arrow

Dragon Ball Super (Serie de TV) (2015)

5,8
2.318
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Serie de TV (2015-2018). 131 episodios. Tras derrotar a Majin Boo, Goku y sus amigos tienen una vida de lo más pacífica: Goku ahora se dedica a la agricultura, aunque siempre encuentra un rato para seguir entrenando; Mister Satan se ha hecho famoso como gran salvador de la Humanidad; Trunks y Goten hacen cosas de niños; Gohan y Videl se han casado; y Vegeta pasa unas vacaciones en familia. Pero algo que cambiará su destino está a punto de ocurrir. Mientras se reúnen para celebrar el cumpleaños de Bulma, el dios de la Destrucción ha despertado y se está dedicando a lo que mejor se le da: aniquilar planetas… y acaba de descubrir la Tierra. Una vez más, Goku necesitará la ayuda de sus amigos para convertirse en el legendario Super Saiyan y poder así derrotar al Dios de la Destrucción. (FILMAFFINITY)
Dirección
  Ver todos los directores
Reparto
Año / País:
/ Japón Japón
Título original:
Dragon Ball Super (TV Series)
Duración
23 min.
Guion
Atsuhiro Tomioka, Makoto Koyama, Toshio Yoshitaka, Yoshifumi Fukushima, Ryû King (Manga: Akira Toriyama)
Música
Norihito Sumitomo
Fotografía
Animation
Productora
Toei Animation / Fuji TV
Género
Serie de TV Animación Ciencia ficción Acción Aventuras Manga Dragon Ball Artes marciales
Grupos  Novedad
Dragon Ball Adaptaciones de Akira Toriyama
5
Dragon Ball Super Incompetentes
Cuando se anuncia que el título sería Dragon Ball Super en principio no caí, pero un dia en casa de repente, sin avisar y sin venir de nada ni leerlo en ningún sitio, la palabra "Super" me hizo enarcar una ceja. ¿Por qué Dragon Ball Super? ¿qué quería decir ese título? y de repente me vino a la mente que el concepto "Super" aquí podría indicar "infantil". Podriamos tener una serie Dragon Ball infantil.
No pasaba nada, pero yo ya tenía un mosqueo en mi interior. Lo que pasa es que como al principio no se sabía de que iba a ir la cosa me dió por pensar que eso de "Super" podría querer decir que ahora la nueva serie iba a otorgar el protagonismo a Goten y Trunks y sus aventuras, lo cual podria estar bien.

Llegó la serie y al final comprobamos que la historia iba a estar situada ANTES de la peli de La Batalla de los Dioses y me empecé a preocupar. ¿Por qué?
[Leer más +]
63 de 91 usuarios han encontrado esta crítica útil
3
No es Dragon Ball
Empieza el mito, con Chala head chala (el mejor opening de la historia). Gohan de niño y sus aventuras por ahí. Piccolo entrenando a un Gohan llorón y normalucho. La aparición de Vegeta (el mejor pj de la historia) y los otros familiares de Goku. Freezer el conquistador del universo y destructor del planeta Namek (el mejor diseño de villano de todos los tiempos). La aparición del Super Saiyajin. El primer ending medio surrealista que terminaba de formar ese sabor tan mágico en la infancia. Y sigue, aparecen los androides, llega Trunks del futuro con su espada y su excelente diseño. Aparece Cell (Nadie como Toriyama tiene tanta magia para diseñar villanos que nos llenen la infancia de emoción). Cell logra su forma perfecta y parece indestructible, pero llega el gran Gohan despertando toda su furia y liberando el Super saiyajin fase 2 (siguen los diseños que te ponen la piel de gallina). Termina la saga y no crees que esto pueda mejorar, pero no sabes que en realidad viene lo mejor, la saga de Buu. Empieza el segundo opening y te das cuenta enseguida de que la fantasía no terminó, sigue siendo lo mejor que te pasó en la vida. Gohan va la escuela, conoce a Videl, hija de Mr Satan. Comienza el gran torneo de artes marciales, se puede disfrutar a los saiyajin yendo por ahí con sus habilidades universales peleando contra mortales y es tremendo! Yamu y Spopovich le dan una paliza a Videl que los niños jamás olvidaremos. Aparece Babidi, el Kaioshin y Dabura. Y cuando creías que Toriyama ya no podía diseñar mejores villanos, logra el villano mejor diseñado de la historia, a la altura de freezer, el gran Majin Buu flaco y también Kid buu. Ni hablar del gran Ssj fase 3. Toda esta increíble saga concluía con el mejor ending de la historia del animé, que nos hacía sentir que nosotros también corríamos junto a Gohan, al lado de la playa, mientras saludábamos a todos nuestros amigos, con Ángeles fuimos. Y toda esta inolvidable vivencia acompañada por la mejor banda sonora de todos los tiempos (solo detrás quizás de la de Rurouni Kenshin), que hacía que se nos ponga la piel de gallina x10 (Sí, lo dije por el Kaioken).
Todas estas son las cosas por las que Dragon Ball Z es la más grande, la inmortal, la que trascendió y se volvió el arquetipo prácticamente de todo lo que significa animé o dibujos animados.

Dragon Ball Super no tiene ni uno solo de esos elementos, no tiene banda sonora espectacular, no tiene un opening mágico que te hace dar ganas de gritarlo a los 7 mares, ni un ending mágico, ni villanos con diseños que quedarán inmortalizados por siempre, ni una animación personal, ni combates espectaculares, ni power ups que te dejan con la boca abierta y el puño en la mano, ni a Vegeta (no reconozco a este farsante). No tiene nada. No tiene esa magia, que no hace falta explicar con palabras, todos la conocemos. Esa magia que te hace volar a ti también. Incluso Dragon Ball GT la tenía en una pequeña parte (opening y ending, animación, diseño del ssj 4, algo tenía). Yo ya no soy niño, pero no hace falta serlo, los niños también sienten lo mismo que sentía yo, al ver Dragon Ball hoy, y les aseguro que aunque sean niños, no lo sentirán con Dagon Ball Super, porque no lo tiene, No tiene nada. Esto no es Dragon Ball. Sin la esencia, no hay forma de que pueda serlo.
[Leer más +]
44 de 58 usuarios han encontrado esta crítica útil