arrow

Las cuatro hermanitas (1933)

Las cuatro hermanitas
Trailer
7,0
1.364
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Cuatro jóvenes hermanas, Josephine, Margaret, Amy y Beth March, realizan un aprendizaje, a veces doloroso, a veces fascinante, de la vida y del amor al cuidado de su madre mientras su padre lucha en la Guerra Civil Americana (1861-1865). Las cuatro van creciendo y abandonando, una a una, el hogar familiar para casarse y crear sus propias familias. Sólo se queda Jo, que quiere ser escritora. A pesar de que tiene la sensación de que para ella ya no es posible la felicidad, sigue escribiendo y consigue publicar su primera obra. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Estados Unidos Estados Unidos
Título original:
Little Women
Duración
115 min.
Guion
Sarah Y. Mason, Victor Heerman (Novela: Louisa May Alcott)
Música
Max Steiner
Fotografía
Henry Gerrard (B&W)
Productora
RKO Radio Pictures
Género
Drama Siglo XIX Guerra de Secesión
Grupos  Novedad
Adaptaciones de Louisa May Alcott
9
¡BIENVENIDO AL HOGAR!
Esta frase de la película junto con "el primer beso para mamá" creo que resume muy bien esta excelente película. Me sigue sorprendiendo que nadie haga una crítica a "Cuatro hermanitas" o "Mujercitas" como yo la conocía.

La primera ("¡Bienvenido al hogar!") ilustra lo que se debe esperar de un hogar. Ese lugar donde se aprende a amar, a dar, a ser generosos con los de dentro y con los de fuera, pero sobre todo, donde uno recibe lo mismo que se le enseña. Ese lugar donde todo el mundo es bienvenido, donde la soledad no existe. Sin embargo, me parece que el tema que trata esta película se está olvidando en nuestra sociedad de las prisas y del dinero, donde el hogar ya cada vez es menos un lugar de "bienvenidos". Esta película me recuerda lo que en una ocasión la madre de un famoso médico naturista americano le dijo a este mismo hijo al principio del siglo pasado: "cuánto más cerca estés de la verdad, más solo estarás". Sí, lo que nos enseña "Cuatro hermanitas" es la verdad, la verdad de lo que se debe esperar de la familia, de la hermandad, de los padres, de los hijos, etc. ¡Qué sola te has quedado "Mujercitas"! ¡Estás tan cerca de la verdad!

La otra frase a la que hacía referencia: "el primer beso para mamá" ahonda en la misma idea. Sin duda, siguiendo con frases "el hombre dejará a su padre y a su madre y se adherirá a su esposa y ya no son dos sino una sola carne" dice la Biblia en Génesis. Sin embargo, aunque uno se marche del hogar, su corazón no se puede alejar u olvidar de los suyos. El respeto y la honra que merecen los padres y nuestros hermanos sigue siendo prioritario.

Por lo tanto, gracias "Mujercitas" por recordarnos lo que es la familia. Pero ¡qué sola te has quedado! ¡Estás tan cerca de la verdad!
[Leer más +]
15 de 17 usuarios han encontrado esta crítica útil
9
SÓLO NOS RESTA QUERERNOS Y AYUDARNOS COMO HERMANOS
La familia es el corazón de la sociedad, pues es dentro de ella donde comienza a palpitar el amor, donde fluye la sensibilidad y donde se manifiestan los demás valores que nos permiten establecernos como seres integrales e íntegros. Es la familia la que nos permite superar la incompetencia de los primeros años y es la que nos da las principales herramientas con las que enfrentaremos al mundo en los años subsiguientes. La familia es sostén, complemento, cooperación, participación y es la base desde la que podemos visionar, en micro, la sociedad de la que luego haremos parte. De aquí, la importancia enorme que tiene el poder existir en una familia sólida, respetable, amorosa.

La gran virtud de esta película – y del libro “Mujercitas” de Louisa May Alcott en que ésta se basa – es, precisamente, que recrea con honda sensibilidad y con una lírica sutil y entrañable, los pormenores de una familia de mujeres (cuatro hermanas adolescentes, su madre y su abuela), cuyo padre se haya, por entonces, participando en la Guerra Civil. Entre ellas, presenciaremos un magnífico ejercicio de convivencia, respeto, compañerismo, solidaridad… en un ambiente donde también llega el dolor, el conflicto… y la pérdida. Pero ellas, con su fortaleza espiritual y su profundo amor, consiguen aceptarlo todo y trascenderlo todo, que, al fin y al cabo, todo pasa, la vida siempre recupera su cauce y nos devuelve luego la armonía cuando nos preservamos firmes ante las crisis que llegan.

George Cukor logra la trascendencia con un filme de gran belleza visual, excelentemente fotografiado y con una ambientación impecable que preserva la totalidad de la historia en un tono romántico y cálido que nos toca muy adentro. Las actuaciones son, en general, muy ajustadas, y sobre todo, los personajes de las hermanas resultan plenamente encantadores. Katharine Hepburn da la impresión de que se estuviese representando a sí misma pues, el personaje le calza a la medida. Como ella, Josephine March es impetuosa, definida, anticonvencional, libre, “un espíritu inquieto” como la define el políglota profesor Bhaer, en quien hallará la fuerza trasparente que necesita para sentirse ella.

Otras versiones cinematográficas – anterior muda, en 1918, bajo la dirección de Harley Knoles y posterior, en 1949, dirigida por Mervyn LeRoy - se han hecho de “Mujercitas”, pero, creo que “CUATRO HERMANITAS”, permanecerá como la más eficiente, edificante y emotiva versión del libro de Miss Alcott.

Como dice Gary Zukav en su bello libro “El Lugar del Alma”:

“Tenemos muchas cosas que hacer juntos. Hagámoslas en sabiduría, amor y alegría. Hagamos de ello la experiencia humana”
[Leer más +]
6 de 7 usuarios han encontrado esta crítica útil