arrow
6
La nostalgia impide ver la realidad.
“Furia de titanes” es el canto del cisne de un tipo de cine que ya había entrado en crisis tras la explosión tecnológica de finales de los setenta y que se resistía a desaparecer. El fracaso de la película no hizo más que constatar lo que muchos ya sabían: Ya no había sitio para los viejos trucos con los que millones de jóvenes habían soñado antes.

Y es que en “Furia de titanes” fallan muchas cosas. Desde parte del equipo hasta la temática y la historia. No es lo mismo adaptar novelas de Julio Verne o mitología persa o india a crear un guión sobre mitología griega. Esta exige una seriedad de contenidos y cierta meticulosidad que si no se persigue puede parecer una mera excusa para mostrar efecto tras efecto especial sin profundizar en absoluto.

El productor Charles H. Schneer, responsable de maravillas como “Jason y los argonautas” y “Simbad y la princesa”, e incluso otras menores como “La isla misteriosa”, no consigue rayar a la misma altura qpor varios motivos.
Para empezar porque el mago Ray Harryhausen (productor también de otras buenas entregas como“El viaje fantástico de Simbad” o “Simbad y el ojo del tigre”) y sus efectos especiales ya empezaban a quedarse cortos en una época donde George Lucas ya había creado su Star Wars y un nuevo estilo de hacer cine fantástico de ciencia-ficción se imponía.

Por otro lado el guión de un experto como Beverly Cross no es malo del todo, pero intenta abarcar demasiados personajes y no llega a dar consistencia a la trama pareciendo en ocasiones un mero catálogo de nombres y sucesiones de dioses del Olimpo.

En una película de productores el director suele ser lo de menos, en este caso pusieron al frente de la realización a un director de televisión bastante malo como Desmond Davis que en ocasiones parecer rodar un telefilm con unos planos espantosos que no le hace ningún favor al film.

Laurence Rosenthal, elabora una partitura de música inapropiada para una aventura mitológica griega ya que no se trata de una de acción como las que solía escribir.

La fotografía de Ted Moore, habitual en la saga de James Bond, muy por debajo de lo que cabría esperar de un hombre de su calidad.

Pero sobre todo la película no cuaja porque el actor principal es muy malo. Harry Hamlin, conocido por “La ley de Los Ángeles” es pésimo y ver a ese monigote hacer de Perseo tira por tierra todo lo demás. Además muchos secundarios sexagenarios en el mejor de los casos parecen sacados de los descansos de las sesiones de geriátrico.

La película fue un fracaso y puso punto final a este tipo de películas por desgracia para los que apreciamos el subgénero.

A pesar de todo es una película que nos lleva a recordar la patria de la infancia y eso hace que la gente la recuerde con cariño y la tengan bastante mitificada. Vista ahora con total objetividad podemos decir que es de lo más flojito que se hizo de ese tipo de cine que tanto nos gusta a muchos de nosotros.

Nota: 5,6.
[Leer más +]
69 de 98 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
El fin de la época Harryhausen
Van a hacer un remake a todo lujo de "Furia de Titanes" con el director de "Transporter" y es una buena ocasión para desempolvar la original y recordar cómo era el mundo antes de que los gigantes digitales llegaran para arrasar con los viejos muñecos animatrónicos, los efectos de cartulina, las declamaciones teatrales y las caras sin photoshop.

En esta maravillosa antigualla hay que destacar sobre todo el genial repertorio de criaturas que supuso el último gran trabajo de Ray Harryhausen en el cine y que a su vez también se erigiría en el tiempo como quizás el epitafio de una manera de hacer las cosas que por desgracia se ha ido perdiendo ante el paso de las nuevas tecnologías.

Desde la infancia, estoy enamorada de esta película: me parece la más contundente razón para volver a una manera más artesana de hacer las cosas en el cine, porque he estoy presenciando con auténtico horror la paulatina decadencia del género de fantasía, no me refiero en términos económicos, no, me refiero en términos del alma. En tiempos de de "Furia de Titanes" lo que veías te involucraba cien por cien en la aventura puesto que todo, las criaturas, las cosas, las personas, sudaban, pesaban, llenaban su correspondiente hueco en el espacio, pero a partir de que empieza la era digital, los hologramas empiezan a reemplazar a monstruos y héroes y ya no podemos sentir que tocamos los objetos o que nuestros protagonistas padecen de hambre o de frío o de miedo. Habrá quienes lo prefieran: pero yo no quiero limitarme a contemplar sombras ¡lo que quiero es entrar en la caverna!

¿Nostalgia? Toda la nostalgia del mundo. Y creo no equivocarme al afirmar que en cuanto a género de fantasía y aventuras, muchos firmábamos un regreso sin paliativos a toda la década de los ochenta.
[Leer más +]
35 de 41 usuarios han encontrado esta crítica útil
10
Furia de titanes
El recuerdo maravilloso al ver esta película viene a mi mente de la primera vez que la vi en el cine Venustiano Carranza. Tengo diez años en ese entonces y es toda una odisea, primero llegar al bendito cine, luego el disfrutar el filme que aun hoy puedo verlo una y otra vez sin cansarme.
Mitología y efectos especiales se conjugan para hacer de esta, una película clásica.
[Leer más +]
28 de 39 usuarios han encontrado esta crítica útil
5
Un brindis al sol
Desmond Davis a buen seguro no había visto o no se había enterado de que La guerra de las galaxias fue un fenómeno mundial. Star Trek tampoco le iba a la zaga y en cuestión de efectos especiales y contar historias de las buenas ambas se situaban bastantes peldaños por encima de Furia de Titanes. Un maremágnum de escenas superpuestas (molan las olas gigantes tragándose ciudades) y un actor principal digno del corredor de la muerte son algunas de las mejores bazas con que juega el equipo de esta producción, las dos nefastas. Aún así, mantiene el encanto cutre de las pelis de monstruitos de décadas anteriores y se puede pasar, entre martini y martini, una sobremesa afable observando la cara retromongólica de Harry Hamlin o la cabeza de la singular medusa atiborrada de ofidios. Ésta no es, al menos, la actual nueva versión que ha conseguido cargarse de un plumazo los FX en 3D que incorporara el amigo Cameron en la insulsa Avatar. Por lo menos la versión original goza de un cutreluxe que la hace digna mientras van pasando los años, y uno se da cuenta de que ya en aquellos tiempos había desgarramantas que intentaban entusiasmarnos con los pegotes de plastilina con los que rellenaban sus pelis, y que a buen seguro no tomaban las drogas de diseño que los publicistas de hoy día demandan para que les salgan ideas, sino peyote del buen amigo mejicano de abajo, cantera infinita e inspiración de las más alocadas perversiones que uno bien pueda ver en una pantalla de cine.
[Leer más +]
24 de 35 usuarios han encontrado esta crítica útil
7
Titánica
Es complicado encontrarse hoy en día con una película como "Furia de Titanes" de Desmond Davies. Y lo es debido a que entrar con tanta facilidad en una película firmada allá por los 80, que logra una reconstrucción tan fehaciente de esas bestias que poblaban el universo de la mitología, se me antoja quizá el mayor reto que debieron tener los que estaban tras el proyecto en esa época.

Aun así, y sin contar con grandes actores (quitando a Olivier, puesto que lo de Hamlin es realmente grave en algunos tramos de la cinta), Davies nos introduce rápidamente en la historia de Perseo, una historia llevada con mimo, que se nota en cada maqueta, en cada juego de sombras y en cada incorporación de Stop Motion para intentar que un relato de semejante altura no se fuera al traste por las visibles limitaciones de la época.

También juega un papel especial la acertadísima narrativa de la que se hace gala, pues en ella podemos entrever un sabio manejo de los recursos para conseguir que el desarrollo no se interrumpa en ningún momento, y que inservibles elipsis en las que los Dioses deciden a costa de los humanos salpiquen el film mientras nos vemos inmersos en momentos de acción crucial, y es de agradecer, puesto que esas irrupciones sólo se producen en momentos clave durante los que se debe proporcionar la información adecuada al espectador.

Es todo un lujo, pues, poder observar momentos como los del Templo de la Medusa (llevada a cabo con una magnífica distribución de recursos -desde sombras hasta integración Stop Motion-) o la primera aparición del Pegaso perfectamente engarzados en un trabajo que a buen seguro no pasaría a la historia por otras virtudes, pero sí por ese titánico esfuerzo realizado en facetas que realmente eran requeridas para un pequeño testimonio como el que dejó Davies en esa época, y no por pequeño menos grande. Todo sea dicho.
[Leer más +]
12 de 14 usuarios han encontrado esta crítica útil
6
¿Furia de Titanes, de Truancas o los caprichos de Zeus?
Desmond Davis nos presenta esta película fantástica donde veremos las aventuras del mito griego Perseo, semidiós hijo de Dánae y Zeus.

La historia empezará viendo como Dánae (Hija de Acrisio, rey de Argos) y su bebé son arrojados al mar en una caja. El motivo por el cual son arrojados es porque el Rey de Argos escuchó una profecía en la que decía que uno de sus nietos lo asesinaría en el futuro. Para evitar tal acontecimiento, arroja a madre e hijo al océano para seguir permaneciendo como Rey. Zeus, que sentía cierta atracción por Dánae y era el padre del bebé, los salva de una muerte segura arrastrándolos a la isla de Serifos donde Perseo crecerá hasta convertirse en un hombre. Zeus en venganza le pide a Poseidón que saque del fondo del mar a Kraken, una criatura marina que destruirá toda la ciudad de Argos. Zeus, castigó a Calibos, hijo de Thetis, con darle una deformidad y ser despreciado por atrapar y aniquilar la sagrada manada de caballos voladores de Zeus, de la que solo sobrevivió Pegaso. Thetis en venganza, lleva a Perseo fuera de su hogar dejándolo a su suerte en un lugar desconocido en el cual tendrá que recorrer una larga aventura y enfrentarse a diversos titanes para liberar a la bella Andrómeda del encantamiento que tiene.

El reparto de actores, encabezado por Harry Hamlin encarnando a Perseo, Leurence Oliver intepretando a Zeus y Judi Bowker haciendo el papel de Andromeda, harán que la película cobre vida de una forma notable, pero con un trabajo que podrían haber exprimido mas. Me quedo con la interpretación de Neil McCarthy encarnando a Calibos que para lo poco que sale me gusta.

El detalle de ver como Perseo va en todo momento acompañado por personajes mitológicos como Ammon (Burgess Meredith), Pegaso, Draco (escudero de Perseo) y el búho de bronce (con cierto parecido al robot R2-D2 de Star Wars) que la Diosa Atenea regala a Perseo para poder encauzar mejor sus aventuras.

Los efectos especiales corren a cargo de Ray Harryhausen, y darán vida a todos los tipos de personajes mitológicos que se hallan en la película y que a pesar de que dichos efectos visuales actualmente están desfasados, me quedo con la elaborada confección de maquetación que se realiza y que ha logrado gustarme. Con dichos efectos, logra por ejemplo hacernos creer de una manera convincente que el caballo Pegaso vuela de verdad.

Pese a que carece de ritmo, soltura y puede llegar a ser empalagosa y aburrida en ciertos momentos de sus casi dos horas de duración, cabe destacar que todos los personajes mitológicos están bien caracterizados y explicados sin dejar dudas sobre qué función tiene cada uno. Es posiblemente una de las adaptaciones más fieles de la mitología griega donde también nos encontraremos con diversos personajes conocidos como Caronte, el barquero encargado de guiar las sombras errantes de los difuntos recientes de un lado a otro del río, o el perro de dos cabezas que se encuentra en la guarida de Medusa.
[Leer más +]
13 de 17 usuarios han encontrado esta crítica útil
4
De inmortales, mortales y seres mitológicos
No cabe duda de que la cinta ha envejecido mal desde lo técnico. Se notan bastante las debilidades en los efectos especiales, la mayoría realizados con el stop-motion.

Es un filme que visto hoy día causa cierta gracia por la rusticidad de su factura visual, y hasta dudo inclusive que haya llegado a impactar en su época con esta calidad de efectos visuales, los cuales para mí eran anticuados ya por entonces.

La historia tampoco tiene grandes giros como para sorprender o estimular mucho a la platea, aunque sí hay que reconocer que es entretenida y dinámica en su ritmo narrativo.
Se desarrolla la típica aventura épica con tintes sobrenaturales donde intervienen héroes, dioses, simples mortales y seres mitológicos.

Los escenarios donde se desarrolla el relato y la partitura de Laurence Rosenthal son para mí los puntos fuertes del filme.

Por suerte las locaciones fílmicas son atractivas, ello hace que por allí se tolere mejor la floja calidad que poseen los artesanales trucajes visuales con que se da vida a lo sobrenatural (maquetas, caretas, makeup, disfraces, esculturas a escala, stop-motion, etc).

Algunas consideraciones: la mejor secuencia para mí es la parte donde Perseus lucha contra Medusa. Mientras que lo que para mí está demás es el bobalicón búho mecánico, el cual ni siquiera sirve como aporte jocoso al argumento. También como aspecto negativo menciono el poco desarrollo que tienen los personajes divinos, los cuales son muy planos y poco aportan para generar una cinta estimulante.

No hay dudas de que la película tenía potencial para lograr ser una impactante oferta, la cual no llegó a ser así por los irrisorios efectos visuales y por la rusticidad de ciertos pasajes en la historia. También hay que mencionar que las actuaciones no son del todo convincentes, pues hay fragmentos donde se notan las limitaciones de ciertos actores del elenco para lograr que las situaciones sean creíbles.

Es un filme que llama mucho la atención a priori con su sinopsis, pero cuando vemos la torpe puesta en escena y la grotesca factura técnica nos damos cuenta de que todo queda en buenas intenciones que no se llegan a plasmar en una buena película.
[Leer más +]
11 de 14 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
Las increíbles aventuras de Perseo.
Increíble y fantástica película de aventuras mitológicas, en la que el televisivo Harry Hamlin, (La ley de los Angeles), ha de batallar con toda una serie de legendarios monstruos pertenecientes a la mitología griega, tales como Medusa, o el Cancerbero, interpretando convincentemente a Perseo, otro de esos semidioses que, junto al célebre Hércules, copó muchas de las hazañas que se cuentan en la antiguedad.
Magnífico reparto con viejas glorias cinematográficas como Laurence Olivier, (Zeus, el padre de Perseo), Burgess Meredith, (entrañable secundario de lujo), o la mismísima Ursula Andress, (antigua chica Bond, y pareja en esos momentos de Hamlin).
Una delicia con muy buenos efectos especiales, ideal para una tarde de sábado en la que adultos y más probablemente pequeños, disfrutarán.
[Leer más +]
10 de 13 usuarios han encontrado esta crítica útil
9
Furia de Titanes (1981) (9.2)
Fantástica película que nos transporta por ese mundo de la Mitología Griega, con esos seres maravillosos, dioses que representan los elementos de la tierra y los sentimientos humanos, monstruos, caballos que vuelan. Excelente musicalización maravillosamente interpretada por la Orquesta Sinfónica de Londres, un guión con muchas cosas que aportarnos, efectos especiales artísticos muy bien logrados, grandes actuaciones de un reparto de lujo y una fotografía excelente con bellas tomas. Nos transporta a mundos de ensueño y nos hace respirar un aire nuevo. La eterna lucha del hombre por lo que ama y su fe en un mundo mejor.

"Es hora de que
el azar intervenga.
Es hora de que conozcas
el mundo, Perseo.
Hora de que enfrentes al miedo.
De conocer los terrores de la
oscuridad y la muerte.
Hora de abrir los ojos
a la sombría realidad.
Al oriente, cruzando el mar..."

"Te vi una vez.
Estabas durmiendo.
-Me enamoré en ese momento.
-¿Durmiendo?
Sólo créeme cuando digo...
...que te vi.
Y esa visión me atravesó
como una flecha.
Me asombró.
En ese momento supe
que haría cualquier cosa por ti."

"Y luego, Medusa.
Escribí una obra sobre ella.
De joven,
me gustaba la tragedia.
Luego aprendí que la vida
ya es bastante trágica...
-...sin que yo escriba sobre ella."

"¿ Y si el valor y la imaginación se
vuelven cualidades de los mortales?
Ya no nos necesitarían.
Pero por ahora, hay suficiente
cobardía, pereza...
...y mendacidad en la Tierra
para que duren para siempre."
[Leer más +]
7 de 9 usuarios han encontrado esta crítica útil
6
Apta para nostálgicos (como yo)
Esta película mantiene el encanto que siempre tuvo la mitología griega, la nostalgia de un tiempo pasado, la candidez de los niños… pero vista desapasionadamente, da poco para los amantes del cine. El actor que hace de Perseo, Harry Hamlin, se mueve con menos gracia y tiene menos recursos que los titanes que toscamente aparecen en el film. Los efectos especiales hoy resultan prehistóricos, pero es que ya lo eran en esa época, recordar que un año antes había llegado a las pantallas “La guerra de las Galaxias” dando carta de defunción a muchos de los antiguos efectos. Por cierto no pude dejar de acordarme de R2D2 cuando escuché al búho que acompaña a Perseo en sus aventuras. Hay grandes actores en la película, sobre todo Laurence Olivier, que no aporta nada al film en un papel que es plano y sin matices, y la maravillosa Siam Philips, la Livia de “Yo Claudio” que aquí como Casiopea ofrece más bien poco, o Ursula Andrews como Afrodita que lo más que hizo fue aportar su nombre al elenco de actores en el cartel. El maestro Ray Harryhausen, que tantas aventuras nos hizo vivir con sus efectos y técnicas como el “stop motion”, encuentra en esta película su canto del cisne, el fin de una época de efectos, que dará paso a digitalizaciones y ordenadores, hasta llegar, paso a paso, a cotas como Beowulf, que sin lograr todavía la perfección nos hace pensar en la posibilidad de un cine sin actores, o a que un Bogart resucitado para la pantalla por los pixels nos entrege nuevos títulos. Hoy todavía, al ver esta película con mis hijos pequeños, los vi llevarse las manos a los ojos, asustados y deseosos de ver cual era la próxima criatura que aparecería en escena, yo entretanto disfrutaba como un enano, viéndome reflejado en ellos y dejándome abrazar por la nostalgia de aquellas películas, que nos acompañaron en una época, en un mundo muy distinto del que hoy vivimos. En cualquier caso quien piense en Medusa o en Pegaso, no podrá evitar recurrir a las imágenes que de esta película quedaron en su memoria. Para pasar un buen rato con los críos, estupenda.
[Leer más +]
5 de 5 usuarios han encontrado esta crítica útil
7
Aventuras mitológicas
Debe ser que a mí siempre me fascinó todo lo perteneciente a la mitología grecolatina, todas sus fabulosas historias, llenas de héroes fantásticos y horribles monstruos, viajes increibles y aventuras sin fin... de ahí que alucinara tanto viéndolos fuera de las páginas, moviéndose en la pantalla. Poder ver a Pegaso y compañía siempre me resultó una experiencia mágica, y si bien ahora los efectos puedan parecer de risa, en la época eran fantásticos, y en esta película abundan.
En definitiva: si quieren disfrutar de gloriosas aventuras con regusto antiguo, no se pierdan Furia de titanes, porque no decepciona en absoluto.
[Leer más +]
6 de 9 usuarios han encontrado esta crítica útil
5
Vivos recuerdos, pero malos en general
La “Clash of the Titans” de 1981 (si, 1981, aunque parezca veinte años anterior) es lo que será la nueva entrega: un film de entretenimiento con gente guapa, animales mitológicos, dioses posesivos y politizados, y una intención puramente comercial. ¿La diferencia? El presupuesto.

“Furia de titanes” es un puro film de serie B, con un protagonista de serie B (Harry Hamlin) y con unos efectos de serie B (recordemos que este film es poco anterior a “Blade Runner” y posterior a “Star Wars”, ahí es nada). Y como ello resulta, aún a pesar de contar con multitud de secundarios de órdago en el cine británico (influencia muy marcada en una producción que lo único que tiene de estadounidense son Hamlin y los señores que ponen el dinero).

Algunos llevarán tiempo sin rememorarla y esperarán algo más, pronto quedan diluidas sus súplicas. “Clash of the Titans” es una historia mediocre, con un limitado rigor mitológico y que respondió a una moda pasajera. Sólo aconsejable para nostálgicos.
[Leer más +]
6 de 9 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
Héroes y Dioses en la gran pantalla
Gran película de aventuras que nos adentra en el fantástico universo de la mitología y la cultura griegas de la Edad Antigüa. La película es una aproximación a la Grecia clásica que sirve como primer paso para descubrir los mitos recogidos en las fuentes literarias y que nos describen los rasgos principales de los grandes dioses griegos que controlaban el destino de los hombres.

Es notable como película de aventuras, con escenas memorables (la lucha contra los escorpiones gigantes, la pelea contra Medusa, el vuelo de Pegaso y la bestia marina que libera Poséidón) e interpretaciones más o menos conseguidas, donde destaco la del protagonista Perseo (Harry Hamlin) que además esta muy bien caracterizado como héroe griego aportando una rememoración muy aceptable del ideal de valentía y coraje característico de este tipo de personaje.

Una película muy entretenida que recoge aventuras, romance y humor y que nos permite vivir las andanzas de estos personajes a través de un mundo perdido en polvorientos libros de historia.
[Leer más +]
5 de 7 usuarios han encontrado esta crítica útil
3
Desde luego, es para enfadarse
Pues no sé si es que tengo muy reciente el remake que se realizó en el 2010 de esta "Furia de Titanes" pero la verdad es que me ha resulta a veces aburrida y siempre previsible. Hay algún cambio en la nueva pero en esencia es la misma historia que desgraciadamente concuerda bien poco con los relatos mitológicos griegos. Aunque Desmond Davis fabrica un batiburrillo en el que meter personajes a trote y moche al menos evita algunas de las sonrojantes meteduras de pata de Louis Leterrier, como los Ginns, la inclusión de Ío o el final. Igualmente incurre en fallos que copia la moderna como el Kraken o la aparición de Pegaso, o no, como poner a Cerbero con dos cabezas (tiene 3, o a lo sumo 50 o 100) o a Caronte como un esqueleto. Para mí esto es lo peor de la película, la falta de respeto por la mitología griega, además innecesaria porque la historia original es lo suficientemente buena como no requerir modificación alguna.

Por lo demás, "Furia de Titanes" parece de otra época con estos efectos especiales anticuados para la época y esta puesta en escena como de los 60. Esto sería disculpable si hubiera una aventura en condiciones, aprovechando el potencial de un héroe como Perseo. Desgraciadamente ni el actor que le interpreta, Harry Hamlin, como tampoco Andrómeda, Judi Bowker, aunque al menos es mona, ni el guionista, ni el director andan muy finos. Tampoco voy a decir que la película sea horrorosa porque no lo es, es más, hay combates como contra Medusa que no están mal, pero sí que tiene poco ritmo y que le cuesta entrar en faena. Insisto que pese el fracaso de la versión de 2010 le vendría muy bien un remake pero retomando la historia original. Mientras tanto el presente film medio entretiene y da juego para especular sobre el grado de conocimiento que se tiene en general o en los Estados Unidos sobre la mitología griega.
[Leer más +]
4 de 5 usuarios han encontrado esta crítica útil
7
Mitología y Harryhausen
Clásico del género a la altura de "Jasón y los argonautas" (la estructura es muy parecida, con aventuras en la tierra y discusiones filosóficas de los dioses en el Olimpo) con la diferencia de que esta fue rodada 20 años antes deslumbrando al público. "Furia de Titanes" llegó en plenos 80 donde los efectos de Alien, Aliens, Star Wars... etc. iban dejando de lado el buen hacer de Ray Harryhausen.

En resumen, película de aventuras, entretenida, que enseña mitología griega, con buenos efectos, y con doblaje de los clásicos que le da ese sabor añejo (pese a que sea ya de 1982).

Buena película.
[Leer más +]
3 de 3 usuarios han encontrado esta crítica útil
9
Los dioses del Olimpo son misteriosos y sus caprichos excéntricos
Ya pueden hacer un "remake" mejorado en efectos especiales, estética de cómic, movimientos videocliperos de cámara, etc. Estoy seguro de que no lograrán sustituir el mérito de esta película, me atrevería a decir que la mejor sobre mitología griega junto a "Jasón y los argonautas" (producida también por Charles H. Schneer).
Creo que tiene más encanto contemplar a los seres y monstruos artesanales de Ray Harryhausen, que reproducirlos espectacularmente por ordenador. Puede que algunas cosas no la conviertan en obra maestra (algo lenta al principio, el búho robotizado), pero no puede negarse que entretiene, va a más y al menos es fiel a la leyenda. Además, la escena en la que Perseo lucha contra Medusa es buenísima.
Quizá había actores mejores que Harry Hamlin para interpretar al héroe hijo de Zeus, aunque siempre nos quedará el magnífico recuerdo de éste con Laurence Olivier.
Mi nota: 8,7
[Leer más +]
3 de 3 usuarios han encontrado esta crítica útil
9
infancia
Esta es una obra de arte, ... aun sin saber como es qe se interpreta o entiende el arte. Toda una trama llena de aventura... no debes, ni puedes despegar la vista al detalle surgido de la mitología. Cada que veo el film...para mi Clásico de mi vida. encuentro detalles..de fotografía, de maquillaje, de diálogo, de mitología! en sí. Me encantaría vivir todo lo que nos deja ver y sentir.... mueve muchas cosas a la vez. Yo la recomiendo solo para dejarse llevar y no esperar nada, más que ver una agradable producción. Increíble!!!
Los efectos son de lo mejor.... y en esos años ( veintitantos atras ) .... de lujo.
[Leer más +]
6 de 10 usuarios han encontrado esta crítica útil
5
Titanes de cartón
Historia de aventuras, algo común, basada en la mitología griega, con muchas licencias. Venida a menos por los flojos efectos especiales, que en los tiempos que corren quedan totalmente fuera de competencia.
El guión es predecible pero logra entretener durante todo el desarrollo. El protagonista que debe superar varios obstáculo para lograr el amor de la princesa, tantas veces visto.
Las actuaciones no son nada de otro mundo, Laurence Olivier es un gran actor y cumple, pero su papel es más bien corto.
[Leer más +]
3 de 4 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
Mi favorita de la infancia
Aunque se trate de una película de los 80, y con unos efectos especiales que ahora nos dan risa, esta cinta es indispensable para todo amante de la mitología, con una buena historia muy bien contada. Una gran película sin duda. Esperemos que el remake este a la altura.
[Leer más +]
2 de 2 usuarios han encontrado esta crítica útil
7
Cuando la calidad de la historia pesa más que los efectos especiales
Arriba he podido leer una crítica que en parte llevaba razón, en el apartado técnico, esta película no estuvo a la altura ya que por aquel entonces, principio de los ochenta, ya se había consolidado otra forma de efectos especiales cuya pionera fue la guerra de las galaxias; pero, yo creo que en cine, hay más cosas a parte de esto, es la historia, la música, la magia que puede tener todo en conjunto, y eso es lo que nos trae Furia de titanes, magia señores, qué es lo que añoramos hoy día, unos lo llaman melancolía, otros recuerdos de la infancia, pero es que yo ya soy mayor y me sigue gustando el cine igual o más que antes, sigo disfrutando de Disney, de los Goonies o de esta peli en concreto, dónde queda la infancia pues, si no en vaga excusa para autoengañarnos. Amigos, que el cine no entiende de edades, sino de sueños.
Puede que fuera un fracaso en taquilla, no se, pero desde luego actualmente, cuando se habla de este film todas las personas que oyen su nombre, no hacen sino esbozar una gran sonrisa y mostrar respeto por este trocito del mundo de Fantasía.
[Leer más +]
3 de 5 usuarios han encontrado esta crítica útil
Ver críticas con texto completo