences. Lo mismo pasa con la actriz nominada a Mejor actriz de Reparto...nada.Una historia inflada, que busca ser políticamente correcta ( nadie dice que no la pasaron mal) pero el tema a mi parece que está terminado. Patriótica sin sentido. Que se esmera por mostrar cómo avanzó una sociedad que realmente no lo hizo....por momentos aburrida, pero la última hora está bien. Yo no le diría a alguien que vaya a verla pero no es mala. Está bien y nada más. Sólo destaco a Kristen Dunst que parece actuar cada vez mejor ( ya lo demostró en la serie Fargo) Nos vamos a olvidar pronto de ésta película.
[Leer más +]
9 de 9 usuarios han encontrado esta crítica útil
5
El chiste de la informática, la matemática y la ingeniera
En 2016 parece que han habido bastantes películas americanas sobre el racismo, varias basadas en historias reales. Puede ser que el año pasado se les cayera la cara de vergüenza por no nominar a actores de color en los Oscars y este año se quieran redimir.

Consiste en tres mujeres afroamericanas de distintos tamaños que son muy listas y patrióticas, así que trabajan en la NASA para ayudar a ganar la carrera espacial a los pérfidos rusos. Resulta que no solo ayudan sino que son la pieza clave del éxito, pero de esto solo se da cuenta uno, menos mal que manda un poco. El resto, especialmente Mary Jane y Sheldon Cooper, están demasiado ofuscados con sus prejuicios propios de la época y ponen más empeño en incordiar a las chicas (negros no hay ni uno en la NASA, no sé muy bien por qué) que en encumbrar la patria.

En especial, la más protagonista de las tres es un personaje muy interesante. Es una genio de las mates. De pequeña, le daban una tiza y resolvía ecuaciones de segundo grado, dejando boquiabiertos a los lerdos de sus compañeros y al profesor. De grande, le dan una tiza y resuelve problemas de física nivel bachillerato, dejando boquiabiertos a la crème de la crème de los ingenieros de la NASA, que no vieran cosa semejante en toda su carrera. En el plano personal, tiene tres hijas como tres estrellas de neutrones, y un novio mazas.

Así, la peli va transcurriendo entre momentos emotivos, conversaciones entre personajes explicándose cosas que ellos ya saben pero quizás el que ve la peli no (de alguna forma, ellos perciben que les estamos mirando, son actores en realidad) e insultos a la inteligencia.

A pesar de todo, es una peli que va de la NASA, con sus naves y sus astronautas, así que un poco sí que agrada. El uso de los colores muy cuidado y las actrices muy bien. Kevin Costner, para lo que viene a ser él, no lo hace mal.

Gustará a: John Glenn, Chevrolet, FORTRAN
No gustará a: puertas de tamaño medio, misóginos, carteles de lavabos
[Leer más +]
8 de 9 usuarios han encontrado esta crítica útil
7
Chicas al poder.
En su segunda película, tras la lograda ‘St. Vincent’ con Bill Murray, el director Theodore Melfi se lanza a narrar un hecho sucedido en los años 60, con la historia de tres mujeres que lograron cambiar el estado de las cosas, en una sociedad que no había logrado todavía sacudirse el fuerte racismo que se vivía.

Con el contexto de la guerra fría de fondo, con su episodio de la carrera espacial entre los EEUU y la URSS, narra la historia de tres mujeres afroamericanas empleadas en la NASA que logran vencer prejuicios y demás, al sobresalir y cambiar las reglas del juego en ese entonces.

Las mujeres (magistralmente interpretadas por Taraji P. Henson, Octavia Spencer y Janelle Monáe) son expertas en cálculos y matemáticas avanzadas y en programación de la primera computadora de la IBM, y logran con sus conocimientos contribuir a lanzar al primer astronauta estadounidense a orbitar el espacio, calculando las trayectorias exactas.

La historia nos narra los obstáculos que debe enfrentar cada una de ellas, centrándose en Katherine G. Johnson (Henson), la experta matemática, y todo nos es contado en un tono por demás amable con algún cierto tono de comedia, sin subrayar demasiado los episodios que muestran actos racistas y apoyándose en la natural simpatía del trío de actrices.

Si bien la historia se torna algo predecible, la solidez de las actuaciones, con un elenco que incluye a un siempre efectivo Kevin Costner, Kirsten Dunst, Jim Parsons y el nominado por ‘Moonlight’ Mahershala Ali, más el tono amable de la película, contribuyen a dar forma a un relato que logra ser efectivo y con un innegable encanto que la vuelve una experiencia agradable.

Una película que sabe bien hacia donde se dirige, que no esconde sus intenciones y lo hace de tal manera que su propia ligereza ayuda a dotar de simpatía y fluidez a un relato que logra ser emotivo y encantador.


http://tantocine.com/talentos-ocultos-de-theodore-melfi/
[Leer más +]
6 de 7 usuarios han encontrado esta crítica útil
10
Figuras NECESARIAS
Terminando de ver “Hidden Figures” (2016) de Theodore Melfi con Octavia Spencer, Taraji P. Henson, Janelle Monáe, Kirsten Dunst, Kevin Costner, Mahershala Ali, Glen Powell, Rhoda Griffis, entre otros. Drama en clave de comedia, basado en la vida real sobre el trabajo realizado por Katherine G. Johnson, Dorothy Vaughan, y Mary Jackson, en El Proyecto de La Nasa llamado Mercury-Atlas 6 (MA-6), que puso a John Glenn en órbita. Son 3 historias de 3 mujeres afroamericanas, NOTABLES, de gran inteligencia, determinación, compromiso, y honor, en los años en que la segregación racial estaba en su máximo pico. Respecto a ese marco histórico, absolutamente vergonzoso, como necesario para mostrar el horripilante trato a personas tan brillantes que fueron limitadas por el color de piel. Sin embargo, el mérito cayó por sí mismo, derribando absurdas barreras. La dirección es notable, dando igual trato al drama como a la comedia, o mejor dicho, sirviéndose de la comedia para relatar momentos muy crudos, como por ejemplo, el momento del baño, al inicio, en esa solo escena, ya nos pone en el contexto de la época. La ambientación es otro elemento positivo, así como el vestuario y el decorado están a muy buen nivel, elementos que ayudan a la credibilidad de la historia. Del reparto, TODOS están ENORMES, cada uno a la altura de sus papeles, desde Costner a Powell, incluso Kirsten Dunst está muy bien en su intervención; pero sobre todo: Spencer, Henson y Monáe. Ellas son la razón para ver esta película. Sobre sus hombros no solo reside todo el peso de la historia afroamericana de EEUU, sino el LOGRO DE LA MUJER en el campo científico. “Hidden Figures” (2016) es una película que exige que los teatros de cine retiren los asientos y suban el volumen, porque es una película para ver DE PIE, para llorarla, para vitorearla… ¿Acaso eso no es lo que se busca en el cine, que nos llene de emociones, que nos cambie las actitudes, que nos haga reflexionar y ser mejores personas? Objetivo Cumplido.
RECOMENDADA & OBLIGATORIA.
PRONTO en Lecturas Cinematográficas.
http://lecturascinematograficas.blogspot.com/
[Leer más +]
14 de 24 usuarios han encontrado esta crítica útil
9
Figuras muy IMPORTANTES
Hace unos días os hablaba de una magistral y muy recomendable película titulada La La Land y hoy os recomiendo otra grande como es Figuras ocultas. Te engancha de principio a fin por su historia basada en hecho reales, el gran reparto que contiene, su música y porque no llega a aburrir en ningún momento.
No tengo ni idea de si conocéis, de si podéis ver la serie Timeless, pero curiosamente hay un episodio sobre el programa espacial (es el 1x08 titulado Carrera espacial) en el que Katherine G. Johnson cobra importancia en la trama, a pesar de ser una mera secundaria. Aquí no, en este film que nos ocupa, es una de las grandes protagonistas junto a Dorothy Vaughan y Mary Jackson, tres mujeres y negras para más inri, que trabajaban en los años sesenta en la NASA. Una época en el que el racismo seguía vigente, separando los lavabos de los blancos y los negros e incluso las fuentes de agua, aunque parezca actualmente algo fuera de lugar. Las tres chicas, junto a un buen puñado de otras chicas de color, y que eran conocidas como los "ordenadores humanos de color" ayudaron a sacar adelante, por encima de los grandes ordenadores reales, el programa espacial de una NASA dominada mayormente por hombres.
Tengo que decir que es un film que me ha encantado, las actuaciones de las tres intérpretes femeninas son excelentes, Taraji P. Henson, Octavia Spencer y una desconocida, para mí, Janelle Monáe, están de Oscar. A destacar Henson como una impresionante Katherine G. Johnson, una genio con lo que respecta a las matemáticas y el saber manejar los números. Junto a ellas podemos ver a Kevin Costner como Al Harrison (el que estaba al mando de todo por allí en aquellos tiempos), Jim Parsons (este actor lo hace muy bien, de esto podéis estar bien seguros, pero por desgracia Jim tiene y siempre tendrá el gran peso de su personaje Sheldon Cooper en The Big Bang Theory a cuestas, y aquí durante muchos momentos he percibido a un Sheldon sin ese histrionismo de la serie, pero muy serio y racista) y Kirsten Dunst en plan chica dura con su corazoncito, al fin y al cabo.
Sí, aquí estamos ante otra película digna de algún que otro premio de la academia. Introduciendo, durante algunas partes del metraje, imágenes de archivos reales, los guionistas Allison Schroeder y Theodore Melfi (el cual también ejerce la función de director) consiguen atraparte durante las más de dos horas de metraje. Muy recomendable su visionado y a ser posible en un buen cine. La imagen y el sonido son impresionantes. Nada que invidiar a cintas de temática espacial como, por ejemplo, Apollo 13 (1995), Deep Impact (1998) o Armageddon (1998), ya que estamos. En el apartado musical, la música está compuesta a tres bandas por Benjamin Wallfisch, Pharrell Williams y Hans Zimmer, la cual no me ha desagradado y casa muy bien con lo que vamos viendo hasta terminar los créditos finales. Con lo bien que hubiera quedado una partitura del fallecido James Horner, mientras la escuchaba me lo imaginaba. Esas conocidas notas, ese "parabara", pero bueno, he salido muy contento de su visionado. Para mí, esto es lo más importante de ir al cine, salir de la sala con una sonrisa de oreja a oreja y un buen acierto cinematográfico. Mi nota final es de 9/10.
[Leer más +]
9 de 14 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
En tres palabras: IM PRE SIONANTE.
Una historia desconocida, un trío de mujeres negras claves en una historia conocida, una recreación de época impecable...y Kevin Costner que ha encontrado su espacio como secundario de lujo.
FIGURAS OCULTAS ha sido una sorpresa en la taquilla americana en estas fechas navideñas en las que la competencia de estrenos es feroz y con un planteamiento reivindicativo consigue no sólo interesar si no que el público se apasione con la historia de estas tres mujeres que fueron muy importantes en la carrera espacial y, en cierta manera, en la integración de la mujer y la lucha por los derechos de la gente de color.
Bien dirigida, excelentemente interpretada, música de primer nivel, fotografía, ambientación, vestuario, peluquería...todo conjuntado para ser una de las grandes películas del año.
Muy recomendable para todos los públicos.
[Leer más +]
8 de 12 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
La importancia de las cuentas
Historia de tres mujeres, una matemática otra ingeniera y una programadora, las tres trabajadoras de la nasa y de color en los difíciles años sesenta en lo que se refiere al racismo, todo ello basado en una historia real. Buen reparto y buenas interpretaciones, curioso ver a Jim Parsons en un papel que no sea el de Sheldon en the big bang theory. Es verdad que desde que comienza sabes lo que va a pasar, pero se cuenta de tal forma que eso no la hace peor película y hace que sea entretenida. Retrato mas que realista del racismo. En líneas generales la recomiendo, hace pasar un buen rato durante algo mas de dos horas.
[Leer más +]
7 de 10 usuarios han encontrado esta crítica útil
6
Biopic Feel Good
La más reciente película de Theodore Melfi (St. Vincent), nominada al Oscar a Mejor Película, con merecidos logros, y reforzando que este año los Oscar serán #SoBlack con méritos propios. La historia es sencilla, en el formato tradicional de los biopics basados en hechos reales, y nos cuenta una historia bella, necesaria e inspiradora. Excelentes actuaciones. Una película para disfrutar, aprender e ilustrar.

Frases y Diálogos de la película:
http://frasesdecineparaelrecuerdo.blogspot.com.co/2017/02/frases-pelicula-figuras-ocultas-hidden-figures-theodore-melfi.html
[Leer más +]
4 de 4 usuarios han encontrado esta crítica útil
Ver críticas con texto completo