arrow

McVicar, el enemigo público número 1 (1980)

6,0
110
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
A John McVicar le han caído 23 años en una prisión inglesa por atraco a mano armada. Pero no es un tipo conformista y no está dispuesto a cumplirlos. Tras ser trasladado a otro penal, en Newcastle, pronto organizará una fuga e intentará volver a sus actividades delictivas. Sin embargo, las cosas no siempre resultan tan sencillas. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Reino Unido Reino Unido
Título original:
McVicar
Duración
107 min.
Guion
Tom Clegg, John McVicar
Música
Jeff Wayne
Fotografía
Vernon Layton
Productora
The Who Films / Polytel
Género
Thriller Drama carcelario Basado en hechos reales
7
NUNCA SALDRÁS
Thriller en clave biográfico sobre algunos de los momentos más intensos de la vida del delincuente y fugitivo John McVicar, que se dedicó al periodismo después de su última estancia en prisión y que fue considerado por Scotland Yard como el “enemigo público numero uno” en un país que todavía no había recibido la sacudida del golpe que perpetraría Ronald Biggs al tren correo de Glasgow. McVicar ya estaba fichado como un problema para la policía y sus golpes efectivos y violentos le llevaron a la mala fama.

El film se centra en una de sus detenciones y el intento de huida en prisión donde, ya convertido en una celebridad, McVicar (Roger Daltrey) entabla amistad con otros presos como Walter Probyn (Adam Faith) y Ronnie Harrison (Steven Berkoff) mientras planea huir.

Conscientes de que su carrera ya no iría muy lejos tras la muerte del batería Keith Moon en 1978, la banda británica The Who, (encabezada por Roger Daltrey como líder incuestionable y actor en sus ratos libres), produjo ésta adaptación, en que también ponen música, de las memorias del famoso fugitivo. Una suerte de el Lute a la inglesa y que la dirección de Tom Glegg (con una trayectoría practicamente dedicada a la televisión con series como “Van der Valk” o “Hammer House of Horror”) acaba siendo más que aceptable.
[Leer más +]
Sé el primero en valorar esta crítica