arrow

En mi propia piel (2018)

En mi propia piel
Trailer
7,0
515
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Stefano Cucchi, detenido en Roma por un delito de drogas, sufre una semana horrible de encarcelamiento que afecta a su familia para siempre. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Italia Italia
Título original:
Sulla mia pelle
Duración
100 min.
Guion
Alessio Cremonini, Lisa Nur Sultan
Fotografía
Matteo Cocco
Productora
Cinemaundici / Lucky Red / MiBACT
Género
Drama Basado en hechos reales Drama carcelario
8
Impactante obra sobre las instituciones policiales, judiciales y carcelarias de Italia y la violación a los derechos humanos
Me impactó ésta película que refleja la violencia institucional en Italia. Honestamente pensaba que en Europa en general éste sistema estaba mucho más evolucionado en cuanto a los derechos humanos de sus ciudadanos.

Sin embargo al ver éste filme basada en hechos reales de los 90 a través de la vida de Stefano Cucci nos muestra que no es así.

Excelente interpretación del protagonista, Alessandro Borghi, haciendo de Stefano. Hombre detenido por los carabineros de Italia que va a sufrir todo tipo de apremios ilegales encerrado en la cárcel.

Su amorosa familia, en especial sus padres son sorprendidos con ésta realidad de un sistema prácticamente kafkiano que vemos desarrollarse a lo largo del filme.

Muy dolorosa...excelente película, un alegato contra las instituciones italianas.
[Leer más +]
9 de 10 usuarios han encontrado esta crítica útil
7
La burocracia también es brutal
El cine ha mostrado en multitud de ocasiones historias que versan sobre la brutalidad policial, prisiones dónde impera la ley del más fuerte, corrupción en altas esferas dónde las injusticias recaen siempre sobre aquellos más desamparados. Aquí, Alessio Cremonini toma una historia basada en hechos reales para dibujar las desdichas de un pobre diablo, quizá uno de esos personajes que tienen el infortunio como elemento característico, o simplemente el don de estar en el lugar equivocado en un momento determinado.
El protagonista es un drogadicto con antecedentes que es detenido en compañía de una cantidad de droga, que bien podría ser para consumo propio. Las puertas del infierno se abren para él a partir de ese instante. No hace falta que el director muestre de manera explícita los excesos policiales, la actuación de Alessandro Borghi nos delata en todo momento el sentimiento de injusticia, de abatimiento e indefensión. Y resulta estremecedor que hechos de semejante naturaleza puedan acontecer en el primer mundo, en la muy avanzada Europa. Si esto puede llegar a suceder aquí, uno se pregunta qué barbaridades se pueden presentar en otras latitudes en dónde las libertades individuales no pasan de ser una mera quimera.
Añádanle a todo este cóctel la burocracia del estado en estado puro, en una versión moderna del “vuelva usted mañana”, narrada con la intención, plenamente conseguida en mi caso, de provocar una creciente indignación. Y luego las propias contradicciones del protagonista, las razones o sinrazones de su comportamiento, acaban de redondear un drama que te deja tocado.
[Leer más +]
3 de 3 usuarios han encontrado esta crítica útil