arrow

El renacido (2015)

El renacido
Trailer
7,3
62.065
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Año 1823. En las profundidades de la América salvaje, el explorador Hugh Glass (Leonardo DiCaprio) participa junto a su hijo mestizo Hawk en una expedición de tramperos que recolecta pieles. Glass resulta gravemente herido por el ataque de un oso y es abandonado a su suerte por un traicionero miembro de su equipo, John Fitzgerald (Tom Hardy). Con la fuerza de voluntad como su única arma, Glass deberá enfrentarse a un territorio hostil, a un invierno brutal y a la guerra constante entre las tribus de nativos americanos, en una búsqueda implacable para conseguir vengarse. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Estados Unidos Estados Unidos
Título original:
The Revenant
Duración
156 min.
Estreno
5 de febrero de 2016
Guion
Mark L. Smith, Alejandro González Iñárritu (Novela: Michael Punke)
Música
Carsten Nicolai, Ryûichi Sakamoto
Fotografía
Emmanuel Lubezki
Productora
New Regency / Anonymous Content / RatPac Entertainment. Distribuida por 20th Century Fox
Género
Aventuras Western Siglo XIX Naturaleza Supervivencia Venganza Basado en hechos reales
5
Not quite my tempo.
Duele quedarte fuera de una película, y más si esta dura dos horas y media. Y eso es lo que me pasa con El Renacido.
No puedo decir que sea una mala película porque sus puntos favorables los tiene: la fotografía es excelsa y no deja momento sin un plano completamente maravilloso. La cámara se mueve por donde quiere y se mancha de sangre, agua o vaho. Las actuaciones de DiCaprio y Tom Hardy son realmente buenas, sobre todo la del primero, que realiza un tour de force que le acabará dando su tan ansiado Óscar.
Todo esto está ahí. Pero no comulgo con la película. Me deja frío y no me adentro en ella en todo su excesivo metraje. Es fría como la nieve que cubre los parajes que nos va mostrando, tan fría y cerebral que es imposible sentir empatía alguna por lo que está pasando. Salvo dos momentos en los que es imposible no estremecerse, el resto lo veo completamente alejado de mí.
No es el Iñarritu de la primera mitad de Birdman, sino el de su última hora, aquel director narcisista que se crece con las imágenes oníricas y se viene arriba de tal manera que excede la duración, el montaje de la película y con las pretensiones de la propia historia. Al final la historia que cuenta no es realmente para tanto, cosa que también es común en el western, pero prefiero la mirada de otros directos más cálidos a la visión hermética que procesa Iñárritu aquí.
La actuación de DiCaprio es muy buena, qué duda cabe, pero es demasiado física. Me recuerda en ese aspecto a la de Chiwetel Ejiofor en 12 años de Esclavitud. Es muy buena, pero no emocional, no se gana mi coraçao. Será un justo ganador del Óscar, eso sí, además permitirá que se deje de dar la vara con que gane el premio o no. Hardy le hace buena réplica, incluso da más matices a su papel de hombre sin piedad.
En definitiva: estoy seguro de que gustará mucho, pero esto no es para mí. Me quedo con la historia más humana de Birdman, sobre todo en su primera mitad. Aquí he asistido a una atracción visual que no está hecha para mí.
[Leer más +]
445 de 558 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
Venganza hecha belleza
30 minutos. Solo son necesarios 30 minutos de este filme para saber que no se está viendo una simple película sino que se está presenciando cine con mayúsculas. No recuerdo un inicio de película tan tremendamente brutal desde Salvar al Soldado Ryan, salvando, valga la redundacia, las distancias, porque si en esta se nos presentaba la brutalidad del Desembarco de Normandía de la manera más cruda y mejor rodada posible, en The Revenant nos presentan a los personajes en medio de una batalla entre indios y colonos, que gracias a los movimientos de cámara de Iñarritu y la increíble fotografía de Lubezki nos muestra que la violencia bien rodada puede ser sinónimo de belleza.

Durante estos minutos de los que hablo no se da descanso al espectador y rápidamente llega LA ESCENA, todo el que vea la película sabrá a cual me refiero, y es tan brutal que será díficil llegar a olvidar una vez vista, y, me atrevería a decir, que será una de esas escenas recordadas cuando se hable de la historia del cine.

Por otra parte, Di Caprio esta brutal, y con brutal quiero decir a que está a un nivel superior a lo que nos tiene acostumbrados, que no es decir poco. Glass, su personaje, le proporciona escenas hechas para su propio lucimiento y que le obliga, además de sacar a flote su estupenda faceta actoral, a tener una potencia física impresionante al alcance de muy pocos actores. Refleja de una manera brutal los sentimientos de su personaje, las ansias de venganza por encima de cualquier circunstancia y todo ello sin apenar soltar palabras de su boca.
La mugre, los trozos de carne desgarrada, la sangre, todo le sienta bien a Di Caprio, chapó. Si este año no gana el óscar que deje de intentarlo.

Como "villano" de la cinta tenemos a un estupendo Tom Hardy que lo da todo en pantalla haciendo de tipo despreciable, con un acento de "paleto" que al principio es díficil digerir pero que va puliendo a medida que avanza la película. Imprescindible escuchar en VO.

Hablemos también de la factura técnica de la película,que en todos, absolutamente TODOS los aspectos roza la perfección, la fotografía de Lubezki es impresionante, los bosques nevados, los ríos helados, los fríos desiertos, podrías sentir una hipotermia sentado en el sofá de casa. Y no pasa desapercibida la edición de sonido, que ayuda, aún mas si cabe, a introducirse por completo en la pantalla. La dirección y el manejo de cámara tampoco se quedan atrás, Iñarritu se recrea en cada gota de lluvia y en cada chispa de fuego para hacernos sentir lo más próximos posible al protagonista.

Lo que si está claro, y que le hace restar algunos puntos, es que la duración es excesiva, se podría decir que confiaba algo más en Iñarritu a la hora de medir los tiempos, pero las dos horas y media que dura tampoco molestan pues aún cuando baja un poco el listón sigue siendo una película notable. Es obvio también que la segunda mitad es peor que la primera, pero es que los primeros 45-50 minutos son totalmente insuperables. Empieza muy potente y no le queda más remedio que ir perdiendo ritmo, al menos hasta el último tramo, donde vuelve a aumentar. Pero aún así, como ya digo, no es un problema, al menos desde mi punto de vista.
El guión no es tampoco ninguna obra de arte, se centra más en como se cuenta que en lo que se cuenta, pero que mas da cuando se cuenta de una manera tan maravillosa.

En definitiva, es una revisión del western, con todos los elementos que lo caracterizan, la venganza, la suciedad, la violencia, la supervivencia... Todo ello mezclado con claras influencias de Malick y con la estupenda narración de Iñarritu.
[Leer más +]
298 de 355 usuarios han encontrado esta crítica útil