arrow

Spartan (2004)

Spartan
Trailer
5,4
4.155
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Robert Scott (Val Kilmer), un marine que trabaja para el servicio secreto, es un hombre muy respetado en el mundo del espionaje. Cuando le encargan la misión de encontrar a Laura Newton (Kristen Bell), la hija de un alto miembro del gobierno, le asignan como compañero a un novato (Derek Luke), que se convierte en su protegido. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Estados Unidos Estados Unidos
Título original:
Spartan
Duración
106 min.
Guion
David Mamet
Música
Mark Isham
Fotografía
Juan Ruiz Anchía
Productora
Warner Bros. Pictures presenta una producción Franchise Pictures
Género
Thriller Intriga
Escrita por mi querido David Mamet. No doy crédito a los créditos. Firmada por otro podría calificarse de cine comercial entretenidillo, pero de Mamet no. Viendo "Spartan" uno asiste, con perplejidad, a un thriller inverosímil desde su raíz (innumerables las decisiones sin sentido de los personajes) y ridículo en su desarrollo. Inevitable comentar dos momentos cumbre (el primero se deduce, y encima es la clave de la película -no leer si no se ha visto-):

SPOILER:
- "Señor, su hija adolescente ha sido secuestrada y llevada a Dubai como esclava sexual"
- "Bah.. déjalo, que yo estaba de juerga cuando sucedió y si se sabe puede arruinar mi reelección. Por cierto, cárguense a todo el que quiera rescatarla."

¿Quieren otro? Este es casi mejor:

- "Niña bien, no te preocupes, te sacaré de este nido árabe de prostitución, drogas y trata de blancas en medio del desierto"
- "No, no quiero volver, que mi papá me quitó el escolta. ¿Tienes un cigarrillo, cariño?"

Por no hablar del irrisorio desenlace. FIN SPOILER

En fin, una sorprendente decepción para todos los que amamos el talento en la escritura (que no en la dirección, siempre plana y apresurada) del gran Mamet. Además de regalo se puede degustar con disgusto la única interpretación vergonzosa que William H. Macy ha hecho en su vida. Resumiendo: la intriga pretende entretener, y es cierto que uno no se duerme (gracias a los "montajes" marca de la casa de DM), pero el entretenimiento es infumable.
[FilmAffinity]
"Todo inverosímil (..) Historia muy endeble que carece de ritmo y progresión y sigue el esquema típico de los filmes de rescate. Lo mejor: que la violencia sea escueta y que, en sus extremos absurdos, se encuentre fuera de campo. Lo peor: los diálogos farragosos y el tipo inverosímil que interpreta el protagonista, Val Kilmer."
[Diario El Mundo]
7
Una gran historia lastrada por la falta de medios
Dice Arturo Pérez Reverte en uno de sus artículos semanales que “un novelista sólo es bueno si cuenta bien una buena historia”, lo que más que una afirmación es una sentencia a la que poco más se puede aportar. Quizá se pueda decir más alto pero no más claro pero es perfectamente aplicable a las películas: una película sólo puede ser tan buena como lo sea la historia que cuenta y lo bien contada que esté.

Aunque suene a exageración, “Spartan” tiene una de las historias más atractivas, enrevesadamente interesantes, sólidas y verosímiles de las más de 300 películas que llevo criticadas/valoradas. Tiene una trama que mezcla thriller, servicios secretos, F.B.I, tejemanejes políticos, estrategias electorales y mucho más… entretejido todo de una manera precisa y convincente, con las suficientes sorpresas para tenernos pegados al sillón intrigados con el siguiente giro argumental pero sin caer en la extravagancia ni en el típico “Sí, ya, ¿y qué más…?”.

Por desgracia para la película, la falta de medios, seguramente debida a la falta de confianza en las posibilidades del excelente guión, provoca serias carencias en los efectos especiales (ausentes), la elección de director (David Mamet, prosaico o anodino según el grado de snobismo con el que queramos decir “pelmazo”) y las interpretaciones (salvo el siempre solvente Val Kilmer, en uno de sus últimos papeles antes de engordar en plan fattybomba, el resto se dejan contagiar por la apatía). El, insisto, excepcional guión compensa hasta donde puede dichas carencias con realismo hiperdescriptivo en los escasos tiroteos y peleas, justificando cada bala y cada puñetazo; camuflando de estética documental el cansino ritmo marcado por Mamet y unos diálogos de traca que suben el nivel de las interpretaciones.

Es una muy buena película que no termina de lucir por todo lo ya comentado, pero en todo momento transmite buenas sensaciones y te absorve en la tela de araña de su trama. Una lástima porque había potencial para estar al nivel de la saga Bourne.
[Leer más +]
18 de 21 usuarios han encontrado esta crítica útil
3
Incomprensible
Un Thriller político con acción y espías... moraleja político-filosófica etc... Un film por tanto que intenta tocar tantos temas sin resultar efectivo ninguno de ellos,ni siquiera en las escenas de acción, bastante rudimentarias.

El guión es demenciable, posiblemente achacable a que la película posee un "tempo" fulminante de forma que las situaciones se derivan sucesivamente sin respiro e increíblemente mal desarroladas, así la trama; el famoso secuestro con trasfondo moral por las atribuciones del padre de la criatura, se desarrolla de forma apresurada e insuficiente, ni siquiera el final del film se salva, siendo increíblemente vulgar, predecible y falto de emoción, en dicho marco las conversaciones entre personajes se limitan como no puede ser de otra forma a un pequeño intercambio de frases cortas simples y directas. Los personajes en un guión tan limitado y con una historia mal desarrollada tanto en origen como en filmación no podían sino ser meros esbozos de personajes que podrían haber sido infinitamente más aprovechables, además el personaje principal, el "súper agente" Val Kylmer es un compendio de infinitos clichés, oscila a lo largo de la película de calificaciones desde mero "mercenario" hasta puro "patriota" para acabar como un "soldado justo", el resto de personajes son meros muñecos huecos que aparecen, mueren, dicen cuatro palabras y sin que sepamos nada de ellos en otro lugar del film vuelven a aparecer reciclados, cumplen a la perfección el paradigma de lo que es un personaje hueco todos.

Ante tal perspectiva los actores secundarios poco pueden hacer para esgrimir lo más mínimo de sus personajes, la credibilidad y la profundidad de ellos es absolutamente nula (tenemos el ejemplo de William H. Macy, un muy buen actor secundario que de éste film sólo obtendrá una negra muesca en su interesante filmografía).


En resumen, una película nada recomendable, un quiero y no puedo que intenta abarcar demasiados géneros sin darse cuenta de que en ningún aspecto técnico o narrativo roza siquiera el aprobado.
[Leer más +]
22 de 30 usuarios han encontrado esta crítica útil