arrow

La película del Rey (1986)

6,6
411
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Un director de cine comienza la producción de una película basada en la historia legendaria de un ciudadano francés, Oreille Antoine de Tounens, que en 1860 se autoproclamó rey de la Patagonia y Araucania. Los entretelones de la filmación, con problemas financieros, técnicos y deserciones del elenco, empiezan a tejer una serie de paralelismos con el tema mismo de la película. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
Año / País:
/ Argentina Argentina
Título original:
La película del Rey
Duración
104 min.
Guion
Carlos Sorín, Jorge Goldenberg
Música
Carlos Franzetti
Fotografía
Esteban Courtalon
Productora
Motion Pictures
Género
Drama Cine dentro del cine
8
El falso rey y la quimera del director.
En el año 1986 Carlos Sorin hizo una de las grandes películas argentinas que he visto. Se llama "La película del rey" y narra la historia de un director de cine que tiene el proyecto quimérico de rodar un film acerca de un loco francés que quiso erigirse rey de la patagonia. Sorín nos narra la historia de este cineasta, que no es otra que la historia de sus fracasos en aras del gran proyecto, y que debe tener mucho de autobiográfica, supongo. El caso es que en un momento dado y por falta de presupuesto, el personaje del film y su asistente tienen que salir a buscar actores de la calle para poder rodar la película con un presupuesto lo más acotado posible. En este caso hablamos de actores que hicieron el papel de gente de la calle. Más adelante Sorín empleará realmente para sus films a gente de la calle, sin otra formación actoral que la espontaneidad, y conseguirá también resultados estupendos.
Con Julio Chavez, Ulises Dumont, Ana Maria Giunta, Villanueva Cosse, Rubén Patagonia y otros, esta película es una joyita que vale la pena rescatar del olvido.
[Leer más +]
10 de 11 usuarios han encontrado esta crítica útil
6
Casi Casi
Sorin me cae simpático. No sé bien que es, pero cada película suya me despierta interés suficiente como para tomarlo como ineludible. He disfrutado Bombón y El camino de San Diego, me he deleitado con la hermosa Historias Mínimas y me he aburrido con La Ventana.
Con el estreno de El Gato Desaparece tomé la decisión de ver el Big Bang de este director. La creación, el nacimiento...su primera película.

La Película del Rey me remite a historias de Osvaldo Soriano, con sus personajes decadentes, caóticos pero inclaudicables. Esos que se llevan el mundo por delante aún cuando la lógica indique lo contrario. Así es este film. Caótico, brutal, primitivo.

Como un espejo que refleja otro espejo. Como mamushkas rusas, una dentro de la otra: Sorín filma una película caótica sobre un director que filma una película caótica.
Esta película (o ambas) ni siquiera son películas; son intentos de historias donde los personajes hacen de la trama una sábana que estrujan repetidamente.

Dentro de este revuelto de personajes freak, que abandonan ante la contínua aparición de problemas, los actores van siendo reemplazados por otros más primitivos aún. Lo único que los lleva adelante es infinita idea del director (el personaje, no Sorin) de filmar a cualquier precio una historia que no tiene sentido.

Entretenida, tierna, irónica película, aunque también inocente y precaria.
Sorín abre el juego con una buena carta de presentación, aunque se quede a mitad de camino, eso sí...divirtiéndonos.
[Leer más +]
5 de 5 usuarios han encontrado esta crítica útil