arrow

Madame Marguerite (2015)

Madame Marguerite
Trailer
6,2
1.419
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
París, años 20. Marguerite Dumont es una adinerada mujer, amante de la música y la ópera. Desde hace años canta regularmente frente a su círculo de amigos, pero lo hace lamentablemente desafinado y fuera de tono, y nadie se atreve a decirle la verdad. Tanto su marido como sus amigos se han dedicado siempre a mantener su fantasía. Todo se complica el día que ella decide presentarse frente a un verdadero público en la ópera. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Francia Francia
Título original:
Marguerite
Duración
127 min.
Estreno
1 de abril de 2016
Guion
Xavier Giannoli, Marcia Romano
Música
Ronan Maillard
Fotografía
Glynn Speeckaert
Productora
Coproducción Francia-Rep. Checa-Bélgica; Fidélité Films / Scope Pictures / Sirena Film
Género
Drama Comedia Comedia dramática Ópera Años 20
6
Ilusiones
Son varios temas los que plantea “Madame Marguerite”, y todos son interesantes. Su envoltorio es muy atrayente: posee un diseño de producción con medios (en coproducción con Bélgica y la República Checa), una lucida dirección artística, un gran vestuario, fantástico, una esforzada y vistosa ambientación en definitiva a la que se une una estupenda selección musical, imprescindible en este caso, (aunque no entiendo el que utilicen música de Michael Nyman que compuso para Greenaway) y que tienen el poder suficiente para que el espectador tenga un constante buen sabor de boca. Pero al final, la impresión que nos deja “Madame Marguerite”, es que se ha quedado a mitad de camino y que no bastaban sus intenciones, como suele suceder con los films bienintencionados, porque se notan ciertos baches que hay en el transcurso de la acción, y que también se quedan algunos cabos sueltos o sin terminar de rematar, como su final a capón y sin mucho sentido, al menos para mí, con lo que se nos ha ido contando.
Xavier Giannoli, artífice de su espíritu, se deja embaucar por su ambiente, y eso se refleja en una dirección blanda, a la que le falta cierta energía aunque se revista de “magia”. Su guión, en el que también participa, se nota que han tenido una buena documentación, pero sus estupendos personajes secundarios (sobre todo los relacionados con el ámbito artístico, de la farándula o el mundo intelectual) dan la sensación de no estar exprimidos y que podían haber dado mucho más juego, quizás porque los objetivos de Giannoli se terminan dispersando más que concentrando. Denis Mpunga como Madelbos, personaje que casi un calco adaptado de Max Von Mayerling (Erich von Stroheim en “El crepúsculo de los dioses”), o el personaje de Hazle, que interpreta Crista Théret con el que arranca el film y que parece que tendrá mayor relevancia, son ejemplos de lo que podían haber dado si hubieran tenido sobre el guión un objetivo más definido, dejando también aparcada la posibilidad de una mayor acidez crítica en su aspecto social.
La reina indiscutible del reparto, que además dispone del mejor personaje, es una notable Catherine Frot como Marguerite Dumont, (hay momentos en que nos recuerda físicamente a Carmen Machi), la cual consigue dar un do de pecho con semejante bombón, carácter inspirado en la vida de Florence Foster Jenkins, muy bien defendido por su actriz aunque tenga poca evolución interior.
Producción esforzada, que llega a tener momentos bellos y cuyo drama astutamente se desenvuelve en el género de la comedia para digerirla mejor. No hay duda de que ojalá se dieran más a menudo películas así, aunque tengan sus fallos, porque los proyectos históricos o de ambientaciones costosas parecer ser derivados a producciones televisivas, donde se recorta toda posibilidad innovadora y en las que se les implanta una fórmula asequible para todo tipo de público, convirtiéndolas en productos banales o interminables. Por último comentar que es frustrante que por nuestro país vaya a pasar como película “rara” o no para el “gran público”, según comentaban algunos espectadores al salir de la sala, cuando en Francia sí ha sido asequible para ellos, tuvo un sonado éxito, recibió once nominaciones para los Césars y obtuvo cuatro galardones, los más incontestables y que ninguna pudo arrebatarle.
[Leer más +]
11 de 13 usuarios han encontrado esta crítica útil
5
Solo inspirada
Hace años vi en el teatro "Glorious, la peor cantante del mundo" inspirada en la vida real de Florence Foster Jenkins interpretada maravillosamente por Llum Barrera y Miguel Rellan. Era una obra tronchante pero al mismo tiempo tierna y emotiva y es que su protagonista comenzaba provocando la carcajada y terminaba inspirando cariño y hasta admiración por quien persigue un sueño y cree en si mismo para lograrlo. Madame Margarite se basa en la misma protagonista pero en otra época y más invención. Y como la obra de teatro comienza a carcajadas y termina amable y emotiva, pero se pierde por el camino esbozando personajes en los que luego no profundiza; parece que incluye una historia de amor paralela y lo deja en el aire; presenta tipos simpáticos que parece que dan juego y los da de lado. Ni es tan divertida, ni tan emotiva como el personaje merece. Lo mejor es su encuentro con el profesor de canto y su elenco y la interpretacion de Catherine Frot y Andrés Marcono. Y lo peor es todo el final.
[Leer más +]
11 de 14 usuarios han encontrado esta crítica útil