arrow

Marte (The Martian) (2015)

Marte (The Martian)
Trailer
7,0
59.972
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Durante una misión tripulada a Marte, el astronauta Mark Watney es dado por muerto tras una terrible tormenta y abandonado por la tripulación, que pone rumbo de vuelta a la Tierra. Pero Watney ha sobrevivido y se encuentra atrapado y solo en el hostil planeta rojo. Con suministros escasos, deberá recurrir a su ingenio y a su instinto de supervivencia para encontrar la manera de comunicar a la Tierra que sigue vivo. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Estados Unidos Estados Unidos
Título original:
The Martian
Duración
142 min.
Estreno
16 de octubre de 2015
Guion
Drew Goddard (Novela: Andy Weir)
Música
Harry Gregson-Williams
Fotografía
Dariusz Wolski
Productora
20th Century Fox / Scott Free / TSG Entertainment
Género
Ciencia ficción Drama Aventura espacial Supervivencia 3-D
Grupos  Novedad
Adaptaciones de Andy Weir
4
El anti-guión (vaya desastre)
Reparen en lo siguiente, por favor:

1- El 80% de los diálogos (o monólogos) solo están ahí para que el espectador entienda las cosas científicas o tácticas que pasan. De ese modo, TODOS los personajes quedan deshumanizados; convertidos en seres parlantes que le explican al espectador lo que pasa o pasará. Casi podrían haber puesto un narrador, como en la serie de Cosmos, y hubiese quedado más elegante que tener al pobre Matt Damon hablándole a la camarita.
2- Ningún personaje tiene un conflicto consigo mismo; ni prácticamente con los demás. Al ser meros tornillos en la trama, ninguno está desarrollado en absoluto. Ni siquiera Matt Damon.
3- De hecho, aparecen personajes planos esenciales en la trama que luego vuelven a desaparecer para siempre.
4- Otro 10% de los diálogos son, sin más, chistes. Sí, chistes. Que a veces hasta se repiten. ¿Cuántas veces se queja Matt Damon de la música? Otras veces, no tienen gracia. Otras veces, resulta sencillamente inverosímiles. La camaradería pseudo-adolescente que se traen entre los tripulantes de la nave es insultante. Solo me reí con un chiste (en el 'spoiler' digo cuál); y ni siquiera es del todo un chiste.
5- El 10% restante, por fin, se emplea en dotar a ciertos personajes de algo parecido a "un carácter". Con escasos resultados.
6- El desarrollo de la cinta es muy previsible.

Por lo tanto, de primeras nos encontramos con una docena (!) de personajes sin relevancia en sí, cuyos roles son meramente funcionales, atorados en un sinfín de explicaciones que bordean la estulticia para que hasta el espectador más alelado se entere de cada cosa que sucede. Tanto rajar sin parar elimina del film la incertidumbre: y eso provoca que el espectador se distancie. A diferencia de lo que sucedía con Gravity (con la cual guarda muchas semejanzas), nos sentimos demasiado lejos como para empatizar con nadie; y no sentimos ni angustia, ni inquietud, ni miedo.

Para colmo, las explicaciones científicas nos las creemos porque nos las cuentan. Pero son tan concretas, tan rebuscadas, que podrían habérselas inventado. Nadie va a pensar: "¡Qué ingenio! ¡No se me habría ocurrido!". Porque nadie sabe si tales cosas son posibles. Igual con las dificilísimas ecuaciones que se resumen en un "¡Demonios, los cálculos son correctos! ¡Vamos a hacerlo!" (en esta película, por cierto, los subordinados responden a las preguntas más chungas y técnicas antes de 2 segundos, y todo el mundo hace cálculos súper precisos en un chasquido de dedos).

Los actores hacen lo que pueden, pero un guión sin más estructura que las descripciones de las cosas que pasan no hay por dónde cogerlo. Eso sí, los efectos especiales son impecables.

Mi enhorabuena al que haya conseguido congeniar con cualquiera de los seres parlantes de esta... ¿película?

Destripo delirios concretos en el spoiler.
[Leer más +]
471 de 725 usuarios han encontrado esta crítica útil
2
Ridley Scott me ha vuelto a meter un gol
Y ya lleva un "hat-trick". Parece que no aprendí la lección tras vomitar con el Consejero y llorar sangre con Prometheus y he dejado que el bueno de Ridley me la vuelva a liar. - ¿Náufrago en Marte? Mmm....... tiene buena pinta - pensé yo inocentemente. Y caí en la trampa, vaya que si caí en la trampa.

Mi argumento principal para dar una nota tan baja a esta película es el siguiente: Si voy a ver una peli de humor, espero reírme a carcajadas y si voy a ver una peli del oeste, espero buenos duelos y tiroteos. Por tanto, si voy a ver una peli de unos astronautas de la NASA en una misión a Marte, espero cierto rigor científico y no que me traten como a un burro, llenando el guión de situaciones imposibles y encima explicándomelas para que me las crea.

Los cinco primeros minutos ya nos hacen intuir por donde van a ir los tiros. Presentación de los personajes, que son básicamente los mismos que en Interestelar añadiendo al típico latino gracioso (a la primera ronda de chistes invita él por supuesto). En fin, que es un día más en la oficina, broma por aquí, broma por allá, total es un planeta inexplorado, ¿que peligro puede tener?... Bueno pues en estas que aparece la misma tormenta de Prometheus (se ve que había oferta 2x1 en ese efecto especial), todos los objetos salen volando menos los astronautas (igual que en Prometheus), hasta que se produce un accidente y nuestro protagonista es dado por muerto. Inexplicablemente, no muere claro, sino no habría película y desde aquí en adelante...todo va a peor.

Resulta que el bueno de Matt Damon es un astronauta botánico, con vastos conocimientos de medicina, ingeniería, matemáticas y supervivencia y cuando te quieres dar cuenta ya se ha montado un pisito de verano en Marte. ¿Cultivar patatas? Hecho. ¿Conseguir agua? Fácil. ¿Contactar con la Tierra? Ahora mismo. ¿Recorrer 3000 Km. con un coche preparado para aguantar 30 Km? Sin problema. Y así las dos horas y veinte minutos que dura la broma. Una patada en los huevos tras otra, con explicación Barrio Sésamo incluida para que digas, - Ah pues igual es verdad...-

En cuanto a la actuación de Matt Damon, leo por ahí que se ha ganado la candidatura al Oscar por su actuación, ¿actuación?, ¿que actuación?, ¡¡PERO SI NO HAY ACTUACIÓN!! Se pasa toda la película de buen rollo, cantando y sonriendo a la pantalla, ¿Donde está el sufrimiento, la angustia, la rabia, la desesperación y el miedo a morir? Por momentos pensé que iban a aparecer George Clooney y Brad Pitt para invitarle a algún casino marciano.

En fin que sigo en spoiler por no arruinar la peli a los incautos que vayan a verla. Solo añado que las dos estrellas se deben a:
1 - La recreación de Marte, muy lograda.
2- La escena de Matt Damon extrayéndose el trozo de metal, brutal interpretación, las cosas como son.
[Leer más +]
313 de 490 usuarios han encontrado esta crítica útil