arrow

El guardián (Serie de TV) (2001)

5,7
1.235
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Serie de TV (2001-2004). 3 temporadas. 67 episodios. Nick Fallin (Simon Baker), un joven abogado de Pittsburgh, trabaja en el prestigioso despacho de su padre. Lleva una vida completamente despreocupada sin más interés que ir de fiesta en fiesta. Sin embargo, un día es arrestado por un delito de consumo de drogas y condenado a cumplir 1.500 horas de servicio social: su trabajo consiste en representar y defender a menores que han tenido algún problema ante los tribunales. (FILMAFFINITY)
Dirección
  Ver todos los directores
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Estados Unidos Estados Unidos
Título original:
The Guardian (TV Series)
Duración
40 min.
Guion
David Hollander, Rick Eid, Michael R. Perry, Nick Santora, Alfonso H. Moreno, Tom Smuts, Anne McGrail, Peter Parnell, Jennifer Johnson, Craig Turk, Barry M. Schkolnick, Gayley Buckner
Música
Jon Ehrlich (Tema: Jakob Dylan)
Fotografía
James R. Bagdonas, Jacek Laskus
Productora
Emitida por CBS; Gran Via / CBS / Sony Pictures Television / Columbia TriStar Television / Rosecrans Productions Inc / David Hollander Productions
Género
Serie de TV Drama Drama judicial
8
Niños contra empresas
Es extraño que esta serie haya pasado tan desapercibida por España, no sólo para el gran público (se ha emitido en canales digitales y en algunas cadenas autonómicas), sino para los propios críticos o los más firmes seguidores de series. Esa invisibilidad no me permitió ver al completo las tres temporadas en su momento, cosa que sí he podido hacer hace bien poco, de nuevo gracias a Digital +, confirmando con este nuevo visionado la ya de por sí buena valoración que tenía.

Resumo: Sí, es otra serie de abogados, pero diferente. En primer lugar por el tono, nada de comedia, todo drama, todo gris, a lo que Pittsburg (localidad en donde transcurre) ayuda sobremanera. En segundo lugar por la propia temática, abogados de empresas (fusiones, liquidaciones, despidos, juegos éticos…) por un lado; y por otro, abogacía para niños desamparados. Siendo el protagonista quien une estos dos universos tan lejanos: Nick Fallin, socio del bufete dedicado al mundo empresarial, obligado a realizar trabajos sociales en la asistencia a niños por motivos delictivos. Y es el motivo delictivo el tercer pilar que faltaba: la adicción de su protagonista a las drogas, tratado desde un punto de vista asfixiante, siempre está presente, pero pocas veces se ve.

En cuanto a los puntos negativos, veamos, pues esa vocación típicamente norteamericana de recurrir siempre a los “hechos emocionalmente impactantes” en cada capítulo. Me explico. Suceden muchas cosas, demasiadas. La finalización de las tramas en un solo capítulo provoca cierto vértigo. Pero, por otro lado, las tramas de más de un capítulo suelen ser excelentes, por ejemplo, el final de la 2ª temporada y lo bien hilvanado que quedan los sucesos presentes con los pasados. Nada queda sin atar. Pero queda cierto grado de inverosimilitud: no todo eso puede ocurrir a las mismas personas, sobre todo en la 3ª temporada.

Pero recobrando los puntos positivos: los actores, excelentes, especialmente el protagonista, Simon Baker con esa inexpresividad premeditada, rasgo básico de su personaje, un tipo contrario a todos los personajes habituales: borde pero no locuaz, serio pero ambicioso, incapaz de mostrar sentimientos hacia otro. Por último, la precisión de los guiones, sobre todo los desarrollados por el propio creador (David Hollander) y por Rick Eid. En definitiva, y como muestro, una serie altamente recomendable. 67 capítulos para ver cómo la sociedad se pudre.
[Leer más +]
33 de 33 usuarios han encontrado esta crítica útil
7
Solo hay gente
Gente buena y gente mala. O dicho de una manera más adulta, gente que le preocupa el sufrimiento de los demás y hace algo por evitarlo y gente a la que eso le importa menos que una moneda de un céntimo en el medio de una piscina de galápagos.

Aunque parece una serie de abogados más, no lo es. A través de cada capítulo se va descubriendo que lo que hace felices a los protagonistas no es tener aspiraciones elevadas, es sentirse bien con ellos mismos disfrutando de hacer algo por otros que los necesitan. De impecables actuaciones y con una transformación paulatina pero constante del protagonista, esta serie un tanto desconocida te enganchará y no te soltará hasta el final.

Muy recomendable.
[Leer más +]
6 de 6 usuarios han encontrado esta crítica útil