arrow

¡Que viva México! (1932)

¡Que viva México!
Trailer
7,2
773
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Film en cuatro episodios, más un prólogo y un epílogo. El prólogo presenta imágenes alegóricas del México prehispánico. El episodio "Sandunga" recrea los preparativos de una boda indígena en Tehuantepec. "Fiesta" desarrolla el ritual de la fiesta brava, mientras que "Maguey" escenifica la tragedia de un campesino victimado por rebelarse contra su patrón. "Soldadera" muestra el sacrificio de una mujer revolucionaria. El epílogo, también conocido como "Día de muertos", se refiere al sincretismo de las distintas visiones que coexisten en México alrededor del tema de la muerte. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ México México
Título original:
Que viva México!
Duración
84 min.
Guion
Grigori Aleksandrov
Música
Juan Aguilar
Fotografía
Gabriel Figueroa, Eduard Tisse (B&W)
Productora
Coproducción México-Estados Unidos; The Mexican Picture Trust
Género
Drama Película de episodios
8
Tormenta sobre México
Una obra muy bella y llena de plasticidad. Que bellos paisajes de mi país retratados por un ruso.
Esta película sentó las bases par posteriores cineastas que utilizaron bajo los cielos de México, los magueyes, las pirámides, los montes y la misma gente de sangre azteca; para realizar películas entrañables en la época de oro del cine mexicano. Bien por Eisestein que supo retratar la esencia de un pueblo culto y religioso como lo es México.
Ya vendrían nombres como los Emilio Fernández, Gabriel Figueroa y Pedro Armendáriz quienes llenarían con su presencia y trabajo juntos la pantalla en historias dramáticas y que nos recordarían la fotografía de Einsestein. Un legado para el cine mexicano.
[Leer más +]
27 de 28 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
Documento histórico y obra de arte
De esas producciones de un inmenso valor tanto histórico como artístico. No es ni una película ni un documental, sino una mezcla de ambas. Con cuatro diferentes partes que pretenden entender y mostrar las raíces de México. Las imágenes buscan un impacto dramático más que mostrar la realidad (cualquiera que ésta sea). Las tomas de Eisenstein muestran un punto de vista extranjero que mira a México con ojos de sorpresa, horror y maravilla; pero no deja de ser un punto de vista que desde fuera busca explicarse una realidad que se le escapa, aunque intuye. Tiene ese carácter de obra no terminada, de mezcla de colores y sentimientos que no tienen ni principio ni fin. Película en blanco y negro que muestra un México que ya no existe, y que incluso en 1930 estaba por desaparecer, o por relegarse a escasos rincones del país. Un documento histórico y trabajo inconcluso de uno de los grandes directores del cine.
[Leer más +]
10 de 10 usuarios han encontrado esta crítica útil