arrow

La dictadura perfecta (2014)

La dictadura perfecta
Trailer
6,8
1.062
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Tras un error cometido por el presidente de la república, una televisora intenta desviar la atención de su error revelando un video que involucra crímenes del Gobernador Carmelo Vargas. Posteriormente el gobernador decide negociar con la televisora para cambiar su imagen y convertirlo en una estrella política. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ México México
Título original:
La dictadura perfecta
Duración
143 min.
Guion
Luis Estrada, Jaime Sampietro
Fotografía
Javier Aguirresarobe
Productora
Bandidos Films / EFICINE 226 / Estudios Churubusco Azteca / Fidecine / IMCINE
Género
Comedia Sátira Política Televisión
7
El cuarto poder.
La nueva película de Luis Estrada llega a las pantallas en un momento sumamente sensible en el país, luego del desafortunado manejo de la información por parte del gobierno federal y las televisoras, en los casos de la desaparición de los normalistas de Ayotzinapa o lo sucedido en Tlatlaya, entre muchos otros casos.

Y es precisamente la televisión la protagonista en esta nueva sátira escrita por el mismo Estrada y Jaime Sanpietro, en la que a manera de repaso de muchos acontecimientos y frases conocidas y referenciadas, Estrada crítica el papel dominador de la televisión en la vida política y social del país.

Ante un exabrupto del Presidente de la República, (Sergio Mayer), la televisora dominante deberá generar una cortina de humo para así desviar la atención hacia otro lado, a la que llaman ‘operación caja china’, por lo que en su noticiero estelar muestran las imágenes de un Gobernador (Damián Alcázar) recibiendo dinero de un narcotraficante, a pesar de ser éste del mismo partido político del Presidente.

Ante el duro golpe a su imagen pública, el Gobernador Vargas decide contratar los servicios de la misma televisora para efectos de revertir su golpeada popularidad, todo con el objetivo de alcanzar la silla presidencial en las siguientes elecciones, total, la televisión ya había puesto al presidente en turno.

Así, la televisión pone al servicio de Vargas a su productor más exitoso (Alfonso Herrera) y a su reportero estrella (Osvaldo Benavides), quienes tendrán que ir corrigiendo al paso cada trastabille de su contratante, además de esquivar los golpeteos mediáticos de su principal opositor (Joaquín Cosío), sin escrúpulos y manipulando cualquier situación a su favor, valiéndose otra vez de su ‘operación caja china’, todo con tal de mantener el control de los hechos y por supuesto, los altos índices de audiencia.

La película de Estrada, al igual que las más recientes realizadas por el controvertido director (La Ley de Herodes, Un Mundo Maravilloso y El Infierno) utiliza los mismos recursos narrativos vistos en sus predecesoras para señalar la infinidad de actos de corrupción, tráfico de drogas, secuestros, violencia etc., que se suceden en los diferentes estratos y niveles políticos y sociales en el país, siempre con un humor negrísimo, pero ahora con la salvedad de la pulcritud de la fotografía a cargo del reconocido fotógrafo español Javier Aguirresarobe, (El sol de membrillo, Hable con ella), casi todo con un look mas parecido a un noticiero televisivo.

En esta ocasión Estrada se jugó a mezclar a actores de sobrada experiencia en cine, y recurrentes en su filmografía., con otros salidos de las telenovelas de Televisa, y salió airoso ante tal reto, ya que sorprende la solidez interpretativa de Herrera y Benavides, así como la acertada elección de Sergio Mayer en la parodia al presidente, aunque en este caso no tanto por sus cualidades interpretativas, caso contrario el de Saúl Lizaso con su desangelado presentador de noticias.

Con secuencias antológicas que causan risa al mismo tiempo que mueven a la reflexión, al caer en cuenta el espectador de lo grave del hecho (real) en el que está basado, la mordaz crítica de Estrada se percibe un tanto más blanda, por decirlo de algún manera, mas cercana a Un Mundo Maravilloso que a La Ley de Herodes, aunque sigue siendo efectiva.

Lo débil de La Dictadura Perfecta no es su discurso, sino la forma, a partir de las salidas narrativas de las que se vale para expresarlo, como ejemplo de lo que no funciona del todo, es la trama del secuestro de las niñas, alargada a la manera de las telenovelas, y con bastantes escenas innecesarias metidas con calzador (los flirteos del reportero con la madre, el romance de ésta con algún novio, etc), en detrimento del ritmo y tono de la película.

A pesar de ello, La Dictadura Perfecta es una película efectiva y valiente, pero que se ve rebasada por lo mismo que denuncia, en un caso más donde la realidad supera con creces a la ficción.
[Leer más +]
24 de 24 usuarios han encontrado esta crítica útil
7
Muy extraña película de Estrada.
Desde el título La dictadura perfecta (La verdad sospechosa) y el trailer de la misma película, se vio que venía a romper esquemas, como obviamente ya sabía hacer Luis Estrada en sus clásicas Ley de Herodes o El Infierno pero algo tenía extraño en esta, que después diré en esta opinión. La fui a ver no sin antes haber leído artículos que decían la opinión de los actores acerca de su actuación en la cinta y sus consecuencias que pudo haberles causado, así que fui preparado para ver lo que esta película iba a mostrar.
Desde el comienzo hace parodias y sátiras obviamente acerca de Peña Nieto, pero a la vez de Fox con su famoso “Ya ni los negros”, y lo combina con las redes sociales, así como en el 2012, y aun en estos días. Creo que ahí Estrada uso a el “actor” Sergio Mayer pues en sí , realmente si se parece a Peña Nieto, y para que necesita actuar totalmente imitándolo con solo parecerse; muy buena caracterización de esta parte. Después de esto pues el presidente se quiere limpiar de esto, sus empleados ordenan a la Televisora TV M.X. (no necesitan ni esconder el nombre para saber a quién están imitando) a que saque y explote alguna noticia para limpiar las “idioteces” que el presidente dijo, como ellos ya saben hacer este trabajo pues sacan a luz un video donde se muestra al gobernador Carmelo Vargas recibir dinero de un narcotraficante, así como el caso Bejarano , y todo lo posterior que se va provocando en cadena para en si, limpiar lo que dijo el presidente de la Republica.
Es una película que siento hubiera causado verdaderamente revuelo y polémica (aún mas) si se hubiera estrenado hace dos años, pues leyendo su ficha, se empezó a rodar desde el 2012, me imagino todo lo que hubiera pasado, lo digo porque toma como tema central el caso de la niña Paulette, y con eso hubiera sido un gran ataque para las televisoras que a quien queremos engañar, es solo Televisa, pues Azteca solo se salva en rating con futbol y nada más. Pero también retomando algunas noticias que como había dicho leí antes de ver la película, dice CNN, que Televisa dio primeramente 20 millones de pesos por medio de Eficine 226, pero después , cuando los directivos vieron la película ya completa, estos decidieron quitar este apoyo. No se puede tomar como verdadero este hecho, pero si fue así, entonces Estrada consiguió algo que se felicita, el pegarles con la verdad a los televisos.
¿Qué paso? Espere una película en sí muy crítica y con tono serio y eficaz, pero se pierde, y en mucho, con sus 143 minutos de duración (exageradamente para una película mexicana).
Lo que molesto realmente fue que hayan contratados a actores pagados totalmente por Televisa, obviamente con excepción de Damian Alcázar y Joaquin Cosio (y otros obviamente), que son favoritos de Estrada para trabajar, (por cierto son los mejores actores), también que en entrevistas posteriores los actores hayan declarado que la empresa (Televisa) no los sanciono por participar en esta película (en el caso de Silvia Navarro). Por otra parte Televisa no haya hecho nada para defenderse de este ataque por medio de esta película, entonces ahí va la primera duda: Conociendo a esa televisora y su forma de defenderse de casos en los cuales últimamente han estado involucrados ¿Por qué no despidió o mejor dicho veto a los actores que trabajan para ellos por estar en esta película? ¿Por qué no ha sido censurada? Como se le hizo prácticamente al Infierno, cuando se estrenó; aunque si lo vemos de otra manera Televisa no hizo en si la película, y tomando estos aspectos pues no le convendría censurarla por obvias razones.
Como conclusión pienso que es una buena película pero con altibajos, es demasiado obvia, muestra cosas que uno ya sabía desde hace un par de años, sirve para aquellas personas que apenas están descubriendo el poder masivo que tiene la televisora y de cómo esta coludida totalmente con el poder (partidos políticos y gobiernos locales y municipales) y la forma que esta toma decisiones y crea casos para agrandarlos a su manera.
[Leer más +]
9 de 11 usuarios han encontrado esta crítica útil