arrow

El maestro del dinero (2016)

El maestro del dinero
Trailer
5,8
10.665
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Lee Gates (George Clooney), un famoso presentador de televisión, es también uno de los principales gurús de Wall Street. Pero cuando el joven Kyle Budwell (Jack O'Connell), siguiendo sus consejos, pierde todo el dinero de su familia, decide secuestrar a Gates durante la emisión en directo de su programa. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Estados Unidos Estados Unidos
Título original:
Money Monster
Duración
100 min.
Estreno
8 de julio de 2016
Guion
Alan DiFiore, Jim Kouf, Jamie Linden (Historia: Alan DiFiore, Jim Kouf)
Música
Dominic Lewis
Fotografía
Matthew Libatique
Productora
Allegiance Theater / Smoke House Pictures / TriStar Pictures / LStar Capital
Género
Thriller Drama Televisión Secuestros / Desapariciones Bolsa & Negocios
7
Thriller comercial que funciona como un reloj suizo
Este tipo de películas ya han sido vistas muchas veces. Pero lo que la hacen notables unas sobre otras, más allá incluso del guión o de su ritmo o dirección, son sus personajes. Siempre dependemos de los personajes para dejarnos llevar por una película de estas características. Y "Money Monster" tiene unos personajes con los que enseguida te identificas, sientes algo positivo o negativo hacia ellos, en seguida te ves inmerso en esa realidad imperada por mentiras y redes sociales, y cuando quieres darte cuenta la película ya ha tenido éxito sobre tus expectativas.
Comandada por el trío protagonista (Clooney, Roberts y O´Connell) de forma comedida y solvente, y dirigida con mucho pulso por una madura Jodie Foster. El ritmo nunca decae, nunca miras el reloj.
El guión nunca entrega una sorpresa verdadera, pero sus juegos de manos y la intensidad del momento en el que te evades en la intriga te meten en el bolsillo sin dudar. La historia ya ha sido vista, pero la entregan de una forma tan competente y profesional que acaba siendo resuelta por encima de la media del género y mejor que otras muchas apuestas similares.
Además, esta película consigue algo que la aplastante mayoría de entregas de su género fallan estrepitosamente: mejoran (y de forma considerable) conforme avanzan. La película comienza y desarrolla su planteamiento más bien de 5,5 o 6 sobre 10. No es hasta el ecuador y su posterior resolución cuando la película consigue escalar hasta su nota actual y real según mi criterio personal. Se aprecia una evolución muy satisfactoria que acompasa muy bien a los personajes y la tensión del momento (inclusos sus chistes y su humor negro convencen más y más). Puede que esta consideración no sea compartida por muchos, pero creo que la película gana cuanto más se magnifica de cara a su segunda mitad y final.
Es entretenimiento previsible por encima de todo. Pero es un entretenimiento previsible que evoluciona de forma genial, y cuya tensión y personajes funcionan a las mil maravillas.
[Leer más +]
44 de 55 usuarios han encontrado esta crítica útil
7
Entretenida, pero de soluciones fáciles.
Entretenida, pero de soluciones fáciles. Hay varias vertientes narrativas: televisión basura y su componente ético; el poder de las redes sociales; dinero y su correspondencia real; y globalidad del mundo digital y velocidad de sus transacciones. Ninguna de esas hebras es abordada en profundidad. La película busca ser reveladora para alertarnos de los peligros de esta era digital, pero sólo nos brinda una primera derivada de los problemas, al contrario de muchas cintas que abordan el descarnado mundo financiero de manera acuciosa. Las dos primeras vertientes son abordadas desde un humor inteligente (crueldad de los inversores y la sorpresiva entrevista a la novia del protagonista), pero desaparecen rápidamente del foco de atención. La directora quizás comete el error de incluir actores muy conocidos (George Clooney y Julia Roberts) al mando del programa televisivo (intertextualidad fallida) en desmedro de un trabajador ignorante que pierde toda su herencia al seguir los consejos del programa “Money Monster” (título original de la cinta). Se enfoca en los derroteros de los amigos (animador y productora) y no se interesa por la solución de los conflictos del joven trabajador que recurre a la violencia para hacerse escuchar. Foster esboza una alerta sobre dónde está el dinero real (ese que tenía su respaldo en oro) o, dicho de otro modo, de si el dinero que se transa es real o ficticio, pero tampoco ahonda demasiado en el tema. Se detiene un poco más en la globalidad del mundo financiero y de las comunicaciones, pero ahí surgen hackers sacados del sombrero y búsquedas demasiado exitosas de un buscador de Internet, lo que resta credibilidad a la supuesta arista periodística de esta película que, pese a sus falencias, tiene buen ritmo y es bastante entretenida.
[Leer más +]
34 de 43 usuarios han encontrado esta crítica útil