arrow

Dinero caído del cielo (1981)

Dinero caído del cielo
Trailer
6,9
788
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Arthur Parker, un vendedor de partituras musicales, está casado con Joan, aunque su matrimonio no va bien a causa de la enfermiza timidez de su mujer. Durante un viaje, Arthur conoce a Ellen, una maestra con quien mantiene una relación, pero ocultándole su condición de casado. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Estados Unidos Estados Unidos
Título original:
Pennies From Heaven
Duración
107 min.
Guion
Dennis Potter
Música
Marvin Hamlisch
Fotografía
Gordon Willis
Productora
MGM / UA
Género
Musical Años 30
"Genial musical a la antigüa usanza"
[Diario El Mundo]
"El último gran musical de lo que cabe llamar 'La edad del cobre'."
[Fotogramas]
9
Genial
Una película con fotografía del inimitable Gordon Willis (incluyendo cambios de iluminación dinámicos que harían sonrojar a "Chicago"), con composiciones extraídas directamente de Edward Hopper, con números musicales que homenajean a Bubsy Berkley y unas interpretaciones a la altura...¿se puede pedir algo más? sí.... Christopher Walken bailando en un número musical que debe estar en los anales de la historia.... si le falta algo que alguien me lo diga.
Otro detalle la reconstrucción de la época es increíble... ésta película es un claro referente para lo que luego fueron películas tan dispares como "Chicago" o "Hedwig and the angry inch". Imprescindible.
[Leer más +]
16 de 18 usuarios han encontrado esta crítica útil
9
Preciosa lluvia
Redefine "elegancia": "Dinero caído del cielo"

Una triste historia de la Gran Depresión se convierte por arte de magia en un manual de cómo deslizar los pies por las nubes sin abandonar el suelo.

El protagonista se pasea por los escenarios de la miseria, de la soledad, de la insatisfacción, de la desesperación y lo hace con la convicción interior de que está viviendo como en un gran romance.

Pero la melancolía se va aposentando poco a poco sobre la película y las canciones se convierten en sólo fogonazos momentáneos que apenas bastan para revestir los bares sórdidos o los cafés deprimentes de la purpurina en la que se deshacen los falsos sueños.

Aunque nunca pierde la magia: y cuando Vernel Bagneris mira hacia arriba y canta el precioso playback de "Pennies from heaven" casi parece tentarte a creer que todos pueden obtener lo que desean y que vendrá el dinero caído del cielo.
[Leer más +]
14 de 14 usuarios han encontrado esta crítica útil