arrow

Una jornada particular (1977)

Una jornada particular
Trailer
8,0
4.788
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
El 6 de mayo de 1938, Hitler visita Roma. Es un día de fiesta para la Italia fascista, que se vuelca en el recibimiento. En una casa de vecinos sólo quedan la portera, un ama de casa, Antonietta y Gabriele, que teme a la policía por algún motivo desconocido. Al margen de la celebración política, Antonietta y Gabriele establecen una relación afectiva muy especial que les permite evadirse durante unas horas de la tristeza y monotonía de la vida cotidiana. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
Año / País:
/ Italia Italia
Título original:
Una giornata particolare
Duración
105 min.
Guion
Ruggero Maccari, Ettore Scola
Música
Armando Trovajoli
Fotografía
Pasqualino De Santis
Productora
Compagnia Cinematografica Champion Magic / Conafox Films lnc
Género
Drama Años 30 Amistad Homosexualidad
9
Hinojo
Las cuentas con el pretérito fascista, tardaron en ser saldadas en el cine italiano, al igual que a Alemania le ocurrió con el pasado nazi. “Una Jornada Particular” es una película radical, nada condescendiente con la ceguera del pueblo italiano que apoyaba en masa a su Duce.

Los hechos suceden a lo largo de un día, el 6 de Mayo de 1938, en el que Hiler visitó Roma y fue recibido con todos los honores por los ciudadanos romanos y el ejército. Sin embargo, lo que sucede en las calles no se ve, nos lo cuenta una radio que pone la portera del bloque de edificios donde viven los personajes interpretados por Mastroianni y Loren.

El bloque se vacía al acudir todos en masa con sus mejores galas al desfile. Antonietta se queda sola para ejercer como ama de casa aunque su deseo era acudir a la parada. El azar determinará que se encuentre con la otra persona que se ha quedado en el edificio, además de la portera. Es Gabriele, un locutor de radio al que desde el principio se nos muestra que no le hace ni puñetera gracia tal parafernalia en las calles de la capital.

Charlan y toman café. Poco a poco van conociendo las mutuas frustraciones y sinsabores que les produce el sentirse ignorados. El tono de la fotografía es mustio y contribuye a ese pesimismo. El drama es contenido en la realización y la complicidad entre ambos permite momentos de plena identificación de un espectador que comprueba como la inmensa mayoría del pueblo apoyaba al fascismo y se enorgullece de ello. Este es el gran escándalo que causó el largometraje, ya que expone la ausencia de resistencia al mismo y la soberana estupidez de unos italianos que soñaban con fastos imperiales.

“Una jornada particular” es original y sencilla. Con momentos para la sonrisa amarga y para la desolación tranquila. Si fuese italiano, sentiría vergüenza de mi nacionalidad y su pasado. Vergüenza que también siente Scola y le lanza a la cara a sus compatriotas en este film.
[Leer más +]
65 de 77 usuarios han encontrado esta crítica útil
10
Sin palabras me dejó
Hitler y Musolini se reunieron el 1938 en lo que constituyó uno de los encuentros más nefastos y horteras de toda la historia de los encuentros, con himnos militares a todo trapo y multitud de banderitas y camisas negras...
Y la que liaron!

Pero Ettore Scola prefiere narrarnos la historia de otro encuentro/desencuentro, que se produce simultáneamente al de los líderes de masas.
Así pues, Sofía Loren conoce a Marcello Mastroianni... y pasa lo que pasa.

Las pelis malas me divierte destriparlas, pero las que son tan buenas como ésta sólo puedo recomendarlas.

Nota: un excelente.
[Leer más +]
70 de 93 usuarios han encontrado esta crítica útil