arrow
7
Espeluznante retrato de un asesino en serie.
¿Qué añadir del responsable de obras del calibre de Anticristo (2009), Melancolía (2011) y Nymphomaniac (2013) ?, pues creo que poca cosa. A los adictos a su cine decirles que estamos en otra vuelta de tuerca en su extensa filmografía en la que, claramente, se introduce en el terror. Ésta última afirmación tiene su riesgo tratándose del director danés. Tan solo indicar que en la proyección a la cual asistimos, un numeroso grupo de público abandonó la sala. Esta especie de efímera epidemia, vino provocada por la crudeza de las imágenes que iban apareciendo en pantalla. Y es que estamos ante otra cinta de asesinos en serie.

A los que no son incondicionales decirles que estamos ante una buena película de serial killers, eso sí, adornada con alguna que otra recreación de tipo sacro en la parte final, lo cual y en nuestra opinión, desmerece bastante el producto final.

Jack es un ingeniero que planifica sin cesar la construcción de su casa. Por el camino, y durante doce años, se dedica a pasar cuentas con todo el que se le pone por delante, convirtiéndose en un súper inteligente y ácido serial killer.

En la película vamos desgranando la bajada a los infiernos de un psicópata con una elevada inteligencia, lo que no le impide ejecutar sus actos con total frialdad y encarnizamiento, pero con un toque de sofisticación que lo eleva a los altares de este tipo de asesinos.

En cuanto al guion decir que divide el film en cinco incidentes, haciendo hincapié en mostrarnos en cada uno de ellos, la personalidad de un hombre con un cerebro privilegiado pero que dentro de él esconde el más terrible de los infiernos. No se olvida de retroceder en el tiempo, hasta su infancia, para intentar explicar esa anomalía que le acompañará toda su vida.

Sin ser totalmente una cinta gore, von Trier no escatima nada a la hora de mostrarnos todo tipo de monstruosidades. Por una parte puede pecar de poca delicadeza, por otra, y esto va dirigido a los fans de lo macabro, se puede disfrutar de unas imágenes totalmente salvajes y que nos van golpeando con bastante asiduidad. La originalidad de los actos de Jack, son como una enciclopedia de lo tenebroso, algo así como un muestrario de los horrores.

En la parte más técnica destacar los departamentos de maquillaje y el extenso de efectos visuales.

En cuanto a las interpretaciones, encabeza el reparto un gran Matt Dillon (Crash, Wild Things) que recrea con mucha personalidad a Jack, un pirado que hace mucha pupa. Seguimos con Uma Thurman (Pulp Fiction, Kill Bill), Bruno Ganz (El Hundimiento, Unknow) y acabamos con Riley Keough (The Good Doctor, Mad Max: Fury Road).

Uno de los bombazos de la temporada que provocará, sin duda, mucha controversia. Esperamos que los numerosos seguidores de TerrorWeekend.com no abandonen la sala, creemos que están hechos de una pasta especial.

http://www.terrorweekend.com/2018/05/the-house-that-jack-built-review.html
[Leer más +]
9 de 16 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
La confesión de Trier.
El danés se ha marcado una paja a cuatro manos mirándose en el espejo, y sin ningún tipo de complejo, ha realizado una película por y para el gusto de sí mismo. Y a quién no le agrade, a tomar por c***.

Con una curiosa mezcla entre la comedia negra(tirando a carbón) y un surtido de secuencias marca de la casa(desde escenas a cada cuál más retorcidas, hasta su característico estilo documental desarrollado en sus últimas obras), Lars Von Trier consigue que el público se descojone a mandíbula abierta mientras nos muestra a un protagonista (que en definitiva es su alterego) cometer las más absolutas de las barbaridades..

A estas alturas es ya difícil que este cineasta consiga sorprenderme, pero he de reconocer que esta obra, como punto de reflexión sobre su trayectoria artística, y por ende, su persona, es toda una revelación (ultra-onanista) sobre un artista que se confiesa abiertamente sin ningún tipo de reparo ni cohibición, y eso en definitiva, es lo que uno espera de este cineasta. Quizás no es de las más perturbadoras de sus obras, pero si es probablemente la película más sincera y de la marca "Trier" de toda su filmografía.
[Leer más +]
5 de 8 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
Si quieres gritar... puedes hacerlo ahora
Como no la ultima película del maestro Lars Von Trier dará mucho que hablar y no dejara impasible a nadie. Las corrieras sádicas de este psicópata asesino en serie interpretado magistralmente por Matt Dillon hace que te revuelvas en la butaca ante algunas escenas de crímenes brutales y explícitos, que involucran a mujeres y niños.

Pero tampoco hay que rasgarse las vestiduras, muchas películas que se proyectan en Sitges (donde la hemos podido ver) son mucho mas violentas, creo que habría que enfocarla en otros mensajes que el director danes incluye, como el egoísmo, el narcisismo, la misoginia, dialécticas sobre el arte, el fascismo o como los Stukas alemanes podían bombardear en picado con el inconfundible sonido que emitían. Cosas que te provocan reacciones adversas.

En el reparto también incluimos a Uma Thurman, Riley Keough o Bruno Ganz que interpreto a Hitler en "el Hundimiento"y que posiblemente también el director haya querido hacer un guiño a sus declaraciones en el Festival de Cannes cuando presento "Melancolía", aquí interpreta al enigmático Verge, una especie de conciencia demoníaca que habla con el asesino como si fuera su terapeuta.

¿Matar es un acto de destrucción o una obra de arte? es algo que se repite en esta magnifica película que tiene un macabro final y que seguro provocara todo tipo de opiniones.
Destino Arrakis.com
[Leer más +]
1 de 1 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
Asesinatos y reflexiones sobre el arte
“The House That Jack Built” es la última película del controvertido director danés Lars Von Trier. Después de su polémico paso por el festival de Cannes, donde se produjo el abandono de la sala donde proyectaban el film por parte de gran parte del público, llega su estreno a Sitges. La película muestra una absoluta falta de prejuicios para enseñar cinco sucesos que han marcado la vida de Jack, un brutal asesino en serie. El problema es que Jack ya no siente la misma adrenalina de siempre al matar, así que busca los límites para sentirse cada vez más extasiado. La fortuna siempre le acompaña, y nunca consiguen atraparlo. Con altas dosis de violencia y un sentido del humor muy negro, la obra es una reflexión sobre el arte, el proceso de creación, el propio cine de Von Trier y la polémica que existe a su alrededor. Homenaje a “La divina comedia” incluido.

Más críticas de cine y series (y algún que otro monigote): https://unhombresinpiedad.com
[Leer más +]
Sé el primero en valorar esta crítica
1
MALA DE SOLEMNIDAD
He tenido la oportunidad de ver la ultima película de Von Trier en el festival de Sitges, con un pase de universitario, la película es digamoslo ya, mala de solemnidad, sin duda su peor película. pese a no ser santo de mi devoción ya que en su filmografia solo me interesan Nimphomaniac y Melancolia.

La película se centra en 5 asesinatos, divididos en 5 partes, y un epilogo(muy penoso y pretencioso) por parte de un psicópata sin escrúpulos que a lo largo de su vida ha matado alrededor de 60, el principal problema de la película es su exceso , gratuita violencia y sobretodo enfermiza, es una obra totalmente provocativa, hecha por su autor para llamar la atención y para hacerle pasar un mal rato al espectador, no solo eso es un problema en la película, también la pretenciosidad de la obra, Von Trier se cree desde el minuto 1 que esta filmando una obra maestra cuando en realidad esta haciendo un bodrio.

Si la historia esta llena de excesos gratuitos y no tiene nada nuevo bajo el sol, ni nada original que ofrecer , ademas de hacerse excesivamente larga con 2 horas y media de metraje, demasiado en algo que se podría haber contado en 90 minutos , la pelicula se acaba de hundir por una puesta en escena lamentable donde abundan los primeros planos y primerísimos planos durante toda la obra. El resultado final no puede ser mas lamentable,
[Leer más +]
Sé el primero en valorar esta crítica
1
Misoginia y tedio
Exaltación de la misoginia sin ningún interés más que el del autor en enseñarnos su enésima pataleta "estoy por encima de vosotros, nadie puede juzgarme". Guión inconsistente, desarrollo tedioso, visualmente anodina; busca desesperadamente la provocación a costa de intentar humillar todo aquello que suene remotamente femenino, consiguiendo sólo esparcir olor a esmegma por toda la sala. Sólo gustará a misóginos, particularmente a votantes de Ciudadanos.
[Leer más +]
7 de 36 usuarios han encontrado esta crítica útil
Ver críticas con texto completo