arrow

Ángeles sin paraíso (1963)

6,9
807
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Jean Hansen (Judy Garland) es profesora de música en un colegio infantil para deficientes mentales. Allí conoce a Reuben, un niño con problemas al que sus padres no visitan desde hace años. Jean lo colmará de atenciones y mimos a pesar de que el director del centro (Burt Lancaster) considera que su actitud es contraproducente. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
Año / País:
/ Estados Unidos Estados Unidos
Título original:
A Child is Waiting
Duración
102 min.
Guion
Abby Mann
Música
Ernest Gold
Fotografía
Joseph LaShelle (B&W)
Productora
Stanley Kramer Productions. Distribuida por United Artists
Género
Drama Discapacidad Enseñanza
9
Inmensa Judy en un duelo de titanes
Judy Garland: la grandiosa voz, la excepcional gran actriz que murió a los 47 años en uno de sus múltiples excesos de somníferos con alcohol; cinco matrimonios, tres hijos, y un talento fuera de serie para todos los géneros dentro del musical, la comedia o este drama descarnado donde se ocupa de interpretar a una mujer madura de vuelta de muchos fracasos, como ella misma, que gozaba de un éxito enorme pero se sentía la más perdedora.

Burt Lancaster resuelve con holgura la fortaleza y claridad de su difícil personaje. Gena Rowlands tiene una colaboración magnífica. John Cassavetes dirige a disgusto porque el productor le impone unas reglas de juego que no acepta, reniega de esta película muy convencional si se tienen en cuenta las rarezas que él dirige, pero a mí me gustan sus rarezas y también esta, que además me gusta mucho, nunca deja de emocionarme ver a Garland tan desprotegida, a seis años de su muerte, dando la impresión de que en cualquier momento va a romperse, va a olvidar la letra, va a equivocar la escena, su propio nombre... perfectamente unida al doliente personaje que interpreta.

Creo que después de esta película hizo una más, en UK con Dirk Bogarde, se tituló algo así como Amarga es la gloria, precisamente la historia trágica de una cantante de éxito que por el alcohol pierde a marido e hijo con una sensacional escena final de recuperación de último minuto cantando ante un público entregado. Como toda América se entregó al asistir a su entierro, multitudinario, espectacular.

Pero aquí todo es intimista. En Ángeles sin paraíso (Título original creo que es: Un niño espera) sólo canturrea un poco como una pobre maestra a quien le urge reconstruir su vida.
[Leer más +]
21 de 24 usuarios han encontrado esta crítica útil
10
Aprendiendo a educar
Esta película ha sido de momento con la que más he llorado en mi vida, claro que yo soy de lágrima fácil. Es muy humana pero realista, supongo que por eso no es plato de buen gusto para todos los públicos, sobre todo para los que no quieren ver la parte más “oculta” del mundo en que vivimos.
Judy Garland está radiante y Burt Lancaster no se queda atrás. Interpretan él al director de un centro para deficientes y ella a una mujer madura soltera con una vida que no le satisface y que busca una actividad que la llene como ser humano, dando un sentido a su existencia y por eso comienza a trabajar en el centro de discapacitados.
El argumento gira en torno a un niño llamado Reuben que según nos cuentan roza la normalidad, pero no es como los demás y justo está ahí lo más triste del film, porque te hacen ver que el niño es bastante consciente de lo que le está pasando, de que está en un limbo entre lo que se considera normal y lo que se ve como deficiente y es rechazado por los otros niños (escena del partido). Te da mucha pena ver que los padres no vienen a verle, siendo un gran consuelo que Jean Hansen (Judy Garland) le trata como si fuera una segunda madre. Sin embargo el director hace ver a Jean que eso es contraproducente según su experiencia.
[Leer más +]
10 de 12 usuarios han encontrado esta crítica útil