arrow

Doble cuerpo (1984)

Doble cuerpo
Trailer
6,4
4.715
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Jake, un actor de películas de terror, descubre a su mujer con su amante. Tras abandonarla, se instala en una lujoso apartamento que le ha dejado un compañero. Desde allí ve cómo cada noche una mujer desconocida monta un pequeño y morboso espéctaculo en su vivienda... (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Estados Unidos Estados Unidos
Título original:
Body Double
Duración
110 min.
Guion
Robert J. Avrech, Brian De Palma
Música
Pino Donaggio
Fotografía
Stephen H. Burum
Productora
Columbia Pictures
Género
Intriga Cine dentro del cine Crimen
"Brian De Palma vuelve a jugar a Hitchcock y se queda a mitad de camino. A pesar de todo, este plagio encubierto de 'La ventana indiscreta', pasado por la batidora del erotismo, entretiene"
[Diario El País]
8
El placer de mirar
A todos los buenos aficionados al cine, e incluso a los malos, se les puede considerar "mirones". A todos nos gusta mirar a la vecina o al vecino de enfrente, sobre todo si lo hacemos escondidos y sin que nadie descubra nuestros ojos llenos de deseo o curiosidad, y sobre todo si la vecina de enfrente es tan atractiva como la elegida por el "voyeur" Brian de Palma para engancharnos a su película y obligarnos a seguir mirando sus imágenes llenas de colorido y promesas lúbricas. Como por ejemplo, cuando Craig Wasson babea con la boca abierta y el ojo pegado al telescopio que desde una impresionante y curiosa casa con forma de nave espacial apunta al apartamento de una mujer de cuerpo imponente; y cuando durante un instante a nosotros, espectadores, se nos impide seguir vigilando el "número" que monta la mujer cada noche al desnudarse, sin querer deseamos volver al plano anterior que muestra a la mujer semidesnuda, para así seguir mirándola, recuperando la visión del apartamento que durante un momento hemos perdido de vista.
Y si es ese el caso, convertidos ya en mirones, podemos identificarnos y entender facilmente a este divertido y algo torpe actor fracasado, que se dedica a mirar a través de la lente del telescopio igual que nosotros miramos la ficción cinemátografica que contiene la escena.

Las similitudes temáticas con "La ventana indiscreta" de Hitchcock o con otros de sus films son obvias, pero a mí personalmente el cine de Brian de Palma siempre me ha parecido interesantisimo y genial. ¿Qué esta obra no es muy seria? ¿Qué el guión en ocasiones se desmadra o se vuelve surrealista? Eso es lo que más me gusta a mí precisamente de esta película. Su imperfección me gusta. Y que reflexiona sobre la puesta en escena y los trucajes cinematográficos, sobre las falsas apariencias, sobre el mundo del cine porno o más ampliamente del cine en general, que es terrorífica y al mismo tiempo divertida, ¡que Melanie Griffith entonces era preciosa!...
[Leer más +]
45 de 53 usuarios han encontrado esta crítica útil
6
La coctelera
De Palma es un genio.

Aquí, coge Vértigo, La ventana indiscreta, una pizca de Crimen perfecto, lo pasa por el rodillo del erotismo de la época (Melanie casi sin operar, existió aquella época) y le añade escenas en la playa con estética de Vacaciones en el mar. Todo ello espolvoreado con un sentido del humor peculiar (o al menos a mí me lo parece, porque no puedo llegar a tomar la película en serio), un malvado copiado de cualquier producción serie Z de las que proliferaban en la época y un actor protagonista que nunca debió de haber pasado de "meritorio" en culebrones.

Lo agita bien y ...

Pues la verdad, si nos olvidamos del homenaje / fraude (elijan lo que crean oportuno) a Hitchcock y la juzgamos por sí misma ... Resulta entretenida, o al menos a mí me lo parece. Reconózcanlo, se pasa el rato y se echan unas risas (porque nunca te la tomas en serio, desde luego; si lo haces no terminas de verla).

Y aunque el erotismo que pudo encerrar ha quedado terriblemente desfasado y los actores podrían participar en Ana y los 7, siempre nos queda el rodaje de la escena de la película "porno". Ver a todos hacer el gamba a ritmo de Frankie goes to Hollywood merece la pena si hemos pasado hace bastante la treintena. ¿O no?
[Leer más +]
35 de 44 usuarios han encontrado esta crítica útil