arrow

Varsity Blues (1999)

Varsity Blues
Trailer
5,5
1.402
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
El equipo de los Coyotes de West Caan está muy cerca de alcanzar su vigésimo tercer título de liga; sus logros han convertido a su entrenador Bud Kilmer en una auténtica leyenda. Pero cuando Lance Harbor, estrella del equipo, sufre una lesión que le aparta para siempre de la competición, Jonathan “Mox” Moxon toma las riendas de los Coyotes; su actitud irreverente y peculiar enfoque de la vida chocan frontalmente con la disciplina del entrenador. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Estados Unidos Estados Unidos
Título original:
Varsity Blues
Duración
106 min.
Guion
W. Peter Iliff
Música
Mark Isham
Fotografía
Charles Cohen
Productora
Paramount Pictures / MTV Films
Género
Drama Deporte Fútbol americano Adolescencia
3
Jugar para divertirse.
Película que critica el exceso de competitividad al que son sometidos los norteamericanos desde muy pequeño. Creo que esta es la auténtica finalidad de la película y por eso escribo esta crítica, ya que no lo he visto reflejado en las demás. Algo lógico al ver que los "adolescentes" de la película tienen un semblante que demuestra que ya dejaron de serlo desde hace un lustro como mínimo, pero, la realidad, es que son adolescentes y sus vidas alrededor del equipo de fútbol da auténtico pavor como muestra el monólogo de "Billy Boy" sobre cómo lo trataban cuando tenía tan solo 9 años.

Sin embargo esta película no engancha como otras del mismo estilo, la historia principal es poco creíble, las secundarias dan vergüenza ajena y las secuencias de comedia no tienen gracia.

Bastante floja, la verdad.
[Leer más +]
4 de 4 usuarios han encontrado esta crítica útil
6
"No siempre hay que hacer lo correcto"
Aunque los éxitos y miserias de James Van Der Beek como jugador de rugby no le quitaron el sambenito de Dawson Leery, sí que le permitieron destacar en su filmografía una película bastante entretenida que, con acierto, intenta alejarse de los tópicos de la autoparodia del género, aunque es en los escasos momentos en los que se permite la licencia de adentrarse en ellos donde consigue sus escenas más memorables: Momento Sombrero, del sensual y varonil Scott Cann, y Momento Nata, de la siempre difuminada Aly Larter.
[Leer más +]
3 de 3 usuarios han encontrado esta crítica útil