arrow

Los cuatro mosqueteros (1974)

Los cuatro mosqueteros
Trailer
5,8
1.694
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Después del ingreso de D'Artagnan en los mosqueteros, los hugonotes (puritanos franceses) ocupan La Rochelle. El duque de Buckingham, amante de la reina de Francia, envía una flota para ayudar a los rebeldes. Richelieu recluta a Rochefort para que secuestre a Constance, mensajera de la Reina y amante de D'Artagnan. Mientras Milady parte hacia Inglaterra para liquidar a Buckingham, los mosqueteros luchan contra los rebeldes. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Reino Unido Reino Unido
Título original:
The Four Musketeers
Duración
108 min.
Guion
George MacDonald Fraser (Novela: Alejandro Dumas)
Música
Lalo Schifrin
Fotografía
David Watkin
Productora
Este Films / Film Trust S.A.
Género
Aventuras Capa y espada Siglo XVII
Grupos  Novedad
Adaptaciones de Alejandro Dumas
"Suntuosa, entretendia, un tanto irregular, es una película sobredimensionada pero agradable"
[Diario El Mundo]
5
La película más misógina de la historia.
Yo me enamoré de Raquel Welch cuando de niño tuve la suerte de ver “Los tres mosqueteros”. Que si Alejandro Dumas, el fantástico reparto, el vestuario, los decorados… todo palidecía en mi cerebro cuando salía esa mujer. Por eso cuando tiempo después visioné “Los cuatro mosqueteros” mi cabreo fue monumental. ¿Cómo se puede hacer una película donde tengas a Raquel Welch y aparezca poco más de cinco minutos? Imbécil, sí, te lo digo a ti Richard Lester, un director que daba una de cal por cada tres de arena.

Y de más entretenida que la primera nada de nada, bastante más infantil en tal caso (incluso en la versión en España se cortó cierta escena con Milady).

Película no apta para mayores de 21 años (se entiende que de los de antes, ahora pueden verla hasta los 40 perfectamente).

Rematamos en el spoiler.
[Leer más +]
23 de 31 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
Segundo y superior capítulo de los mosqueteros de Lester
Segunda incursión en el terreno mosquetero de Richard Lester, rodada a la vez que la anterior repite todo el elenco artístico y técnico de aquella, todos menos el compositor Michel Legrand que cede la batuta a un Lalo Schiffrin mucho más entonado, con temas pegadizos y perfectamente enmarcados en el tono de la película, un film que en algunos aspectos supera a su antecesora.

Los cuatro mosqueteros: La venganza de Milady, se corona como una entrega mucho más vibrante que la anterior, con un sentido del ritmo notable y contagioso, la acción gana en detrimento de la comedia, los personajes se antojan mejor desarrollados y delineados, con mayor protagonismo de algunos, como el soberbio Oliver Reed y la pérfida Faye Dunaway en unas caracterizaciones magistrales y menor de otros, como el de Rachel Welch, se acentúa el sentido aventurero de la historia y contiene duelos a espadas rodados por Lester de manera enérgica y entusiasta.

Contiene momentos pausados en donde el guión deja entrever todas las pesquisas conspiratorias de un entregado Charlton Heston, uno de los mejores Richelieu que ha dado el cine en todas sus diversas representaciones, y se fragua un emotivo sentido de la amistad entre todos sus principales protagonistas, en la que se convierte en la entrega más equilibrada de todas, cine divertido y eficaz de la mano de un director conocedor de la verdadera formula del espectáculo.

Posteriormente, Lester dirigiría una tardía tercera entrega basada en la novela del propio Dumas, 20 años después, rodada en 1989 con el título El regreso de los mosqueteros, no está ni mucho menos a la altura de las anteriores pero era un ligero pasatiempo rodado en numerosas localizaciones españolas, Toledo, Aranjuez, etc.. y con grandes nombres patrios en apartados técnicos, como Reyes Abades en los efectos especiales o el gran Gil Parrondo en los decorados, en una película decente que volvía a reunir algunos protagonistas anteriores como Michael York, Chamberlain y el excelso e irrepetible Oliver Reed y añadía una guapísima Kim Cattrall como espadachín vengativa, todos para la que fue la despedida cinematográfica del añorado Lester, un adiós no del todo recordado y que demostraba lo buen director de oficio que siempre fue.
[Leer más +]
5 de 7 usuarios han encontrado esta crítica útil