arrow

Sympathy for Lady Vengeance (2005)

Sympathy for Lady Vengeance
Trailer
7,2
13.936
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
La bella Kum-ja ha pasado trece años en prisión por el secuestro y asesinato de un niño de 6 años. El crimen había conmocionado a la opinión pública tanto por su brutalidad como porque la asesina tenía tan solo 20 años cuando realizó un hecho tan horrible. Una vez cumplida la pena y en libertad, Kum-ja sólo desea vengarse... pero ¿De quién? Última parte de la trilogía de la venganza de Chan-wook Park, tras "Sympathy For Mr. Vengeance" y "Oldboy". (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
Año / País:
/ Corea del Sur Corea del Sur
Título original:
Chinjeolhan geumjassi (Sympathy For Lady Vengeance)
Duración
112 min.
Estreno
10 de agosto de 2007
Guion
Park Chan-wook, Jeong Seo-Gyeong
Música
Choi Seung-hyeon, Yeong-wook Jo
Fotografía
Chung Chung-hoon
Productora
CJ Capital Investment / Centurion Investment / Ilshin Capital Investments / Korea Capital Investment / Moho Films / Samsung Venture Capital / TSJ Entertainment
Género
Thriller Amistad Drama carcelario Venganza Asesinos en serie Drama psicológico Thriller psicológico Crimen
Grupos  Novedad
Trilogía de la Venganza (Park Chan-wook)
9
Todo el mundo quería ayudar a la que tiene buen corazón, y nadie podía negar un favor a la bruja
Creo que la frase del título resume uno de los aspectos con los que Chang-wook Park filosofea en la película, la doble personalidad, y como ciertos hechos en la vida cambian a una persona. Al principio absolutamente dulce por fuera, hasta en la forma de sus actos y despiadada por dentro. Luego dura por fuera, de mirada cruel, es cuando mayor sentimentalidad muestra nuestra protagonista.

La narrativa de la película es prodigiosa (como diría Garci), empezando en un mismo punto inicial dos historias, la suya pasada como la presente, que va alternando mediente flash-backs. En esa narración metemos la maravillosa presentación de personajes y la inteligente voz en off, quizá algo efectista en frases, pero acertada de todas formas. A pesar de la arriesgada narración creo que no deja flecos y la historia es comprensible en todo momento. Visualmente es distinta que Old Boy, menos estética videoclip, algo mas cruda. Pero la intensidad en los planos me parece que aun sigue siendo la ventaja más clara de este director, incluso por encima de la experimentación narrativa. La escenas de violencia son más sutiles, que no menos impactantes. La puesta en escena por su parte también es espectacular. El humor negro característico de las otras dos películas de la trilogía también aparece. Lee Young-ae está espectacular, lleva el peso del film, tiene que cambiar de registro más de una vez durante la película y siempre está perfecta. Destacables también Choi Min-sik y la pequeña Kwon Yea-Young como Jenny, que tiene que hacer frente a la responsabilidad de un personaje más profundo de lo que aparenta. Por último la banda sonora otro acierto, como nos tiene acostumbrados.

En global, y aunque cuesta valorarlas en comparativa, esta película es más detallista que sus antecesoras, lo que no la convierte necesariamente en mejor, pero la pongo a la altura de Old Boy y por encima de Sympathy for Mr Vengeance (comparar en este caso es inevitable). Un final en apariencia sobresaturado pero que acaba resultando perfecto ponen la guinda a una gran película.
[Leer más +]
110 de 121 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
La venganza cuando más fría, mejor
En ‘Sympathy for lady vengeance’, Chan-wook Park vuelve a explicarnos que la venganza se sirve fría. En ‘Old boy’, que es la segunda parte de la trilogía, el protagonista espera quince largos años antes de tomarse la justícia por su mano. Aquí son trece, los mismos que Geum-ja, acusada de secuestrar y matar a un niño de cinco años, pasa entre rejas. La película es muy dura, en todos los sentidos. Hay escenas difíciles de olvidar. Son crueles y despiadadas. No destacan por su brutalidad ni por su exceso de sangre (que la hay), lo hacen por su gran carga psicológica. Situaciones tan extremas llevan a preguntarnos que haríamos en similares circunstancias.

Chan-wook Park no se para ante nada ni ante nadie. Dirigir una película como ésta no es fácil. Hay que tener mucho estómago y pocos perjuicios. ‘Sympathy for lady vengeance’ es mucho más directa y dura que las dos otras partes de la trilogía. Eso sí, el director coreano sigue obsesionado con la estética. Se nota en la misma presentación de la película: imágenes blancas e impolutas corrompidas poco a poco por un hilillo de sangre que se fusiona con el negro tizón de los tatuajes de un brazo. A lo largo de la película, Chan-wook Park se toma un buen número de licencias visuales: de vez en cuando nos presenta a Geum-ja como una ‘virgen’, desprendiendo una luz celestial; la fotografía de su hija cambia de cara como por arte de magia, construye una cárcel con barrotes imaginarios… todo para darle a la película un envoltorio fantástico y real a la vez, entre lo humano y lo divino.

Lee Young-ae, que ya colaboró con Chan-wook Park en ‘Joint Security Area (JSA)’ (2000), hace una interpretación extraordinaria. Nadie podía haber hecho de ‘Lady vengeance’ mejor que ella. Es una interpretación comedida, sin excesos, sin excentricidades. Compartes el odio de la protagonista desde el primer momento. Lo realmente difícil es entender su frialdad y su capacidad innata para mantener ‘viva’ la venganza. No es una mujer mala por naturaleza; ha sido corrompida sin poder impedirlo. Por este motivo, la venganza es la única salida viable. Al lado de Lee Young-ae nos volvemos a encontrar a Choi Min-sik, el principal y casi único protagonista de ‘Old boy’ (2003), al que también vimos en la discreta ‘Ebrio de mujeres y pintura’ (2002). Sufría en la segunda parte de la trilogía y sigue haciéndolo en ésta.
[Leer más +]
71 de 74 usuarios han encontrado esta crítica útil