arrow

Salvad al tigre (1973)

Salvad al tigre
Trailer
6,4
540
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Narra la odisea a lo largo de un día y medio de un hombre, Harry Stoner, que atraviesa una profunda crisis. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Estados Unidos Estados Unidos
Título original:
Save the Tiger
Duración
101 min.
Guion
Steve Shagan
Música
Marvin Hamlisch
Fotografía
James Crabe
Productora
Paramount Pictures
Género
Drama
8
Hombres de negocios y soluciones negociadas.
Intenso episodio crítico en la vida de un hombre de negocios. La meritoria actuación de Lemmon viene dada por la facilidad de darnos a conocer absolutamente todos los pormenores con los que puede encontrarse un hombre cuando su negocio se va a pique.
Su empresa de confección lleva trampas en las cuentas desde hace un año y parece ser que la única forma de salvar todo es incendiar unos talleres y cobrar la indemnización por el seguro.
Lemmon así se lo hará creer a su socio. Lo convence rápido, las razones son obvias: el cierre puede ser la cárcel, o la calle, y todos sus empleados al paro. Con su edad ya no quieren prescindir de su forma de vida que han logrado tras 15 años de esfuerzos, y nos convence a todos de paso, tristemente.
Rememora episodios cruentos de la guerra, de la niñez… La crisis le domina por momentos. Ahí hay estrés. Llama a su mujer... Todavía puede haber ilusión, ¿o no es más que otro contrato negociable día a día?
Todo es desencanto, hasta cuando está con la joven soñadora que no exige nada. No exige nada ¿cómo es posible? Aunque le agrade, ese ya no es su mundo.
"Salvad al tigre" dice la propaganda. ¡Qué coño salvad al tigre si ya no tiene selva! nos dice la película.
-Quisiera estar enamorado… aunque fuera de un perro o de un gato.
Sí es verdad.
Quisiera ser un tigre al que nadie tuviera que salvar.
[Leer más +]
15 de 17 usuarios han encontrado esta crítica útil
5
Gran interpretación para una película menor
Gran interpretación de Jack Lemmon premiada con un Oscar de Hollywood, para una película menor, que con el tiempo ha empequeñecido aún más, hasta quedarse en muy poca cosa.
Jack Lemmon interpreta, de la manera tan convincente a que nos tiene acostumbrados, el papel de un hombre en crisis: crisis de los 50, crisis matrimonial, crisis económica que pone en peligro su empresa, crisis de valores que le lleva a plantearse con su socio sabotear su propia empresa para cobrar un seguro y seguir adelante...
En cierto modo, la película refleja a través de este personaje un momento crítico en la sociedad norteamericana de principios de los 70, con los escándalos políticos, los primeros coletazos de la crisis económica y de fondo los últimos actos de la guerra de Vietnam.
Una película que, como buena parte del cine de áquellos años, no ha envejecido demasiado bien.
[Leer más +]
12 de 16 usuarios han encontrado esta crítica útil