arrow

La caza (Serie de TV) (2013)

La caza (Serie de TV)
Trailer
7,3
6.028
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Serie de TV (2013-Actualidad). En Irlanda del Norte, un escurridizo asesino en serie (Jamie Dornan), padre de familia, acecha a sus víctimas al azar en los alrededores de Belfast. Para intentar atraparlo envían de la policía de Londres a la talentosa detective Stella Gibson (Gillian Anderson), pues las autoridades creen que es la persona idónea para darle caza. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Reino Unido Reino Unido
Título original:
The Fall (TV Series)
Duración
60 min.
Guion
Allan Cubitt
Música
Keefus Ciancia, David Holmes
Fotografía
Ruairi O'Brien
Productora
Emitida por BBC Two; Northern Ireland Screen / Artists Studio
Género
Serie de TV Thriller Drama Thriller psicológico Asesinos en serie
10
LA CAÍDA... IMPRESCINDIBLE
Gato y ratón. Agente criminalista y asesino psicólogo, despiadado, padre de familia, guapo a rabiar y metódico que aterroriza Belfast. Pero resulta que no son tan diferentes como cabría esperar. El regreso de Gillian Anderson, la diva televisiva de los noventa, recién desaprovechada en la primera temporada de Hannibal no podía ser mejor. Una mujer que tiene que ponerse el mundo por montera, obviando la ineficiencia de subordinados masculinos y féminas que no la comprenden. Un hombre que calcula todo pulcra y morbosamente hasta el último detalle, que se hace fotos en el baño de las víctimas a cara descubierta y esconde sus rastros, sus oscuros objetos de dolor y placer en la habitación de una hija que tiene pesadillas. Tensión, intriga, melancolía, soledad y frialdad en el acercamiento. Contraposición maravillosa de planos delicados y sanos con normales y enfermos. Reflexiones éticas, morales y filosóficas lejos de lo new age pasado de rosca, Una nueva apuesta por las series de calidad alejadas de estereotipos americanos ya caducos. Confirman que al menos se renueva una temporada más... Bien, porque estos cinco primeros aparte de ser maravillosos saben a poco.
Lo mejor: Anderson, es que me gusta a rabiar. Jamie Doran, modelo de Calvin Klein-no digo más-y coleguita de la Knightley y la Coppola-tuvo papel en María Antonieta-que ya tuvo turno televisivo en la mediocre Érase una vez. Un gran descubrimiento, provocador de miedos y sueños húmedos a partes iguales.
Dirige Verbruggen. Quién viera Code 37 ya conoce su talento, aquí mucho menos escabroso y más minimalista pero de igual buen gusto y estilazo creativo.
Perfecta. Brillante. Deprimente.
La serie que pondría a mis alumnos de Filosofía a modo de colofón de lo aprendido sobre el Bien y el Mal.
[Leer más +]
49 de 63 usuarios han encontrado esta crítica útil
7
Paul Spector (INSpector) versus (Suspect)
Es otra más. Otra más de ratón y gato, de cazador intentando no ser cazado. Pero con otro enfoque:
En el segundo uno, y a modo de introducción, vemos "fregando" la bañera a la agente Scully (pues aunque mucho más delgada, y aunque se vista de seda, Scully se queda)
Y es que Gillian Anderson nos enseña sólo en ese primer segundo que es humana, no está impecablemente vestida y "friega" como cualquier mortal. En el resto de los 5 episodios siempre se nos va a mostrar pluscoamperfecta, arreglada, peinada, maquillada y hasta con los botones de los puños abrochados tras un par de revolcones. Despiada como Glenn Close en Damages, implacable, déspota, soberbia y abusona, psicópata laboral a fin de cuentas. Tan psicópata como el asesino al que pone cerco. Y es eso lo que más me ha gustado de la serie, que todos, TODOS, van a lo suyo.
Paul, tarado al máximo, y consciente de ello, disimula, finge y hasta aguanta los imposibles bailes de su hijita disfrazada de princesa, en pos de seguir sosteniendo una coartada que le garantice inmunidad, ante una sociedad, tan hipócrita como él, que está más pendiente se si eres católico o no, irlandés o británcio, independentista, terrorista, patrióctico...
La mujer de Paul, profesional, ama de casa, madre abnegada y con vocación de servicio debido a su trabajo, también mira para otro lado en vez de afrontar y ponerse alerta cuando las cosas no cuadran, cuando las mariposas de mueven. Y da por cierta una coartada que en el fondo es un triple mortal y medio con tirabuzones.
El jefe de los polis (que me ha recordado al también jefe Saul-Patinkin de Homeland) también mira para el horizonte, cede a las presiones, y se permite leer la cartilla a la prota por sus escarceos con casados... ¡que se aplique el cuento!
Qué decir de todos los implicados en la subtrama de la coca. Todos tan pulcros y profesionales, y todos en el teatrito del disimulo, medrando a costa de quien sea, pero eso sí, sin escándalos.
He visto alguna toma en plan Dogville, retazos de Forbrydelsen, Homeland, Bron/Broen y he echado en falta una banda sonora con más peso. Así como Belfast y su contenida violencia, forma parte del cocktail de la trama, aporta dramatismo, tiene sentido. La música se me ha quedado muy muy corta. Hubiese subido muchos enteros de haber contado con algo en plan Broadchurch y los inquietantes y sublimes himnos de Ólafur Arnalds.
En definitiva, otra más. Correcta correctísima, pero de la que sólo he sacado como novedoso el retrato hipócrita del ser humano. Una reflexión sobre lo que estamos dispuestos a hacer, el daño que podemos causar, lo que nos importan los sentimientos del prójimo, el bienestar y la confianza hasta de la propia familia. Porque en realidad, se nos presentan personajes que van a lo suyo y persiguiendo su meta, caiga quien caiga, muera quien sea, se traicione a no importa quién. El fin (la satisfacción de una pulsión meramente morbosa), justifica todas las acciones. Encima con autoexcusa y justificación moral.
Eso, desde mi punto de vista, está genialmente plasmado, y es su mejor aporte.
[Leer más +]
31 de 37 usuarios han encontrado esta crítica útil
Relaciones 1