arrow

La máscara de Kriminal (1966)

4,9
60
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Pelicula basada en un personaje de cómic del llamado "Fummeto Nero", un género donde el supuesto superhéroe de disfraz no está al lado de la ley, asi veremos como Kriminal es un ladrón de guante blanco que hace todo lo posible por lograr su botín, en esta película un puñado de diamantes. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Italia Italia
Título original:
Kriminal
Duración
98 min.
Guion
Umberto Lenzi, Luciano Secchi, David Moreno
Música
Romano Mussolini
Fotografía
Angelo Lotti
Productora
Coproducción Italia-España; Filmes Cinematografica / Estela Films / Copercines
Género
Aventuras Terror Crimen Cómic Superhéroes
4
No llega
La cinta nos presenta las aventuras de Kriminal, un individuo avispado que (casi) siempre se sale con la suya. Personaje simpático este Kriminal que vive para robar, pero que también tiene su corazoncito. No es un ser moral, desde luego, pero tampoco lo contrario. Lo dicho, un tío simpático.
Considero que se trata de una peli entretenidilla, rodada en localizaciones muy atractivas (Londres y Estambul, principalmente), pero fácilmente olvidable. En verdad, no creo que nadie sienta el deseo irrefrenable de arrancarse los ojos durante el visionado del film, pero, ciertamente, no llega al aprobado. En mi opinión.

Ah!, por cierto, ni es una peli de terror, ni lo pretende.
[Leer más +]
Sé el primero en valorar esta crítica
6
El antihéroe italiano
Terminando de ver “Kriminal” (1966) de Umberto Lenzi con Glenn Saxson, Helga Liné, Andrea Bosic, Ivano Staccioli, Esmeralda Ruspoli, Dante Posani, Franco Fantasia, entre otros. Comic hispano-italiano, basado en el personaje homónimo de 1964, creado por Magnus y Max Bunker, perteneciente al “fummeto nero italiano” o “historieta para adultos”, un importante hito en la historia del cómic italiano, donde el supuesto superhéroe del disfraz, no está al lado de la ley, y cuya historia gira en torno al robo de unos diamantes, que varios personajes desean tener en su poder; así tenemos expertos ladrones, disfraces estrambóticos, ética negativa, amoralidades, violencia y erotismo, en personajes oscuros, que cometían sus fechorías para la desesperación del detective que les acechaba, y el gozo de la dama, que siempre solícita, les aguardaba entre sábanas. Las exóticas peripecias, llevarán al personaje a Madrid, Estambul, y Londres, donde como no podía ser de otra manera, conocerá y se beneficiará de “mujeres fatales”, jugará en casinos, viajará en yates, y tratará de hacerse con un buen puñado de diamantes. ¿Les suena familiar? Del reparto, el actor principal Glenn Saxson es muy limitado, con una clara incapacidad interpretativa pero que paradójicamente, eso le confiere al personaje de Kriminal un acertado aire de cinismo indeterminado, como de trastornada indiferencia, a pesar del buen parecido, no cambia de pose en todo el metraje; mientras el personaje del inspector de policía (Andrea Bosic) es bastante inoperante, inclusive lleva la parte cómica de la historia, y apenas tiene tiempo en escena. Donde se luce la trama, es en el reparto femenino. Todas las mujeres son bellas, y malas, mujeres con poder y de mucho cuidado. La dirección es muy buena, es ágil y no decae el ritmo narrativo, mantiene bien el suspense, y destaca en la dirección artística y el montaje. En 90 minutos, muestra el giro que la literatura y los comics europeos estaban haciendo durante la década del 60, donde el director muestra cómo era la época, rodado con mucho cinismo, casi sin límites, glorificando a los villanos, y convirtiéndolos en antihéroes, algo impensable para entonces, cuando La Guerra Fría necesitaba de los héroes que tanto Hollywood explotó. La factura viene porque hay mucho de James Bond en cada fotograma, y eso le quita originalidad.
RECOMENDADA
NO tendrá nota en Lecturas Cinematográficas.
http://lecturascinematograficas.blogspot.com/
[Leer más +]
Sé el primero en valorar esta crítica