arrow

Poltergeist (2015)

Poltergeist
Trailer
4,2
5.019
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Cuenta la historia de una familia que, tras mudarse a una nueva casa, se ve azotada por los espíritus de los que la habitaron en el pasado. El foco del ataque sobrenatural se centra en la hija más pequeña del matrimonio. Remake del clásico de 1982. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Estados Unidos Estados Unidos
Título original:
Poltergeist
Duración
93 min.
Estreno
22 de mayo de 2015
Guion
David Lindsay-Abaire
Música
Marc Streitenfeld
Fotografía
Javier Aguirresarobe
Productora
Fox 2000 Pictures / Metro-Goldwyn-Mayer (MGM) / Ghost House Pictures. Productor: Sam Raimi
Género
Terror Fantástico Casas encantadas Fantasmas Remake
Grupos  Novedad
Poltergeist
3
INDEFENDIBLE E INNECESARIA
Era de esperar. Hay ocasiones en que es completamente indefendible el hecho de hacer un remake, ya que las comparaciones son completamente abismales.
Gil Kenan, bajo la producción de Sam Raimi, aborda una nueva versión de todo un clásico del cine de los 80. Una película generacional que nos mostró el horror en el estado más puro, de una forma única e irrepetible.
Pero ahora no estamos en ese momento, ni mucho menos. En la actualidad el cine de terror para el gran consumo se ha vuelto insípido, sin sangre, y sin alma. Hay películas que dan miedo en base a los sustos, pero no se atreven a cruzar la línea de lo realmente terrorífico.
La sobreprotección a la que se somete la sociedad actual se refleja en su cine. Los niños y adolescentes de los 80 recibíamos una mayor tasa de imágenes impactantes, pero con los de ahora, hay un cierto temor a asustarlos realmente.
Todo es políticamente correcto y blanco.
La película carece de atmosfera, está vacía por todos los costados. No niego que pueda tener ciertos hallazgos visuales, como las imágenes del “otro lado”, pero no llega ni al aprobado justo si la comparamos con su predecesora.
La historia se limita a seguir escrupulosamente toda la trama, añadiendo algún enfoque diferente, y reduciendo con bastante poco acierto muchos de los momentos célebres de la cinta del 82.
Escenas como la del árbol y los ataúdes que salen disparados en el clímax, son una simple anécdota en este nuevo acercamiento.
Los actores en piloto automático. Sam Rockwell está desubicado, y Rosemarie DeWitt aguanta el tipo pero sin hacernos olvidar a Jobeth Williams, y su lucha interna por rescatar a la pequeña Carol Anne.
Astutamente la cinta cambia el nombre de la niña, pero no sabe crear la inquietud que transmitía la malograda Heather O’Rourke. Casi provoca más miedo el personaje de su hermano en esta ocasión.
Y le falta un punto importantísimo, el punto de la maravilla. La película original contenía un buen número de secuencias donde el escalofrío te recorría de arriba abajo, y no por el terror de las imágenes, sino por todo lo contrario.
La escena de los espectros bajando por la escalera mientras son grabados por los parapsicólogos, o el momento en el que el espíritu de la niña atraviesa a la madre, y ésta nota todo su amor, son de una belleza emocional irrefutable. ¿Dónde están esos momentos en esta nueva versión?.
Y haciendo cierto esfuerzo para disfrutarla, porque entretenida lo es, lo que ya no resiste ningún tipo de comparación es la banda sonora. La música en vez de maravillar, destroza el conjunto. Se convierte en ambiental y accesoria, y se olvida del subrayado y el desarrollo de los personajes.
Jerry Golsmith entregaba en 1982 una auténtica obra maestra, donde cada uno de los personajes tenía un tema principal, y donde todas las situaciones poseían un desarrollo orquestal, basado en una poderosa melodía principal descriptiva del personaje de Carol Anne.
Cualquier aspirante a director debe encarecidamente analizar, la perfecta comunión que se creaba entre la música y las imágenes. Si no te percatas de ello, es mejor ir pensando en cambiar de oficio.
Muchos me dirán que son otros tiempos. Pues yo sólo les digo, que prefiero quedarme en los ochenta.
Si buscáis una palabra para definir el remake, “innecesaria” sería la más correcta. Y siendo muy benévolos.
[Leer más +]
55 de 62 usuarios han encontrado esta crítica útil
2
Los guionistas saben lo que te asusta
Una lástima. Desde hace meses, cuando salió la primera imagen con la pequeña protagonista frente al televisor haciendo contacto con la gente del más allá, esperaba esta película con ansias. Además de que no salen muchas películas de terror en 3D, lo que le daba un agregado interesante. Hoy, 22 de mayo, la fui a ver por fin y he de decir que me han dejado caer.

No entiendo por qué fueron tan perezosos para escribir un guión, con lo que cuesta tener los recursos para hacer una película. El argumento es el siguiente: Una familia modelo se muda a una casa, en la que pronto se empiezan a percibir presencias sobrenaturales. El mayor problema se da cuando uno de los niños es raptado (o atacado seriamente) por uno de estos atacantes del más allá (poltergeists, fantasmas, demonios, ya da lo mismo). Debido a esto, los padres deben recurrir a un grupo de "profesionales", quienes explican un poco la trama, y llevan todo el equipamiento necesario para salvar a la familia en apuros. ¿Les suena? Creo que a esta altura mucho no se puede spoilear de éste tipo de películas.

Sí, es un remake de una película de 1982, pero igual no hay necesidad. No aporta nada en ningún sentido. Argumental ya vimos que no, y técnico tampoco mucho. Los efectos no están nada mal, pero eso termina siendo irrelevante sin un buen guión que los sustente, y con el agregado de que los de la original tampoco estaban tan mal.

Los niños actores son un tema. Da un poco de lástima criticar tan duramente a solo un chico que quiere actuar, ¡pero por favor! El niño protagonista ocupa el 60% de los planos. Error gravísimo del director porque es malísimo. Tal vez se podrían perdonar actuaciones tan malas cuando los intérpretes son solo niños que rondan los 10 u 11 años, pero es que Kennedi Clements no está nada mal. Hace lo que tiene que hacer cada minuto que aparece en pantalla, que pudieron haber sido más.

Por otro lado, dura muy poco, así que se deja ver. Pero su corta duración hace que el descenlace llegue tan abruptamente que pareciera que cortaron unas cuantas escenas por la mitad. El último tramo es incomprensible. El montaje es muy malo, y cuando aparecen los créditos uno se queda con la sensación de "¿Ya está?".

Personalmente, yo soy de los primeros que saltan a defender a los remakes antes de su lanzamiento, porque me interesa ver cómo pueden adaptar clásicos a los tiempos actuales. Así que no hubo ningún prejuicio hacia está película, porque se que cada tanto alguno puede sorprender, y se pueden encontrar muchas cosas positivas en ellos. Pero lamentablemente este no es el caso.

No solo a la sombra de la original, sino a la sombra de muchas películas de terror modernas.
[Leer más +]
38 de 53 usuarios han encontrado esta crítica útil
Relaciones 1