arrow
7
Engañadas.
Adaptación de la novela de titulo homónimo escrita por Ira Levin (“La semilla del diablo 1968”, “Las mujeres perfectas 1975” y “Los niños del Brasil 1978” entre otras) y opera prima para la gran pantalla de Gerd Oswald, un tipo que hizo sus pinitos como actor en la Alemania pre WW2, que como muchos de sus compatriotas se expatrio a Hollywood ante lo que se avecinaba en su patria y que tuvo una fructífera carrera como realizador de series de la época (“Perry Mason”, “Rawhide”, “El fugitivo” y “Bonanza” entre otras), nos encontramos ante una interesante muestra de cine negro, alejada un tanto de los esquemas habituales en el género, en cuanto a ese comienzo de la trama a la manera de drama teen y al brillante tecnicolor en el que viene envuelta, pero que inmediatamente al entrar en materia y conocer las motivaciones y carácter del ambicioso Bud Corliss (Robert Wagner) y a través de simples enfoques de cámara a personajes en principio secundarios y localizaciones (acertadas y sin grandes alardes por parte de Gerd Oswald) anticiparnos a sus intenciones, atrae toda nuestra atención y consigue meternos en la piel del indeseable y ambicioso sujeto.
Robert Wagner esta brillante como el frio y amoral trepa asesino, Joanne Woodward, encantadora como Dorothy, la heredera del magnate del cobre Leo Kingship (George Macready) enamorada hasta las cachas del atractivo Bud, Virginia Leith también realiza un buen trabajo como Ellen, la hermana de la “suicidada” que cree que hay gato encerrado y busca respuestas sin imaginarse que está metiendo al asesino en casa, Jeffrey Hunter quizá chirria un poco en el papel del cerebrito Gordon que ayuda a Ellen en sus indagaciones y para el final dejo, al no por breve menos magnifico, trabajo de Mary Astor (estamos hablando de una de las femme fatale por excelencia de la historia del cine, la Brigid O'Shaughnessy de “El halcón maltes 1941”) como la madre del angelito Bud.
Se hizo un remake realizado por James Dearden en 1991 que protagonizaban Matt Dillon y Sean Young (en el doble papel de la finada y su hermana gemela) que a pesar de resultar también entretenido carece del encanto de esta que nos ocupa.
[Leer más +]
10 de 11 usuarios han encontrado esta crítica útil
7
Dualidades, repeticiones, asesinatos
Sin duda es un film interesante, que para mí está a medio camino, dentro del contexto del cine de Hollywood, entre "Un lugar en el sol" (A Place in the Sun, 1951), de George Stevens, y el tema de la mujer doble que aparece en obras de Alfred Hitchcock como "Vértigo/De entre los muertos" (Vertigo, 1958), y "Psicosis" (Psycho, 1960). Robert Wagner hace un trabajo muy convincente como estudiante universitario al que su avaricia hace caer en el asesinato. Virginia Leith y Joanne Woodward componen a dos hermanas, una morena y otra rubia, que definen las dos partes de la película, que en esto se anticipa a "Vértigo".

Esta obra, primer largometraje de su director, es un muy buen ejemplo de cine de suspense, con tintes de melodrama, y en color.
[Leer más +]
3 de 3 usuarios han encontrado esta crítica útil
7
Una de besos antes de morir
Una guapa joven queda embarazada de su novio, un hombre muy apuesto y atractivo pero demasiado ambicioso y sin escrúpulos, que decide asesinarla haciendo que su muerte parezca un suicidio.

La hermana de la fallecida, no llega a creerse la historia y comienza a investigar por su cuenta todos los hechos, cayendo en las redes amatorias de Bud Corliss (Robert Wagner) y haciendo que la intriga vaya aumentando a medida que van ocurriendo situaciones comprometidas.

Aunque Roebrt Wagner no es actor de mi devoción, esta película es muy interesante, sobre todo por la interpretación de Jeffrey Hunter (Centauros del desierto, El sargento negro, Rey de Reyes) y Joanne Woodward, mejor actriz de 1957 y que casada con Paul Newman formaron la pareja más estable de Hollywood.
[Leer más +]
7 de 12 usuarios han encontrado esta crítica útil
7
Cuidado con tu pareja, dice que te ama pero quizás desea tu muerte
La película tiene una trama intrigante que te prende, pero no es una película notable.

Robert Wagner hace uno de sus mejores papeles en el cine, en una etapa de su vida donde lucía joven, delgado, esbelto y cautivador. También Joanne Woodward (que luego en la vida real sería esposa durante toda su vida de Paul Newman), hace un papel interesante, aunque con un look en su peinado que el quien se lo hizo le estropeó la belleza durante todo el filme.

Trata sobre una pareja de novios, ella se Doris (Joanne Woodward), hija de un rico multimillonario dueño de minas de cobre y él, Bud (Robert Wagner), un trepa intentado un casamiento que le coloque en seguridad y riqueza de por vida. Entonces, cuando ella le conmunica que ha roto con su padre y éste y esto la dejará sin un céntimo, él se volverá un tipo malo, muy malo e intentará hacerle a la chica algo malo, muy malo.
[Leer más +]
3 de 8 usuarios han encontrado esta crítica útil
Ver críticas con texto completo