arrow

Blast of Silence (1961)

Blast of Silence
Trailer
7,2
459
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Después de algún tiempo retirado, el asesino profesional Frankie Bono vuelve a Nueva York para hacer otro trabajo: asesinar a un mafioso de poca monta. A pesar de sus intentos de pasar desapercibido mientras persigue a su víctima, Bono es reconocido por un antiguo compañero de orfanato. Pero no será el único error que cometa... (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Estados Unidos Estados Unidos
Título original:
Blast of Silence
Duración
77 min.
Guion
Allen Baron, Waldo Salt
Música
Meyer Kupferman
Fotografía
Merrill S. Brody (B&W)
Productora
Magla Productions
Género
Cine negro Thriller Drama Crimen Mafia Navidad Neo-noir Cine independiente USA
9
LA GRAN Y MAGISTRAL PELÍCULA OLVIDADA DEL CINE DE CRIMEN O «NEGRO»
Allen Baron (nacido en 1927, Brooklyn, Nueva York, EE.UU.), actor de cine y director de cine y de televisión, es principalmente conocido por escribir, dirigir e interpretar en 1960 esta impresionante pieza del género “crimen o cine negro”, titulada “Blast del Silencio”, sobre un asesino a sueldo, Frankie Bono, contratado por jefes de la mafia para eliminar a otro jefe mafioso en Nueva York.

Curiosamente Allen Baron acabó siendo más famoso como director de TV por la serie de “Los ángeles de Charlie” [1976-1977] que por este poderoso y genial filme “Blast of Silence”. A pesar de ser una película de debutante resultó magistral y singular como pocas. Sin embargo Barón tuvo que dedicarse en el futuro a dirigir cientos de episodios de series televisivas, entre otros de “Los ángeles de Charlie”, “Los Dukes de Hazzard”, “Kolchak” o “Cagney & Lacey”. No sabemos por qué a esta película le hicieron en la industria del cine competencia desleal, en concreto la que se basa en expulsar del mercado a un autor y su obra mediante una guerra de precios (o sea: “dumping”).

La película tiene rasgos asombrosos de filme magistral, un modelo de thriller que sin duda merece estudiarse en los Institutos o Escuelas de Cine, que nos lleva paso a paso en el desarrollo de como el cazador va observando, siguiendo, sumando información y preparando detalladamente la caza por sorpresa de la pieza.

Además, la actuación de Allen Baron es también estupenda, nos traduce a la perfección la idiosincrasia del asesino solitario que ha de matar a un hombre por encargo y ha de hacerlo en una ciudad que se viste y luce en fiestas de Navidad. Esta suma de contrarios (preparación de un crimen en medio de los sentimientos pacíficos que producen las navidades) es de una originalidad y una brillantez fuera de lo común. Allen Baron merece ser reconocido históricamente por esta magnífica y magistral obra de arte que el escribió, dirigió y protagonizó como actor principal; posiblemente, el gran filme dejado de lado, no valorado en su relevante excelencia, del cine negro.
[Leer más +]
28 de 30 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
Scorsese, bribón.
Memorable directo al mentón.
Creo que fue cantrell quien la comentó hace un tiempo y recientemente un buen samaritano se curró por fin unos subtítulos y acabo de gozarla ampliamente.
Más negra que el carbón, con una omnipresente voz en off que va desgranando, entre incisiva y poética, el abismo al que se asoma poco a poco el sociópata asesino a sueldo que protagoniza la función, banda sonora repleta de jazz, y una estupenda y hierática interpretación del Juan Palomo de todo este asunto, un tal Allen Baron, el híbrido más incontestable entre De Niro y George C. Scott que he visto en mi vida, que la escribe, dirige y protagoniza con pocos medios, gran solvencia y una amargura que no hace prisioneros. El guión, visto hoy, no parece un dechado de originalidad pero de todos modos la película me atrapó por completo y no me soltó hasta el final. Y no cabe duda, Scorsese se inspiró sin reservas en ella para filmar Taxi Driver.
Un pequeño clásico, sin duda.
[Leer más +]
19 de 19 usuarios han encontrado esta crítica útil