arrow

Un héroe singular (2017)

Un héroe singular
Trailer
6,4
112
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Pierre tiene treinta años y es productor de leche. Su vida gira en torno a su granja, su hermana es veterinaria y sus padres antiguos dueños de la explotación. Cuando los primeros casos de una epidemia se declaran en Francia, Pierre descubre que uno de sus animales está infectado. Pero no puede permitirse perder sus vacas. No tiene nada más y llegará hasta el final para salvarlas. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Francia Francia
Título original:
Petit paysan
Duración
90 min.
Estreno
11 de octubre de 2018
Guion
Hubert Charuel, Claude Le Pape
Fotografía
Sébastien Goepfert
Productora
Domino Films / France 2 Cinema / Canal+ / France Télévisions / OCS / Centre National de la Cinématographie / Fondation GAN pour le Cinéma / Région Grand Est / Indéfilms 5
Género
Drama Vida rural Animales
8
Campesinado y supervivencia
Pequeño campesinado, vacas de mirada curiosa, vecinos cotillas, padres protectores… Este es el contexto de una de las sorpresas que nos depara la cartelera cinematográfica menos visible de esta semana.
Aunque no se sitúe en una naturaleza tan salvaje como la descrita por Thoreau, “Un héroe singular” también rehúye un mundo rural idealizado como entorno bucólico. La radiografía que la película muestra del campesino es la de un ser individualista encerrado en sus rutinas y sus animales. Un modus vivendi que ocupa todo su tiempo, labrándole el carácter y alejándolo de una sociedad con un estilo de vida, unos tempos y unas necesidades muy distintos.
Una dura vida rural que se ve trastornada con la llegada de una epidemia que se propaga rápida y misteriosamente matando a las vacas infectadas y obligando a sacrificar las demás con tal de frenar el contagio. Una clara alusión a la epidemia de las vacas locas que en la década de los noventa asoló y atemorizó a los ganaderos bovinos de toda Europa.
Como ocurría en “Estiu 1993”, Hubert Charuel graba la granja de sus padres, donde se crio, un retrato intimista basado en las experiencias que recuerda que vivieron él y su familia en su niñez. Eso sí, a diferencia de la película de Carla Simón, en este caso el director no entra en el elemento nostálgico y narra la historia situándola en la actualidad y cambiando el punto de vista de un niño por la preocupación de un joven ganadero dispuesto a cualquier cosa para salvar a sus animales.
Un drama rural sin artificios, pausado en la narración, que dedica más tiempo de metraje a dibujar el contexto, a reflejar las emociones o a limar detalles antes que a la acción de la trama principal. De ese modo evita hacer juicios de valor y se limita a sumergir, de forma directa y a ratos incómoda, al espectador en este ambiente.
Una película que os atrapará tanto como la inquieta mirada de su protagonista.

Tiene un aire de…
Babe, el cerdito valiente (1995) + Contagio (2011) + Los lunes al sol (2002)

www.cinequanon.cat
[Leer más +]
6 de 6 usuarios han encontrado esta crítica útil
7
Crítica de Un héroe singular por Cinemagavia
Se habla a la perfección del sentido de la vida, del esfuerzo, del estilo de vida, del amor y las prioridades vitalicias. Se encuentran distintos dilemas morales, en los que con el juego de un guion plagado de silencios necesarios, que el espectador no es juez, sino que le envuelve en la acción.

Este tipo de influjo en el público es necesario en este tipo de historias, ya que consigue sorprender más por lo que se muestra que por lo que se dice. Un indicativo que se está ante un aprendizaje reflexivo aunque sea desde otro punto de vista, que puede ser distinto al del espectador que lo esté viendo.

Aunque Un héroe singular habla de la pérdida, la frustración, el esfuerzo y la soledad, no se está únicamente ante un drama derrotista, sino que al contrario, se perciben tintes del suspense, un protagonista activo en acción e incluso, cierto contenido informativo que puede dar pie a un cine realista, lejos de querer utilizar la fórmula lacrimogena que sería muy fácil utilizar en este film. La profundidad de los personajes junto a la cotidianeidad con la que se presenta dota a la película de humanismo.

No hay héroes ni villanos, no se trata de un film maniqueo, sino circunstancial. No a puede juzgar las acciones que se ven por el carácter único de la personalidad del personaje, sino también por las vivencias que tiene tras él.

De esta manera, el drama queda silenciado, de forma que se convierte en un drama de otra índole, lejos de buscar sólo la compasión del espectador. Esto se puede ver en esa secuencia final, que sin revelar nada, hay un sentimiento puro en el que se está ante una escena que habla por sí sola pero sin contar con la tristeza, sino desde una perspectiva más luminosa. Está llena de esos claroscuros que enriquecen la historia principal y dotan de importancia al subtexto que hay por debajo.

Uno de los elementos que más llama la atención de Un héroe singular es la estética con la que se presenta. Lejos de utilizar algunos de los recursos estilísticos del séptimo arte en los que encumbrar la imagen, tira hacia un estilo más realista, sin aditivos. A lo crudo. Da, en ocasiones, un poco de influencia de Harmony Korine y su estilo cerca al documental en sus planos y en la fotografía de la imagen.

Con ello, se refiere a un cine sin aditivos, que con estas historias de vida, más que restarles, suman. Dan un espíritu de verosimilitud que lo que se transmite es verdad. No tiene reparos en mostrar algunas escenas explícitas.

Las interpretaciones de los actores acompañan al dibujo que se hace como transfondo. Swann Arlaud transmite únicamente su mirada el sufrimiento que tiene por dentro su personaje. Una catarsis que lleva a poder ver el contraste de personalidad, sin caer en sentimentalismo. Se puede ver esta dinámica por ejemplo con Pascale, el personaje de Sara Giraurdeau. Quiere hacer partícipe al público de la vorágine de pensamientos y sensaciones que van experimentando Pierre a lo largo de la película.

Además, añadir que los personajes secundarios en este film, pese a no hacer acto en escena durante algunos minutos, sí cumple su función. Únicamente la cuadrilla de amigos queda un poco desubicado en el contexto del film, ya que se le otorga una serie de secuencias que podrían haberse omitido, es decir, su planteamiento para el desarrollo del protagonista está bien justificado, pero alargado en el film.

Uno de los inconvenientes del cine francés, en concreto el cine independiente, es que se da una imagen predeterminada sobre cómo son. Largos silencios, personajes castigados, dramas con un final desgraciado… Esto es lo que en muchas ocasiones hace que el espectador caiga en prejuzgar al film, incluso antes de verlo. En este caso, se cumple alguna de las directrices, pero hay que mencionar, que en su estatus general están bien ensambladas.

El problema que puede presentar Un héroe singular es que es original en su contenido, pero bebe demasiado del estilo dramático realista que se percibe en la industria francesa. Esto, desgraciadamente, hace que no termine de ser un resultado redondo, dado que ciertas ocasiones, se produce un “déjà vu” fílmico.

Sin embargo, lo que da cierta luz sobre este punto negativo, es haber hecho el campo como escenario, pero alejándose de la comedia o la dramedia. Ya se pudo ver algo de esto en otra cinta del mismo país, “Pastel de pera con lavanda” y en los últimos años, se ha percibido un cambio en el que los dramas intimistas ya no solamente se reproducen en París o ciudades más reconocidas por el espectador.

El contexto en el que se basa Un héroe singular, con una grave enfermedad en las vacas, hace esa separación del género. Por lo tanto, pese a ser un viejo conocido, sí da síntomas de innovación por parte del guion y la dirección.

Una ópera prima que juega sus bazas como una buena carta de presentación. Un actor que aguanta el peso de la película sin ningún problema y que además, juega muy bien con el lenguaje no verbal. Los sentimientos y la emocionalidad que hay en la cinta es lo que consigue atraer más al espectador.

Un drama que quiere alejarse de los tópicos del cine francés, que lo hace en algunas ocasiones, pero en otras cae en lo “ya conocido”. La crudeza de la imagen y la realización técnica muy bien seleccionadas, dado que da personalidad a la película.

Un héroe singular es un proyecto cinematográfico que a primera vista puede no ser de lo más atrayente. Aun así, en el plano independiente, puede ganar varios adeptos. Sin jugar con el cine espectáculo, consigue envolver al público, algo que se ha podido ver en España también con filmes como “Las amigas de Àgata“.

No se convertirá en una joya del cine francés, pero tiene un resultado en su conjunto más que notable. Como última aportación, decir que el desenlace de la película es cine en estado puro, donde las palabras sobran y la imagen es la que habla por sí sola.

Escrito por Diego Da Costa
https://cinemagavia.es/un-heroe-singular-pelicula-critica/
[Leer más +]
3 de 4 usuarios han encontrado esta crítica útil