arrow

Inseminoid (1981)

Inseminoid
Trailer
3,4
148
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Una tripulación de arqueólogos interplanetarios son amenazados cuando una criatura alienígena insemina a una chica dando lugar a criaturas alienígenas asesinas. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Reino Unido Reino Unido
Título original:
Inseminoid (Horror Planet)
Duración
88 min.
Guion
Nick Maley, Gloria Maley
Música
John Scott
Fotografía
John Metcalfe
Productora
Jupiter Film Productions
Género
Ciencia ficción Terror Extraterrestres Serie B
Premios 0
5
En el espacio nadie puede oir tus gritos... (mientras te insemina un alienígena)
Dos años después del éxito de "Alien", en tierras británicas se confabulaba, con mucho menos presupuesto y medios, una réplica bastante similar a la obra maestra de Ridley Scott: una tripulación viaja a un planeta desconocido donde uno de ellos es, en primera instancia, poseído por alienígenas y, más tarde, una muchacha se las hará ver negras al resto de sus compañeros al ser inseminada por un alien.
La premisa, y en especial sus primeros compases, recuerdan al planteamiento de "Alien" como ya he dicho, y aunque en su desarrollo se intuyen determinadas diferencias, lo cierto es que no se puede evitar la comparativa, por absurda que resulte (debido a las magnitudes de uno y otro proyecto).

Lo malo de un proyecto como "Inseminoid" es que desaprovecha una baza como la de poder incluir a unos alienígenas masacrando tripulantes por doquier, y evita así un deje mucho más casposo que la hubiese elevado como un entretenimiento bastante ameno y como una película que, dentro de su cutrez, resulta de lo más encantadora. En ese aspecto, cabría destacar tanto algunas de las muertes, como los efectos y diálogos empleados para dar pie al supuesto espectáculo de vísceras y sangre (que, en el fondo, no termina siendo tal).

Pese a ese ligero defectillo, el film de Norman J. Warren se ve sin dificultad por lo liviano de su estructura, y porque resulta tan distraído como atractivo, logrando que pese a no ser, tan siquiera, una película decente, el espectador pueda sonsacar de ella una agradable sonrisa y determinados momentos que no parecen tener paragón, para desembocar en una conclusión que, siendo grandiosa, no termina de paliar los efectos de una desidia que se apodera del respetable de vez en cuando, y que deja "Inseminoid" como una propuesta francamente simpática pero que se queda a espuertas de lo que podría haber sido un espectáculo mucho mejor.
A destacar, por cierto, el papelillo de Judy Geeson, actriz gracias a la cual descubrí esta película, al toparme con una foto de ella con una pinta francamente inmejorable en cuyo pie rezaba el título de esta peli.
[Leer más +]
20 de 22 usuarios han encontrado esta crítica útil
3
TRAPALLADA ESPACIAL
Criticar negativamente esta película por copiar "Alien" me parece tan absurdo como criticar negativamente "Alien" por copiar a "It, The terror from beyond space". Creo que tiene la suficiente caspa y cutrería como para darle palos por muchas otras razones.

Me sonaba haberla visto de chavalín pero no recordaba gran cosa. Por eso, y por lo divertido del engañoso cartel, como suele pasar, me decidí a verla, pensando en pasar un buen rato con un alien inseminador y sus vástagos. Lo que me encontré fue algo completamente diferente, soportífico a más no poder, aunque es de agradecer que, hasta cierto punto, hayan llevado el argumento por caminos muy diferentes a los que uno se puede imaginar, aunque seguramente haya sido por motivos presupuestarios.

"Inseminoid" se parece más a una peli de psicópatas espaciales que a "Alien". Si esperas ver bichos, te vas a llevar un chasco, porque como mucho, aparecen 1 min. Me sorprendió, para mal, la espantosa banda sonora de sintetizador de un brillante sinfonista como John Scott, compositor de banda sonoras maravillosas como "Greystoke", "20000 leguas de viaje submarino" o "King Kong Lives".

Me hizo gracia ver pulular por el reparto a Stephanie Beacham, la doctora del "SeaQuest" que hacía buenas migas con el capi, y a Judy Geeson, años después de haber sufrido maltrato psicológico en la estimable "Miedo en la noche". Ella es la película, y si eres dentista, disfrutarás de sus empastes en más de una ocasión.

En resumen, cinta prescindible, que podía haber dado mucho juego, pero que se limita a repetir una y otra vez las mismas situaciones, sazonada con diálogos sonrojantes y con una violencia muy light. Le doy un 3 porque la vi en sesión continua con "Planeta Feroz", entre otras lindezas, y por lo que he comentado antes de que no va hacia donde uno espera que vaya (por desgracia).

Saludos!!!
[Leer más +]
Sé el primero en valorar esta crítica